Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 21 de Julio de 2019

Otras localidades

Una mochila cargada de explosivos aporta nuevos datos a la investigación

Los artefactos fueron activados a través de la alarma de teléfonos móviles

Todos los artefactos que explotaron en los atentados del 11-M fueron accionados a través de teléfonos móviles, según ha podido saber la SER de fuentes de la lucha antiterrorista. Además, la policía ha podido recuperar una mochila cargada de explosivos que ha aportado datos importantes a la investigación.

La mochila encontrada estaba cargada con 10,2 kilos de un explosivo plástico fabricado en España del tipo especial C que se corresponde con la antigua marca de explosivos Riotinto. El detonador utilizado, también de fabricación española, es de cobre y estaba conectado a los explosivos mediante un cable que llegaba hasta la alarma despertador del teléfono móvil, por lo que la propia alarma o la vibración del teléfono móvil podría haber activado la carga.

La mochila contenía además alrededor de un kilo de metralla compuesta por tornillos y clavos que estaban pegados rodeando el explosivo. Según los responsables de la investigación, la mochila fue encontrada en uno de los trenes y trasladada como un equipaje más perdido en esta catástrofe. Los explosivos se trasladaron a la comisaría de Vallecas y de madrugada fue descubierto e investigado por los Tedax.

El Ministerio del Interior ha confirmado la existencia de la mochila cargada de explosivos, pero no confirman la composición del artefacto ni el origen de sus componentes. Las otras fuentes consultadas aseguran que todo parece indicar que no se trata de los componentes utilizados por ETA (los detonadores, por ejemplo, son de cobre mientras la banda terrorista utiliza detonadores de aluminio) y sostienen que los más probable es que se trate de un grupo terrorista islámico y apuntan directamente a Al Qaeda.

PRUEBAS DE ADN

Los investigadores se disponen además a hacer pruebas de ADN a algunos de los objetos encontrados en la furgoneta robada encontrada en Alcalá de Henares, y presuntamente utilizada por los terroristas: guantes, gorro de lana, jerseys, y camisetas de tirantes de colores.

Según fuentes de la Audiencia Nacional, se trabaja en dos líneas de investigación: ETA y Al Qaeda.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?