Martes, 24 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Coronavirus Covid-19

Quedarse en casa, salir a consumir, un teléfono escacharrado y una bandera de España gigante en la Castellana

Las autoridades madrileñas llevan todo el día lanzando mensajes contradictorios: salir a consumir a los bares, quedarse en casa, aludir a un teléfono que no existe y finalmente clavar una bandera de España gigante en la Castellana

Primer fin de semana de cierre perimetral en Madrid. Después del 'vodevil' que hemos vivido esta semana entre la Comunidad de Madrid y en Gobierno central, Ayuso ha conseguido que el cierre perimetral se establezca por días. Es decir, el cierre acaba cuando acabe el puente. Con todo, hoy hemos asistido a toda una serie de despropósitos y mensajes contradictorios en el seno del gobierno madrileño. 

El viceconsejero de Salud Pública, Antonio Zapatero, ha insistido en reducir la movilidad al máximo y al mismo tiempo, el alcalde madrileño animaba a salir de compras y acudir a la restauración. "Cuanto menos nos movamos, mejor", ha indicado Zapatero en una rueda de prensa en la que ha comparecido junto a la directora general de Salud Pública, Elena Andradas. 

Por su parte, el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, ha lanzado un mensaje opuesto a las palabras de Zapatero. El regidor ha animado a los madrileños a que aprovechen el puente para consumir en Madrid, ir a los restaurantes y a comprar en sus comercios de barrio. "Animo a los madrileños, desde luego, a que, respetando todas las normativas dentro de lo que son los límites del estado de alarma, se acerquen a su comercio de barrio, que se acerquen a la restauración, se acerquen a la hostelería", ha insistido Almeida, quien considera que así se ayuda a "reactivar de algún modo la economía" y "al mantenimiento del espíritu de la ciudad".

El propio Almeida ha reconocido que a veces "le surgen dudas" sobre las cosas que se pueden y no se pueden hacer en Madrid. En ese caso, Almeida llama directamente a la concejala de Seguridad. El propio alcalde se ha dado cuenta de que no todos los ciudadanos madrileños pueden llamar a la concejala de Seguridad. Por eso ha sugerido llamar al número 110. El problema es que este número simplemente no existe, el teléfono de atención al ciudadano es el 010. 

Para rematar el día tan complicado que tiene Almeida, ha colgado un banderón de España para celebrar la Navidad en uno de los puentes de la Castellana de Madrid.  El Ayuntamiento de la capital cuenta este año con un presupuesto de 3,17 millones de euros, similar al del año pasado, que fue de 3,08 millones. Con la decoración navideña busca tratar de potenciar el consumo en unas fechas que serán atípicas por las medidas restrictivas impuestas para tratar de frenar la pandemia de coronavirus.

De hecho, el alcalde madrileño, José Luis Martínez-Almeida, ha asegurado este viernes que desde el Consistorio harán "un esfuerzo" por contribuir a salvar la campaña navideña de los comerciantes y hosteleros con la instalación de luces "que puedan animar a la gente" a consumir.

Y si el año pasado llamó la atención con la bandera española rodeando el belén del Palacio de Cibeles, este año el alcalde va más allá y fomenta el uso de la bandera nacional para iluminar las navidades madrileñas.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?