Hora 25Las entrevistas de Aimar
Sociedad

Pablo del Hierro: "Los fascistas usaron Madrid tras la II Guerra Mundial para decir: todavía estamos aquí"

Aimar Bretos entrevista al historiador Pablo del Hierro, que ha reconstruido el entramado secreto que usó la extrema derecha para refugiarse en la capital española tras la guerra

Pablo del Hierro, historiador

Pablo del Hierro, historiador

25:30

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1643139907925/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Madrid

Europa, años cuarenta del siglo 20. En España ha ganado la partida el Franquismo. Se impone la dictadura. En el resto de Europa se da el movimiento contrario: caen los regímenes fascistas y empieza una persecución de sus líderes, que hacen lo posible por esconderse, por huir, por empezar una nueva vida. Por rearmarse. Comienza para esos dirigentes nazis (alemanes, italianos, belgas…) una vida de identidades falsas, encuentros clandestinos y negocios turbios. ¿Y qué base eligen para todo esto? Un lugar idóneo en el que se sienten protegidos: la ciudad de Madrid.

"Madrid se convierte en un punto intermedio para coger barcos hacia Argentina y algunas de las personas que tienen idea de dirigirse hacia allí se dan cuenta de que en Madrid no se está tan mal y deciden quedarse", afirma Pablo del Hierro, profesor de Historia en la Universidad de Maastricht, que acaba de reconstruir todo el entramado secreto que tejió el movimiento fascista europeo en Madrid entre los años 1945 y 1953 en un artículo publicado en la Universidad de Cambridge.

Más información

"En la Guerra Mundial España pasa de ser neutral a ser no beligerante, pero eso ya le convierte en un punto muy interesante para espías del Eje y del bando aliado. A partir de 1945 esto se intensifica en la extrema derecha porque necesitan una serie de estructuras que permitan a esos criminales de guerra huir; necesitan papeles falsos, documentos que acrediten otro nombre, dinero, ropa...", dice el investigador, que señala la ironía de cómo cambió la forma en la que Madrid se veía a sí misma: "La transformación de Madrid como tumba del fascismo a su refugio ocurrió relativamente rápido". Hasta el punto de ser, concluye Del Hierro, un paso obligado para los criminales fascistas.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad