Martes, 01 de Diciembre de 2020

Otras localidades

Enrique Cerezo: ''Si fuera una plataforma española la que no paga impuestos aquí, estarían encima de ella"

El productor relanza Flixolé, la plataforma online de cine en español, en estos momentos donde Netflix, Disney y HBO copan el mercado y cuando se debate el futuro del cine

Enrique Cerezo en los archivos de EGEDA

Enrique Cerezo en los archivos de EGEDA / CEDIDA

Es el amo y guardián del cine español de las últimas décadas. Enrique Cerezo, conocido sobre todo por estar en la presidencia del Atlético de Madrid, empezó a comprar películas españolas en los años 80. Desde entonces ha acumulado el mayor archivo fílmico de nuestro país. Desde hace dos años todas esas películas, muchas de ellas restauradas por él, están en Flixolé, el Netflix español, que se reivindica en esta época postconfinamiento, donde las plataformas hacen el agosto.

¿Qué tal funciona Flixolé, le ha beneficiado el confinamiento?

La valoración de Flixolé, para mí, es un éxito, porque ha conseguido una cantidad muy importante de abonados que están respondiendo muy bien al cine que representa esta plataforma y que pone a disposición de sus usuarios.

La plataforma tiene de todo, cine de autor, cine comercial, muchas joyas, ¿cuál es la pieza desconocida de Flixolé?

Flixolé tiene miles de joyas. Es que tiene prácticamente toda la historia del cine español, hasta los años 2000. Desde las grandes películas de Buñuel, a todos los nuevos: Amenábar, Médem, De la Iglesia, pasando por Erice, Trueba, Almodóvar... y por supuesto Mariano Ozores, que siempre recuerdo que la crítica no le ha tratado bien, pero que si ha hecho 80 películas, 70 han sido grandes éxitos de la comedia española. Para bien o para mal. Por eso te digo que hay muchísimas joyas, de Viridiana a Mar adentro. Desde Marcelino pan y vino hasta El cebo. De Tarde de toros a La comunidad. Es una plataforma muy clara en su contenido y que lo que intenta es que el cine español llegue a cuantos más sitios mejor.

Tiene hasta Qué vienen los socialistas de Mariano Ozores, que es una película muy de actualidad, ¿no cree?

Sí, jajaja. De Ozores hay mucho, como decía...

Flixolé ha llegado a un mercado con un auge de plataformas brutal, Disney Plus, Netflix, HBO, muchas de ellas no pagan impuestos en España, sí lo hacen Filmin y Flixolé, ¿Se puede competir en igualdad de condiciones?

No, yo creo que no se puede competir en igualdad de condiciones contra ellos, y creo que es una de las cosas que tiene que hacer el gobierno. Si aquí se generan una cantidad de ingresos en las plataformas, pues que contribuyan como contribuimos Filmin y hacemos nosotros. Eso sería de verdad lo normal y lo justo, pero lo que no se puede hacer es que nosotros contribuyamos y otras plataformas de otro país no contribuyan aquí.

Tampoco están obligadas las plataformas a producir un porcentaje de cine español, como si lo hacen por decreto las televisiones públicas y privadas, ¿Habría que obligarles a hacerlo?

No una imposición, sino una exigencia para que lo empiecen a hacer y que lo hagan cuanto antes mejor. Pero todas estas cosas… si fuera una empresa española la que no paga impuestos enseguida estaría encima de ella, pero estos no sé si tienen una bula especial, pero ya sabes cómo son.

Escuchándole antes recitar nombres de directores y títulos de películas, da vértigo porque es un catálogo ingente de cine español, ¿cómo se ha convertido en el amo de nuestro cine? 

Yo llevo muchos años en este negocio, y ya desde los 80 empezamos a comprar todas estas compañías que no producían, pero que tenían estas joyas del cine español, y esto supuso que, aparte de comprarlas, había que restaurarlas y, por la mala conservación de los materiales, ha sido muy difícil, muy larga, muy costosa... cada película que compramos tiene algo que restaurar.

¿Le han hecho muchas ofertas otras plataformas para comprarle una parte de ese material?

Bueno, a algunas plataformas les vendemos títulos, porque la exclusividad en este tipo de negocios no existe. Bueno, existe, pero nadie vende a solo una plataforma una película en exclusividad, y si se hace creo que pierden otras.

¿Le afecta que en España no haya ayudas a la conservación?

Yo no he pedido ayuda a nadie, pero creo que en Italia, en Alemania, en Francia e incluso en Inglaterra, están dando muchas ayudas de la Unión Europea a la conservación de películas. Y no solo en un plano estatal, sino que hay grandes empresas y directores como Scorsese que pagan restauraciones.

¿Por qué cree que no se apoya la restauración?

