Miércoles, 03 de Marzo de 2021

Otras localidades

Pepa Bueno: "Este libro no es la historia de España, o de ETA, es la historia de dos supervivientes"

La directora de 'Hora 25' presenta en 'La Ventana' su novela 'Vidas arrebatadas' (Planeta) en la que pone voz a la vida, llena de traumas y soledad, de dos supervivientes, entonces niños, del atentado de ETA contra el cuartel de la Guardia Civil de Zaragoza

11 de diciembre de 1987. A las seis de la mañana un un Renault 18 robado se detiene frente la casa cuartel de Zaragoza. Es un coche bomba de ETA. En su interior lleva 250 kilos de amonal. El coche explota dejando un boquete de diez metros. El lateral de la casa cuartel cede, se viene abajo. Entre los escombros, el polvo y el humo quedan los cuerpos de 11 fallecidos, ninguno de los cuales había cumplido siquiera los 40. También hubo supervivientes. Entre ellos, Jose Mari y Víctor Pino Fernández, los protagonistas de la primera novela de la periodista Pepa Bueno, 'Vidas arrebatadas', de la Editorial Planeta.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

José Mari tenía entonces trece años y Víctor, once. Ambos vivían en la casa cuartel con su padre, José Pino; su madre, María del Carmen Fernández, y su hermana Silvia, de 7 años. Ambos se fueron a dormir, como una noche cualquiera, y despertaron entre escombros, con su familia rota para siempre: habían perdido a sus padres y a su hermana. "Esta historia vino a mí y ya no la solté" cuenta en 'La Ventana' Pepa Bueno. Vino primero en forma de un diario que José Mari escribía mientras los fantasmas le quitaban el sueño. "En esas notas de sus noches de insomnio se intuía el abismo. Dije quiero conocerlos. Y de aquella larguísima comida salí convencida de que había que contar su historia porque ahí estaba la tragedia íntima de las víctimas que no se suele contar, la vida cotidiana, cuando la onda expansiva de esa bomba llega hasta el presente e invade toda tu vida", describe la directora de 'Hora 25'.

José Mari y Víctor y Víctor se convirtieron, casi por inercia, en guardias civiles, aún con las heridas pegadas a la piel, sin haber recibido ayuda psicológica en ningún momento. Y con esos traumas convivieron durante años, hasta que lograron la incapacidad laboral total, con unos 40 años. "Llegué a pensar que lo mejor era irme de esta vida para siempre, con papá, mamá y mi hermana, y descansar de una vez", cuenta en 'Vidas arrebatadas' Jose Mari. "Ahora están ambos edificando esa nueva casa, han ido dando tumbos a lo largo de toda su vida, con mucha soledad, con mucho desamparo, con cosas que vistas a la día de hoy nos parecen increíbles, que no fuera habitual el tratamiento psicológico, que nadie viese que no podían ser guardias civiles, que luego el trauma va a salir. Han ido dando tumbos, tardando en identificar qué les pasaba", describe Pepa Bueno en 'La Ventana'.

"Para mí era muy importante el momento en el que ellos leyeran el libro porque tenían que reconocerse; hemos hablado, ha sido muy emocionante, se reconocen. Este libro es su historia, no es la historia de España, no es la historia del terrorismo, es su historia". La historia de los grandes desatendidos de la historia de ETA en España, como cuenta Manuel Jabois en el prólogo del libro, "la historia de los vivos".

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?