Viernes, 16 de Abril de 2021

Otras localidades

HORA 25 EN DIRECTO HORA 25 EN DIRECTO Especial de 'Hora 25' desde Alcázar de San Juan (Ciudad Real)

El drama de la anorexia, en primera persona: "Es un trastorno que tarda años en curarse"

Hablamos con Nuria Busquet sobre las dificultades que conlleva lidiar en medio de la pandemia con una hija adolescente que padece de anorexia

La pandemia supuso un enorme cambio en la rutina de todos. Para algunos, entre los que se encontraban aquellos que padecen de trastornos alimenticios,  el encierro se convirtió en una losa aún más grande que, por si fuera poco, contribuyó a empeorar sus síntomas. Hoy se ha asomado a 'La Ventana' Nuria Busquet, madre de una niña de 13 años que empezó a presentar síntomas de anorexia en el confinamiento, aunque fue en agosto cuando la cosa empeoró. Fue entonces cuando sus padres pidieron ayuda en la sanidad pública. Lo que se encontraron desde entonces es un carrusel de altas y de bajas hospitalarias, de ingresos de pocas semanas que terminan y no garantizan un seguimiento adecuado; una atención intermitente que Nuria Busquet ha denunciado públicamente en sus redes.

Desde que publicó un hilo en Twitter contando su situación, Nuria ha recibido numerosas muestras de apoyo. "En un caso como el nuestro, que es de tanta soledad, ver que no estás sola es absolutamente necesario". Nuria ha contado que su hija se encuentra bien, pero señala que el problema de estos trastornos es que son muy complejos de solucionar definitivamente  "Nunca pensé que una hija mía pudiera desarrollarlo. Estaba equivocada. A raíz de ello, he leído mucho y me he informado mucho del tema y es realmente muy desoladora la sensación porque no solo tienes que lidiar con el deseo de no comer, sino que además a nivel práctico vas viendo cómo ella se va haciendo más pequeña hasta que la tenemos que ingresar”.

Nuria se ha mostrado muy critica con el tratamiento que desde la sanidad pública se ofrece a aquellas personas que padecen estas enfermedades. "Está muy bien que se realimente a las personas en los hospitales, pero el problema aparece luego cuando salen del hospital. Las familias se quedan sin recursos para combatir una enfermedad que te reta las 24 horas del día y con la que es muy difícil lidiar." Uno de los problemas , ha apuntado, es la maraña administrativa con la que se tienen que enfrentar los pacientes. "Este trastorno es muy complicado de arreglar. No se arregla en varias semanas: tarda años. Cuando lo coges y lo tratas con la intensidad que merece durante los meses que necesitas es mucho más fácil que se pueda curar, pero si lo vas dejando o no tratando bien lo que consigues es que se cronifique".

Es precisamente esa burocracia la que obliga a muchas familias a costear tratamientos que suponen un enorme esfuerzo económico que no todas pueden soportar. " Mi hija está en segundo de la ESO y hasta tercero de la ESO no tiene acceso al seguro escolar, lo que reduciría el coste del tratamiento. Hasta hace unos años estos trastornos solo los tenían niñas más mayores, pero esto ha cambiado mucho.  Ahora no tienes acceso a centros públicos de larga duración y si quieres acceder a uno privado tienes que pagar un dineral o acogerte a un seguro escolar al que nosotros no tenemos acceso aún. Estamos atrapados en un proceso administrativo que no tiene nada que ver con la enfermedad."

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?