Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 21 de Noviembre de 2019

Otras localidades

La crisis sigue cebándose con el envío de dinero a Latinoamerica

Las remesas en Ecuador, Bolivia y República Dominicana están números rojos, mientras que en Perú Brail y Paraguay se mantienen

Las remesas representan el único ingreso en la economía de las familias latinoamericanas

Otros eran los tiempos en que se debía hacer fila enlos locutoriospara poder enviar el dinero a la familia al otro lado del Atlántico. Era habitual ver el último fin de semana de mes a decenas de inmigrantes latinos enviando desde 20 euros a 700 y hasta 1.000 euros, dependiendo sus ingresos y motivos. Con la crisis y el desempleo los envíos han sufrido una drástica bajada y los clientes escasean.

Más información

El ecuatoriano José Morales tiene su locutorio en el barrio de Salamanca de Madrid y desde hace unos meses ha visto con desesperación como se ha reducido su clientela. Pocos envíos y las llamadas de larga distancia sólo el tiempo necesario. "He pensado traspasarlo o venderlo pero nadie quiere comprar este negocio cuando las remesas han bajado", relata. El negocio de José, que en días buenos solía enviar hasta 25.000 euros, ahora no llega ni a los 5.000. "Si sigue así la cosa, nos quedaremos también sin trabajo", añade.

En la última actualización del ranking de Remesas.org, sobre los destinos de las remesas de España en 2008, Ecuador es uno de los países más afectados por la caída de los envíos de dinerojunto a Bolivia y República Dominicana. Sin embargo se ha visto una pequeña mejoría en Brasil, Paraguay y Perú.

Según los datos publicados por el Banco de España, las remesas que envió España a Ecuador en 2008 cayeron un 18,2%. De ser uno de los países que lideraba los envíos de dinero a Latinoamérica, ha bajado su cuota del 15 al 13% desde 2007. Para ecuador las remesas enviadas desde España representan el 2,9% de su Producto Interno Bruto (PIB).

La boliviana Mercedes Choque, viuda y con cuatro hijos a su cargo en su país, solía enviar 800 euros mensualmente para pagar la hipoteca y los estudios de sus hijos; dinero quemandaba sagradamente desde que llegó en 2001 a España. Pero desde el año pasado el trabajo empezó a escasear y de ganar 1.200 euros como interna ahora gana sólo 700 euros. Entre su alquiler, sus gastos de comida y ropa, ahora apenas puede enviar 200 euros para la alimentación de su familia. "Hemos dejado de pagar la hipoteca y tengo miedo perder mi casa en La Paz", relata entre sollozos.

Las remesas representan en el PIB boliviano el 6% en la actualidad. El impacto negativo de la crisis ha afectado directamente a este ingreso ya que en 2008 Bolivia recibió 72 millones de euros menos que en 2007. Atrás quedó aquel primer trimestre de 2007 donde las remesas superaron la inversión internacional (200 millones de euros frente a 170 de inversión) y llegaron a representar el 10% del PIB de ese año, según hizo conocer el Banco Central de Bolivia en su momento.

La Cámara de Industria, Comercio y Turismo de este país alertó a principio de este año las remesas empezaban a bajar rápidamente después de tres años de ascenso continuo. Uno de los motivos para que hayan bajado las remesas en el país andino, según este informe, es que la mayoría de los inmigrantes trabajaban en la construcción, el sector mas golpeado por la crisis. El informe también señala como otro posible motivo es el impuesto a las remesas decretado a finales de 2007 en Bolivia.

Locutorios en emergencia

Decenas de locutorios y pequeñas casas sobreviven gracias al envío de las remesas. Algunos de estos pequeños comercios han tenido que cerrar sus puertas debido a la competencia de los Bancos y las empresas grandes que también trabajan con este sector de la población. Paura Saucedo, de Colombia, tenía su casa de giros en el barrio de Pueblo Nuevo, pero a finales de mayo tuvo que cerrarlo porque parte de su clientela se quedó sin trabajo y sus ingresos apenas le alcanzaban para pagar el alquiler del local y de su piso. "De ser autónoma pasé otra vez a trabajar en la limpieza" se lamenta. Perdió sus ahorros y dos de sus hijos tuvieron que regresar a Bogotá.

No es la única que se ha visto forzada a tomar esta decisión. En el barrio de Prosperidad, uno de las zonas con mayor presencia de domincianos en Madrid, se puede observar varias persianas de locutorios cerradas definitivamente o anuncios de traspaso, mientras que en los que han logrado sobrevivir a la crisis se anuncian ofertas de hasta tres euros por envío, cuanto su tarifa oficial es de seis euros.

Brasil, Perú y Paraguay escapan de la crisis

El informe del Banco de España también resalta los destinos donde han mejorado los ingresos por este concepto. Los países latinoamericanos donde se han mantenido, y en algunos casos incrementados, son Brasil, Paraguay y Perú, este último con un incremento del 9,7%.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?