Sábado, 23 de Enero de 2021

Otras localidades

Historia

La chica favorita de la Edad Media

Un paseo por la historia de Leonor de Aquitania, con Carlos López-Tapia

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Son muy raras las imágenes en madera que han atravesado casi mil años para llegar hasta nosotros, solo una de alguien que superó una docena de partos, llevó dos coronas reales, sobrevivió a sus dos maridos, a más de un decenio de cautiverio y acumula la mayor cantidad de biografías dedicadas a una mujer. La imagen de Leonor de Aquitania reposa en la abadía donde murió, junto a la de su esposo Enrique y su hijo Ricardo "corazón de León", por el que atravesó Europa con toneladas de plata para su rescate. Ninguna otra reina de la historia acumula tanta leyenda y tal cantidad de imágenes evocadoras de una edad que hasta el siglo XVII no se llamó Media; caballeros y torneos, trovadores y amores galantes, imágenes tan potentes como falsas en sus detalles cinematográficos, contribuyen a la supervivencia en la imaginación de alguien de quien en realidad sabemos poco.

La película 'El león en invierno' es un clásico con tanta fuerza de supervivencia como la propia Leonor, interpretada con pasión por Katharine Hepburn, y tan históricamente errónea en sus detalles como la mayoría de los que se han ido acumulando para engordar la leyenda de la Duquesa de Aquitania, que incluye una cabalgada imaginaria con el pecho desnudo y a la cabeza de un pequeño grupo de amazonas en tierra santa de cruzados. Hasta las historias más ridículas se han teñido de realidad para contar aventuras encabezadas por Leonor.

La última biografía recién publicada. / 'Leonor de Aquitania', de Alain-Gilles Minella

Sus huellas alcanzan hasta el final de la Tierra, ya que en la gallega Finisterre una abadía recuerda al padre de Leonor, legendariamente muerto a los pies del altar mayor de la catedral de Santiago de Compostela tras cumplir agonizante con el final del camino. Leonor de Aquitania es, simplemente, la más irresistible de las mujeres reinantes.

Al igual que con las imágenes de madera, son pocas las reinas que han dejado algo más que un monumento funerario, pero la última reina de España está entre ellas, por más que sus biografías ricas en absolutismos y caprichos no suelen transmitir una imagen respetable. El escritor Andrés Trapiello nos ayuda a seguir parte de su rastro en Madrid, más abundante que el del propio Carlos III, pero menos reconocido ante el papel secundario de la mujer en general a lo largo de la historia.

Sin duda, el ejemplo de Leonor de Aquitania abrió posibilidades nuevas a las mujeres. En su tiempo, las mujeres fueron alterando el papel tradicional que la sociedad de señores feudales y de clérigos intransigentes les había asignado. Desde que Leonor rompió los moldes y los trovadores ensalzaron a las damas como dueñas de la voluntad de los hombres, la mujer alcanzó un prestigio inexistente hasta entonces. No es casualidad que se le dedicaran a María la mayoría tanto de las grandes catedrales góticas, como de los templos cristianos de los siglos XII y XIII. Las posibilidades de reconstruir para la pantalla un momento del pasado medieval con precisión son escasas, la biología del planeta es muy distinta en la actualidad y desde atavíos a alimentos, modas y gestos han cambiado. Pero la ciencia no descarta algunas sorpresas que puede depararnos el futuro y que incluyen incluso proyectos de recuperación de especies y animales desaparecidos, como los potentes caballos de guerra que surcaron la Europa medieval.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?