Hora 14 Fin de SemanaHora 14 Fin de Semana
Sociedad

Colgar la bata antes de tiempo: "Hemos sufrido la pandemia desde la trinchera"

El colapso de la atención primaria en la sexta ola y la amenaza de que suceda lo mismo en los hospitales está llevando al límite a miles de sanitarios en España. Según los sindicatos médicos un 25 por ciento de estos trabajadores quiere abandonar la profesión

Sanitarios agotados por la pandemia. / GettyImages

Madrid

"Son las cuatro de la madrugada. Llevo 19 horas trabajando en las Urgencias del hospital. La sala de espera está llena. Han pasado casi dos años desde que comenzó la pandemia y en España estamos en mitad de la sexta ola..." Este es el inicio de un artículo que ha escrito en The Washington Post una médica internista -especializada en enfermedades infecciosas- que trabaja en un hospital de Barcelona. En este artículo explica cuál es su día a día: saturación, estrés, doblar turnos, mal trato por parte de algunos pacientes. No puede más. Está al límite, tanto que se plantea colgar la bata.

"Me he replanteado toda mi vida profesional"

01:31

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/001RD010000006681452/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

María Eugenia lleva formándose 20 años, en ejercicio 10. Esta venezolana trabaja en urgencias desde 2018. Ahora tiene 34 años. "Somos seres humanos que vivimos exactamente lo mismo que los demás, familiares que han muerto por la COVID-19, que tienen secuelas. Convivimos con nuestro propio miedo a la enfermedad fuera y dentro del hospital. Hemos vivido la misma pandemia que el resto del mundo, pero además la hemos sufrido desde la trinchera". Ser médico, como tantas otras profesiones, es algo vocacional. "Te replanteas toda tu vida profesional cuando sales de trabajar después de 16, 19 horas en el hospital y ves cómo la gente va a fiestas donde no se cumplen las normas sanitarias o cuando le preguntas a un paciente si se ha vacunado y te responde mal. Es más difícil de gestionar cuando se trata de allegados, familia o amigos". "He recibido pacientes que no querían que los viera porque les he preguntado por su inmunización, me han cuestionado como médica, les he tenido que convencer de que no tienen un trombo por la vacuna y que no necesitan un TAC cerebral porque clínicamente puedo asegurarles que están bien". "No es el grueso de la población, pero sí un alto porcentaje me han tratado mal, incluso con respuestas xenófobas y machistas".

"El índice de suicidio entre los médicos es el más alto de todas las profesiones y no está relacionado con las condiciones económicas, sino con las cargas que aguantan en sus puestos" 

Colgar la bata antes de tiempo es algo que se están planteando, según datos del sindicato médico AMYTS, hasta el 25 por ciento de los médicos. El índice de suicidios entre estos profesionales y también entre las enfermeras ha aumentado considerablemente durante la pandemia. "El suicidio en este tipo de trabajo es el más alto de todas las profesiones y no está relacionado con las condiciones socioeconómicas, sino con las cargas que aguantan en sus puestos. A esto hay que añadir las carencias de personal y ahora, además, el abandono de muchos médicos y sanitarios. Esto se traduce en una mayor carga de trabajo y un sistema sanitario, especialmente en atención primaria, totalmente inservible para atender a los ciudadanos", explica el doctor Tomás Toranzo, presidente de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos.

La situación de la sanidad en España ya era delicada antes de la pandemia, especialmente en la atención primaria. Con la emergencia que ha provocado el coronavirus las cosas han empeorado. En los hospitales sobrevuela el miedo a lo vivido en la primera y segunda ola y en los centros de salud, los médicos se han enredado en un trabajo burocrático interminable para tramitar bajas y altas que se han multiplicado desde finales de noviembre al mismo ritmo que aumentaban los contagios. "Lo que se espera de nosotros es que veamos a pacientes uno detrás de otro, pero con una calidad que ha bajado enteros, desde hace muchos años, pero la pandemia lo ha agudizado todo". Enrique Gavilán es médico de la primaria en un pueblo de Extremadura. "Hay momentos en los que te planteas si tiene sentido seguir y piensas que la profesión no puede estar por encima de ti como persona". Él trabajó mucho tiempo en una zona urbana, atendiendo a un número grande de pacientes al día, "60 era mi récord, hoy esa cifra se ha normalizado incluso hay días en los que llegas a ver 80 ó 100 pacientes". Llegó un momento en el que no podía más. En 2019 publicó un libro 'Cuando ya no puedes más' en el que contaba que es tener el síndrome de burnout o síndrome del trabajador quemado, según la denominación de la Organización Mundial de la Salud. Un libro prepandemia con el que hoy se identifican cientos de colegas de Gavilán.

"Hay momentos en los que te planteas si tiene sentido seguir y piensas que la profesión no puede estar por encima de ti como persona"

"He hablado con compañeros que llevan 25 años de profesión que están dispuestos a dejarlo porque no pueden más". "Cuando podemos dedicar tiempo a los pacientes, cuando no estamos enredados en papeleo, realmente es ahí cuando todo cobra sentido y cuando te sientes útil", asegura Enrique. La sensación de no hacer bien el trabajo es una de las razones que les provoca estrés y ansiedad. "Que el paciente sienta que somos fiables y que estamos ahí para cuidarle".

Los profesionales de la sanidad piden al Gobierno que se aumente la dotación económica, especialmente la destinada a la atención primaria. En España el 14 por ciento del total del gasto sanitario está dedicado a la primaria. La OMS recomienda que ese porcentaje sea del 25 por ciento, con lo que estamos 11 puntos por debajo de los parámetros que fija la Organización Mundial de la Salud. "Una de las soluciones para aliviar la saturación en los centros de salud es que las bajas y altas por COVID, en el caso de los asintomáticos, las hicieran las mutuas y médicos de empresa", recomiendan desde la Confederación de Sindicatos Médicos, "para que los médicos del Sistema Nacional de Salud se dediquen a hacer lo que tienen que hacer: ver pacientes".

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad