Últimas noticias Hemeroteca

Qué fue de... Freddy Rincón

El centrocampista colombiano, que vistió un año la camiseta del Real Madrid, pasó 123 días en la cárcel acusado de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico

El centrocampista colombiano, que vistió un año la camiseta del Real Madrid, pasó 123 días en la cárcel acusado de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico

Freddy Rincón, (1966, Buenaventura, Colombia) jugó con el Santafé de Bogotá y el América de Cali antes de fichar por el Palmeiras brasileño. Se alzó como campeón de Brasil en 1994 y pronto atrajo la atención de varios clubes europeos.

En 1994 se marchó cedido al Nápoles italiano porque el Palmeiras, poseedor de sus derechos, se declaró insolvente para hacer frente a su contrato. Terminó la cesión con el conjunto napolitano y Rincón fue declarado transferible. Descansaba en Cali cuando recibió una de las mejores noticias de su vida, el Real Madrid estaba interesado en ficharle. Era su gran oportunidad y no la desaprovechó.

La acelerada vuelta de Alfonso al Betis en el verano de 1995, ya cuando había comenzada la pretemporada, obligó a los directivos blancos a mover ficha. Se barajó la idea de contratar a Zinho, Seedorf o a Kili González, pero fue finalmente Freddy Rincón el elegido por Jorge Valdano para convertirse en el quinto extranjero del Real Madrid.

Quinto extranjero del Real Madrid

El club blanco pagó casi 4 millones de dólares al Palmeiras por él. El principal atractivo era que, a pesar de su corta experiencia en Europa, se trataba de un jugador maduro, tenía 29 años cuando recaló en Madrid, que poseía un físico admirable (1,88 metros, 82 kilos) y que había disputado ya dos Mundiales. Pacho Maturana, el ex seleccionador de Colombia, dijo del centrocampista cuando supo que había fichado por el Real Madrid: "Rincón es un futbolista maduro, con la cabeza bien puesta, generoso en el esfuerzo y que aportará al Real Madrid presencia en el área y goles. Es un gran tipo, que sabe lo que quiere. Tiene la cabeza en su sitio". Y agregó: "Nadie sabe mejor que Valdano las necesidades del Real Madrid. Él conoce perfectamente lo que puede aportar Freddy Rincón y si ha dado su visto bueno al fichaje tendrá sus razones".

Freddy Rincón tuvo que competir con Redondo, Esnaider, Zamorano y Laudrup para ganarse un puesto en el once titular. Se trataba del quinto extranjero de la plantilla blanca y Jorge Valdano estaba obligado a dejar en la grada a uno de ellos en cada jornada de Liga.

Corto paso por el Real Madrid

Rincón tuvo una buena actuación en su buen debut durante un partido de la Supercopa de España que los blancos disputaron ante el Deportivo de la Coruña, pero el colombiano no se adaptó al fútbol español y cada vez fue teniendo menos minutos. Su valedor, Jorge Valdano, fue cesado como técnico blanco en mitad de la temporada y su lugar en el banquillo fue ocupado por el gallego Arsenio Iglesias, que nunca confió en el centrocampista y con el que tuvo algún altercado. Los días del colombiano como jugador del Real Madrid estaban contados y al finalizar la campaña Rincón volvió a Brasil, de nuevo al Palmerias. Tan sólo cumplió uno de los tres años que había firmado.

Rincón se vengó del Real Madrid en el Mundial de clubes de 2000. Un gol del colombiano, que defendía los colores del Corinthians, dio la victoria a los suyos frente al Al Nassr y dejó sin final a los blancos.

Auténtico héroe en Colombia

Rincón fue un auténtico estandarte de la Selección colombiana e internacional indiscutible durante muchos años. Junto a René Higuita, Tino Asprilla y Carlos Valderrama formó la mejor generación de futbolistas que ha dado Colombia. Defendió los colores de su combinado nacional en tres Mundiales, Italia 1990, Estados Unidos 1994 y Francia 1998.

Freddy Rincón decidió retirarse después de haber jugado en el Santos y en el Cruzeiro y tras concluir su segunda etapa en el Corinthians en 2004. Pero siguió interesado por el mundo del fútbol y se convirtió en técnico.

123 días en la cárcel

Era el entrenador del club brasileño Sao Bento cuando fue detenido en mayo de 2007 acusado de blanqueo de capital y relación con el narcotráfico. La acusación surgió después de que agentes estadounidenses decomisaran cocaína en una de las embarcaciones de Nautipesaca, una empresa en la que Rincón invirtió unos 750.000 dólares, durante un operativo realizado en el Canal de Panamá. Acusado de este delito el colombiano pasó 123 días en una cárcel de Brasil. Él siempre proclamó su inocencia.

Ahora Rincón está afincado en Brasil y ha sido actualidad en su país hace tan sólo unos meses por unas duras críticas a los jugadores de su país. "Los jugadores de mi generación triunfamos porque teníamos hambre de gloria, pero ahora sólo se piensa en el dinero. Algunos jugadores visten la camiseta nacional pero ignoran su significado. Los futbolistas brasileños aman a su selección, anhelan integrarla, y lucen la camiseta con enorme orgullo". Colombia busca ahora el sueño de clasificarse para el Mundial de Sudáfrica 2010 después de no haber conseguido la clasificación en las dos últimas ediciones.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?