Martes, 26 de Octubre de 2021

Otras localidades

Festival San Sebastián

Raphael: "A mí no se me ha utilizado políticamente porque no me dejo"

El cantante presenta en el Festival de San Sebastián 'Raphaelismo', una serie documental sobre su vida

Raphael en la alfombra roja

Raphael en la alfombra roja / Carlos Alvarez (Getty Images)

Pocos artistas han logrado lo que Raphael. 60 años subido a los escenarios y un repertorio musical que no entiende de generaciones. Sus canciones son transversales, han resistido al paso del tiempo y se siguen bailando en cualquier evento. "Mientras me bailen en las verbenas y me canten en el karaoke, no hay problema. Hay gente que le sienta mal el éxito de los demás y tienen que decir a veces una palabra que no está bien dicha, pero les perdono", confiesta el cantante durante el Festival de San Sebastián, marco elegido para presentar 'Raphaelismo', serie documental de Movistar+ que repasa su trayectoria.

Raphael alcanzó parte de su éxito gracias a Eurovisión en los años 60. Y eso que no ganó. "Yo lo recuerdo como un maravilloso milagro porque si llego a ganar no sé hubiera formado la que se formó. La discusión todavía sigue", recuerda por el apoyo que recibió en toda Europa, que lo consideraba el ganador moral y abrazó como icono de una nueva era a ese chico joven con una voz poderosa.

Ese el punto de partida del segundo capítulo -el que se ha sido proyectado en el certamen- del trabajo documental que firman Charlie Arnáiz y Alberto Ortega, autores de, entre otras producciones, 'Anatomía de un dandy', la película sobre Francisco Umbral. Como el escritor, la personalidad arrolladora de Raphael le ha permitido marcar y controlar toda su carrera. "A mí no se me ha utilizado políticamente porque no me dejo. A mi no se me ha utilizado ni politicamente ni de ninguna manera, porque no me dejo. Cuando no quiero hacer una cosa, digo que no, que ese no es el camino", responde tajante.

El cantante recuerda sus inicios, la locura de un público entregado que lo esperaba en el aeropuerto, sus actuaciones en el Madison Square Garden y en el Olympa de París, sus primeras giras, pero también su origen humilde, hijo de un albañil al que soñaba con bajar del andamio, y el comienzo de su relación con Natalia Figueroa. Toda su familia participa en el documental, al igual que numerosos compañeros de profesión que celebran y reivindican la riqueza musical de su repertorio, el de un artista que, además, entra en las casas de todos los españoles cada Navidad. Se ha convertido en uno más de la familia.

"Los programas de Nochebuena me han servido de mucho, me han metido en todas las casas de España, en todas. Sé que hay mucha gente joven ahora que me conoce por eso y que han seguido los consejos de sus padres y han venido a verme y como les han gustado los conciertos se han quedado. Ese es mi público ahora, los hijos y nietos de los de antes", dice orgulloso Raphael.

Su carrera está más llena de luces que de sombras, pero también hay episodios donde la fama, la presión y el estrés le obligaron a parar. "Cometí el grave error de llevarme a mi señora madre a hacer una gira de mucho tiempo a países donde no entendía el idioma y donde yo hacía cuatro conciertos al día y ni me veía. Fue una gran equivocación por mi parte llevarme a mi madre a ese matadero. Chocamos y eso me desquició, pero no que yo estuviera malo de voz o eso. La presión para mí era mi madre", explica.

Para bien y para mal Raphael asume la responsabilidad de todo su trayectoria. "Jamás he hecho lo que me dicen que haga. Me puedo dejar aconsejar, pero la culpa de todo lo que me pase a mí es mía, lo bueno y lo malo", confiesa y añade detalles del episodio de su vida más complicado. "Yo cuando he estado malo ha sido una vez en toda mi vida y fue cuando me hicieron el trasplante. Esa vez sí y la culpa fue mía. Pero lo demás pertenece a la rumorología popular. He sido siempre un chico muy sano, fuerte hasta que llegó el trasplante. Que todo empezó por beber, pero por beber de una manera como remedio de algo. Hubo una temporada larga que no dormía y entonces en los hoteles implantaron unos pequeños minibares y me di cuenta de que bebiéndome un botellín de esos yo dormía como un lirón toda la noche. Eso me llevó a un trasplante. Eso es lo único que he hecho y a conciencia sé que lo he hecho y está mal hecho. Ya está resuelto y no se lo aconsejo a nadie. Si no duermen, que se aguanten", cuenta.

Vestido con una chupa de cuero y luciendo su melena, Raphael ha desfilado por la alfombra roja de San Sebastián entre gritos de los fans y el cariño de una industria que lo mira como uno de los grandes iconos de la cultura española. El calor de la calle lo tiene, pero ¿el de las instituciones? "El Estado no protege a los artistas. Lo que pasa es que el español es muy listo y nos protegemos nosotros", concluye.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?