Viernes, 07 de Mayo de 2021

Otras localidades

Fondos europeos: el tiempo apremia

Francia, Alemania, Italia y España instan a los Estados miembro que aún no han entregado sus planes para no retrasar los plazos de recepción de los fondos europeos. ¿Llegarán a tiempo? Lo analizamos con Diego López Garrido.

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

Los ministros de economía y finanzas de España, Francia, Alemania e Italia han realizado este miércoles una declaración conjunta –en sendas videoconferencias desde Madrid, Berlín, París y Roma- sobre los planes de recuperación para paliar la crisis del coronavirus, que se tienen que enviar a la Comisión Europea antes de que acabe el mes de abril para pedir celeridad en la entrega de las ayudas, que esperan que empiecen a llegar durante el verano. Tras la entrega de los planes por parte de los Estados miembro, serán necesarios dos meses más para el examen y tras ellos, la ratificación por parte de todos los gobiernos de la Unión.

El tiempo es esencial. Y la rápida aprobación del plan será clave para asegurar que nuestras acciones a nivel nacional continúen teniendo efectos y reforzando a nuestros vecinos. Para aportar a nuestros ciudadanos esperanza y confianza en el futuro después de un período tan complicado y para confirmar una vez más que somos más fuertes cuando actuamos juntos” ha defendido Nadia Calviño, vicepresidenta segunda y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital.

Sin embargo, mientras en Europa se apuran los plazos para entregar los planes de los gobiernos, con la intención de que no se demore la llegada del dinero, Estados Unidos ha pagado ya a 30 millones de americanos con cheques de 1.400 dólares a cada uno para que gasten y estimulen la economía. De hecho, parte de esa población ha recibido ya hasta 3 de esos cheques. Unas ayudas, además, que difieren no solo en tiempo, sino también en volumen: Estados Unidos ha desplegado un plan de estímulo de 1,9 billones de dólares, casi el triple que los 750.000 de toda la Unión Europea: Washington gastará el equivalente al 14% de su PIB en empujar la economía, mientras que Bruselas plantea un 1,8% y a lo largo de tres años. Lo que ya ha empezado a tener su traslación a la economía: mientras que Estados Unidos ya ha despegado y crece a un ritmo del 6,5% -y espera cerrar el año un 1% por encima de sus niveles pre-crisis-, Europa crece al 3,9% y, cuando termine el año, seguirá un 2% por debajo.

“Hay un ritmo un poco más lento que en Estados Unidos, pero no cabe duda de que los Fondos de Recuperación son la clave para la recuperación de Europa. No estamos perdiendo el tiempo en absoluto, hay que tener en cuenta que quedan diez países por aprobar los fondos de recuperación en sus parlamentos y, a partir de ese momento, la Unión Europea podrá ya emitir deuda y dar ya a los países, de los cuales los que más se van a beneficiar van a ser España e Italia” explica en Hora 25 de los Negocios Diego López Garrido, ex Secretario de Estado para la Unión Europea y Vicepresidente de la Fundación Alternativas. Pero es que Europa, señala López Garrido, no es Estados Unidos, “que es un Estado, con un Gobierno que tiene una capacidad, además, con la Reserva Federal, de lanzar con toda rapidez los fondos. Pasó ya en la crisis financiera de hace diez años que, con Barack Obama, que hizo unas inversiones mucho mayores, mientras que en Europa estábamos en la austeridad, por lo menos ahora ya no estamos en la austeridad. Ese es el gran cambio” apunta.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?