Sábado, 25 de Septiembre de 2021

Otras localidades

Vecinos y héroes, lo que ha quedado del incendio de Sierra Bermeja

Las historias entremezcladas de María Ángeles Calvente, vecina de Jurique y Gerardo Rosales, sacerdote de Júzcar, Faraján y Alpandeire

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

 La actualidad lleva días siguiendo de cerca qué es lo que pasa con el incendio de Sierra Bermeja. El fuego ha consumido ya casi 8000 hectáreas. Sin embargo, está controlado, por lo que los vecinos están pudiendo volver a sus casas. Por un lado, se ha asomado a ‘La Ventana Maria Ángeles Calvente, vecina de Jubrique. El fuego le pilló en una casa de campo en el mismo municipio. El viernes les confinaron y el sábado les desalojaron. Por otro lado, está Gerardo Rosales, sacerdote de Júzcar, Faraján que lleva cuatro años en la zona y en un momento de caos puso su coche a disposición para sacar a gente del pueblo.

María Ángeles relataba el proceso de cómo había vuelto al pueblo: “había ya ganas, parecía que hacía dos o tres años que no volvíamos al puebloLos vecinos llevaban tiempo ansiando este momento: “Tanto yo como todos los vecinos estaban deseando de poder meterse en su casa y de estar bien”.

Ayuda a través de las redes sociales

Sin embargo, se han puesto en marcha las redes sociales preexistentes en los pueblos y los vecinos han sido informados mediante grupos de Whatsapp y estaban en contacto constante con el Alcalde: Sabíamos que al pueblo no había llegado, pero por tema de humos había que desalojar”. Pese a tener este salvavidas que supuso el saber constantemente qué pasaba con sus hogares, no se pudieron evitar los sentimientos de angustia y hubo: “Mucha incertidumbre y muchos nervios”. Pensaban en la situación de los más vulnerables: “Tienen que sacar a los abuelos y a los niños. Los niños no entienden y los abuelos metidos en cama… pues imagínate”.

Cuando salían de sus casas, los vecinos derramaron lágrimas de rabia e impotencia. María Ángeles, ha llorado cuando ha vuelto: “Entre compañeros hablas del tema y empiezas a contar anécdotas y cosas y terminas emocionándote”.

La solidaridad colectiva hizo su aparición en distintas formas. Había vecinos que se encontraban en Madrid y Barcelona que querían ayudar y decían: “Fulanito tiene las llaves de mi casa” así podían entrar en los hogares que se encontraban vacíos.

El cura trasladó a personas con su coche

Otra persona que ha destacado por su generosidad ha sido Gerardo Rosales. Se encargó de trasladar en su coche a las personas dependientes: “Estaba el alcalde y le dije que estaba mi coche a disposición si hiciera falta”.

Más que temor sintió desconcierto. Cuando se acercaba con el coche las cenizas caían y parecía que se encontraba en una película. Una mujer que fue a recoger le dijo: “Tú llevas cuatro años aquí, has tenido inundaciones, has pillad la pandemia, has pillado el confinamiento, ahora has pillado el incendio... eres como Moisés hijo”. Lo único que tenía en la cabeza era que tenía que ayudar: “Dios pues ya me ayudará, pero ahora tengo que ayudar yo.”

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?