Últimas noticias Hemeroteca

Millones de católicos recuerdan al Papa Juan Pablo II

El cuerpo del Pontífice, expuesto en la Santa Sede

Miles de feligreses se han congregado en la mañana del domingo en la Plaza de San Pedro del Vaticano, donde el cardenal Angelo Sodano ha oficiado una misa por el alma de Juan Pablo II, que murió en la noche del sábado a los 84 años de edad, en su despacho particular. A mediodía, la Santa Sede expuso durante tres horas y media el cuerpo del anciano Pontífice en la sala Clementina, donde ha sido honrado por la Curia romana y las principales autoridades italianas.

Más información

Sodano, quien hasta la muerte del Papa ocupaba el cargo de Secretario de Estado, ya que tras la muerte del Pontífice quedan anulados todos los cargos, excepto el camarlengo, (que actualmente ocupa el español Eduardo Martínez Somalo), el penitenciario mayor y el vicario para Roma, ha oficiado la multitudinaria misa, a la que han asistido 200.000 feligreses, en la que se ha rezado la Regina Coeli, que sustituye al Angelus en el tiempo de Pascua, por el alma de Juan Pablo II.

El cardenal se refirió al fallecido como "Juan Pablo II El Grande", en una misa interrumpida en varias ocasiones por los aplausos de los asistentes cada vez que se nombraba a Karol Wojtyla. También resaltó los 26 años de pontificado de un Papa que fue "canto de la civilización del amor".

Sodano transmitió a los feligreses el último mensaje póstumo preparado "según explícitas indicaciones" del Papa, que leyó con "honor y nostalgia": "A la Humanidad, que tal vez parece perdida y dominada por el poder del mal, el egoísmo y el miedo, el Señor ofrece su amor, perdona, reconcilia y reabre el ánimo a la esperanza".

En España, y en el resto del mundo, millones de católicos se han congregado desde primera hora de la mañana en iglesias y catedrales, donde se ofician misas que recuerdan a Juan Pablo II.

El cadáver del Pontífice expuesto en la Santa Sede

Desde mediodía, y en contra de lo que se había informado, el cuerpo del Pontífice se ha expuesto, durante tres horas y media, en la sala Clementina del Palacio Apostólico, bajo el fresco del Juicio Final. Sobre un catafalco cubierto de seda y rodeado de cirios, el cuerpo embalsamado de Juan Pablo II, vestido con sotana blanca y casulla roja, además del palio, la mitra y el báculo, ha siendo honrrado por los cardenales, la Curia romana y las autoridades italianas.

Con esta pequeña ceremonia se inician los nueve días consecutivos, los novendiales, de honras fúnebres. Mañana, tal y como ha informado la Santa Sede, desde las 17.00 horas, quedará abierta la capilla ardiente durante tres días en la Basílica Vaticana de San Pedro, para que sea venerado por los fieles. Se prevé que 750.000 personas desfilen por el templo para rendir homenaje a quien ha dirigido la Iglesia católica durante veintiséis años y medio.

El funeral solemne por Juan Pablo II se celebrará a partir del jueves, 7 de abril, en la Basílica de San Pedro. La norma establecida en 1996 por el propio Juan Pablo II establece que los funerales papales deben celebrarse entre cuatro y seis días después del fallecimiento.

Una vez enterrado, todavía no se sabe si será en el Vaticano o en su país, Polonia, entre los días décimo quinto y vigésimo posteriores al fallecimiento de Karol Wojtyla comenzará el Cónclave para elegir a su sucesor.

El arzobispo Leonardo Sandri anuncia la muerte del Papa

¿Cómo será el funeral de Juan Pablo II?

Juan Pablo II ha pulverizado todos los récords en viajes, encíclicas, ordenaciones...

Mensaje póstumo del Papa: "El Señor ofrece su amor, perdona, reconcilia y reabre el ánimo a la esperanza"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?