Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 19 de Octubre de 2019

Otras localidades

Científicos españoles identifican los genes que expanden el cáncer de mama al pulmón

La desactivación de estos genes de forma individual ralentiza el crecimiento y metástasis del cáncer

Joan Massagué y su equipo de investigadores desvelan esta semana en 'Nature' los resultados de un nuevo trabajo sobre la metástasis del cáncer, la capacidad de esta enfermedad para extenderse desde su lugar de origen a otras zonas del organismo. El estudio publicado ahora muestra cómo cuatro genes actúan en conjunto para fomentar el aporte sanguíneo que recibe el cáncer de mama y con ello su crecimiento, además de dotar a las células cancerígenas de su capacidad para alcanzar la circulación sanguínea y penetrar en los tejidos pulmonares donde se desarrollan en un nuevo cáncer.

El descubrimiento no sólo ayuda a explicar cómo se produce la metástasis del cáncer de mama, sino que además apunta a dianas farmacológicas para tratamientos terapéuticos. En la actualidad ya existen líneas de investigación abiertas que analizan cómo la combinación de los fármacos cetuximab y celecoxib actúan sobre la metástasis del cáncer de mama.

La metástasis, la causa principal de mortalidad entre los pacientes de cáncer, es la forma más letal en la que se transforman estas enfermedades y se produce cuando las células de un tumor primario se desprenden de éste e invaden otros tejidos del organismo provocando el desarrollo del cáncer en otros órganos. Según los investigadores, la desactivación de estos cuatro genes de forma individual ralentiza el crecimiento y metástasis del cáncer, pero el bloqueo de todos ellos a un mismo tiempo posee efectos mucho más importantes en este sentido.

Contra la metástasis

Massagué y su equipo descubrieron en una investigación anterior 18 genes que poseen una actividad anormal asociada a la capacidad del cáncer de mama para extenderse. El estudio actual se centra en cuatro de estos genes (EREG, MMP1, MMP2 y COX2) que codifican proteínas llamadas epiregulina, COX2, y metaloproteinasas de matriz 1 y 2, conocidas también porque intervienen en el crecimiento y remodelación de los vasos sanguíneos.

Los investigadores utilizaron ARN de interferencia para silenciar varias combinaciones de los cuatro genes en las células de cáncer de mama humano que se habían extendido a los pulmones y tras ello evaluaron estas células en ratones.

"Descubrimos que al eliminar estos genes de las células tumorales metastásicas agresivas disminuía tanto su capacidad para producir grandes tumores agresivos en las glándulas mamarias de los ratones como su habilidad para liberar células de estos tumores a la circulación", explica Massagué. "Lo más destacable es que mientras que silenciar estos genes de forma individual se mostró eficaz, el silenciamiento de los cuatro casi eliminó por completo el crecimiento y expansión del tumor".

Los análisis de la estructura de los vasos sanguíneos de los tumores revelaron que la desactivación de los cuatro genes redujo en gran medida el entramado de vasos sanguíneos típico de los tumores. Los siguientes experimentos mostraron que los vasos sanguíneos tumorales que se formaban permitieron que un número menor de células cancerígenas se "escaparan" a la circulación sanguínea.

Los investigadores probaron más tarde cómo la pérdida de estos cuatros genes anómalos afectaba a la capacidad de metástasis de las células en el pulmón. Para ello, inyectaron células que carecían de los genes en el sistema circulatorio de los ratones. Según Massagué, las células alcanzaron los capilares pulmonares, pero se quedaron ahí, lo que indica que las células utilizan estos genes para desbloquear las células en los capilares y que puedan penetrar en el tejido pulmonar y crecer en él.

El trabajo publicado en 'Nature' ha sido desarrollado por el equipo del investigador en el 'Memorial Sloan-Kettering Cancer Center' (MKSCC) de Nueva York y en él han participado también los investigadores Cristina Nadal y Roger Gomis que en la actualidad realizan su labor en el Hospital Clinic y el Instituto de Investigación Biomédica (IRB) de Barcelona respectivamente.

En octubre de 2005 Joan Massagué, jefe del Programa de Biología y Genética del Cáncer en el MKSCC, fue nombrado director adjunto del IRB Barcelona, donde supervisa la creación del METLab, un laboratorio dedicado al estudio de la metástasis del cáncer. El científico estará el próximo 19 de abril en España debido a su participación en el ''Barcelona BioMed Forum'', que este año se celebra bajo el lema "Cancer, Economía y Sociedad: invertir en investigación oncológica", y que organizan el IRB Barcelona y la Fundación BBVA.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?