Porque han encontrado una persona que lo hace por su cuenta y riesgo y están encantados. Todas las filmotecas del mundo tienen su misión importante que es la conservación de este material, pero aquí sabemos que no se dispone de muchos medios y poco pueden hacer, porque el Ministerio de Cultura o el gobierno no les da la cantidad necesaria para hacer estos trabajos que son largos y laboriosos, pero cuyo resultado es espléndido.

En los presupuestos de este gobierno, que todavía tienen que aprobarse, la Cultura sube un 25 por ciento, ¿Pediría al ministro que incluyera esas ayudas en los presupuestos?

No es que lo pediría, es que lo exigiría, porque ahora, tal y como está el tema, que hayan subido un 25% a la cultura es importante.

¿Qué opina del actual modelo de ayudas al cine?

Este modelo tiene una cosa buena, que es que el productor cobra el dinero de la subvención durante el rodaje de la película, mientras que antes tardábamos dos o tres años en cobrarlo y eso generaba gastos bancarios e inseguridad, porque no sabías cuándo lo ibas a cobrar. Pero luego hay otro tipo de gente que no estamos de acuerdo con ciertas cláusulas que hay para acceder a las subvenciones del ministerio de cultura. Hay algún requisito que viene muy bien a algunos y a otros no nos viene tan bien.

¿Y le gusta el ministro de Cultura, que ha tenido sus más y sus menos con el sector?

Le he conocido en un par de ocasiones y tiene una tarea muy grande por hacer. Todo dependerá de cómo le funcionen las cosas y de que le den dinero para mantener una industria que cada vez es más pequeña, precisamente por esa escasez de dinero.

¿Es por eso por lo que vez produce menos cine? Su última película fue Los últimos de Filipinas...

Ten en cuenta que nosotros empezamos en los 80 y entonces hacíamos hasta siete películas al año, pero después, como sabes, la industria del cine ha dado un bajonazo importante porque, curiosamente, ahora es cuando más cine se ve y cuando la gente va menos al cine. En aquella época, cuando se producía este volumen de películas, en España había tres cadenas de tele, y ahora mira la oferta que hay. Es muy difícil convencer a la gente para que un sábado por la noche coja el coche y vayan a ver una película. Pero esto no quiere decir que el cine vaya a morir, creo que no morirá nunca porque el cine es la base y la madre de todos estos sistemas nuevos que están saliendo.

¿Qué le ha pasado al cine español? ¿Por qué hay una parte de la sociedad que ideológicamente le da la espalda o, directamente, lo ataca?

Hace unos años vivimos una época de prejuicios contra el cine español por los ataques de un sector político. Eso se había pasado, pero parece que algunos quieren recuperar esos falsos estigmas. Yo creo que el cine español estaba muy bien en una época y, en mi opinión, desde unos Premios Goya, vino el enfrentamiento de nuestro cine y de nuestro sistema contra todo el mundo, y fue porque la gente se empezó a creer algo que no era cierto pero que se promocionó tanto en medios… que éramos unos aprovechados, que el dinero que se nos daba estaba mal invertido... y eso se dijo y eso hizo mucho daño a nuestro cine porque muchos dejaron de ir al cine a ver películas españolas. Eso se ha ido tapando poco a poco, pero queda mucho por hacer para que nuestro cine tenga el prestigio que ha tenido siempre en toda su historia.

Volviendo a la plataforma, se dice que la Reina Letizia ve mucho cine, también algunos políticos, como el vicepresidente Pablo Iglesias, ¿qué les diría para que se abonen a Flixolé?

Les diría que es una plataforma para todo el que le guste el cine español, y el que le guste, si no la tiene, la tendrá. Nosotros todavía no hemos hecho una campaña generalista importante, por esa competencia que hay, pensamos que es mejor el boca a boca. Pero tenemos una ventaja, que es que nuestras obras siempre van a estar ahí, porque son nuestras. Así que da igual que se abonen ahora o al año que viene. El producto es nuestro y no tenemos que comprarlo. Y que a los Reyes les guste el cine y vayan al cine es un aliciente para todos.

Álex de la Iglesia ya advertía, cuando era presidente de la Academia y el lío con Internet era la piratería, que habría que crear algo para ver cine online... ¿Si le hubiéramos hecho caso, seríamos ahora inventores del sistema de plataformas?

Yo creo que Álex hizo un discurso que estaba muy bien hecho, pero que no era a favor ni en contra de las plataformas, porque prácticamente ni existían. Lo hizo sobre Internet. Álex quería que todo el mundo pudiera ver todo en online, y no es que le hicieran caso, sino que ya lo estaban viendo y lo siguen viendo. Hay miles de películas que se suben a Internet o a YouTube. Eso puede hacerlo cualquiera sin riesgo. Afortunadamente, con Goole, lo tenemos ya controlado y tenemos un acuerdo para que el que suba las películas solo pueda hacerlo alguien con los derechos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?