Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 19 de Octubre de 2019

Otras localidades

¿Quién se llevará el Oscar a la mejor película?

Una bailarina dispuesta a todo por el papel protagonista, un joven que hará 500 millones de amigos, un rey con terror a que le escuchen, dos hombres y una niña en busca de un asesino, y un vaquero y un astronauta dispuestos a liberar a sus amigos.

Puede parecer que no tienen nada en común, pero todos estos personajes comparten algo: la nominación para llevarse el Óscar a la mejor película. De las 10 películas que conforman la categoría, estas cinco de las que os vamos a hablar parecen ser las que más posibilidades tienen de llevarse el galardón.

Comencemos hablando del largometraje en el que participa la que, según se rumorea, se hará con el Oscar a la Mejor Actriz Principal, y que de momento ya tiene el Globo de Oro y el Bafta, Natalie Portman. En Cisne negro, la actriz israelí es Nina, una escuálida y perfeccionista bailarina que lucha por el papel de su vida: ser la Reina de "El Lago de los Cisnes". La llegada de Lily, una nueva bailarina -interpretada por Mila Kunis- que le puede arrebatar su papel, hace que Nina comience una tortuosa búsqueda de la perfección en la que no sabrá si lucha contra Lily o contra sí misma.

Otra de las que suenan especialmente fuerte en la quiniela de los Oscar es La Red Social, la película que narra el nacimiento de Facebook e intenta retratar la oscura personalidad de Mark Zuckerberg, el creador de la gigantesca red social. Dirigida por David Fincher y con un reparto encabezado por Jesse Eisenberg, Andrew Garfield y Justin Timberlake, la cinta recibió numerosas alabanzas en su estreno, y arrasó en la última edición de los Globos de Oro, haciéndose con los premios de mejor director, guión, película dramática y banda sonora.

Y si La Red Social barrió en los Globos, la gran triunfadora de los Bafta fue la cinta de Tom Hooper, "El discurso del rey". La lucha de Jorge VI (Colin Firth) para superar su tartamudez y dar el discurso más importante de su vida, y la estrecha relación que se establece entre el rey y su excéntrico logopeda (Geoffrey Rush) se llevó 7 de los 14 premios a los que estaba nominada, incluido el premio al mejor actor principal para Colin Firth, el que a todas luces parece que será el ganador del Oscar al mejor actor.

De un candidato a otro, sólo que éste ya cuenta en su haber con el Oscar al mejor actor de 2010. Jeff Bridges participa en la nueva versión de True Grit (En España, Valor de Ley) dirigida por los oscarizados hermanos Coen. Bridges encarna al policía venido a menos Rooster Cogburn, que será contratado por una niña (Haille Stanfield) decidida a encontrar al asesino de su padre, y a cuya misión se unirá el Ranger de Texas, interpretado por Matt Damon.

Pero no todas las grandes apuestas de Hollywood pasan por las historias con personajes de carne y hueso. El vaquero Woody y el guardián espacial Buzz Lightyear han convencido a la Academia para colarse entre las candidatas a mejor película, uniéndose a La Bella y la Bestia y Up como películas de animación que consiguieron abandonar las nominaciones propias de los dibujos. Toy Story 3 es considerada por muchos la mejor entrega de la saga de estos simpáticos juguetes que, una vez más, se ven metidos en problemas, ahora que Andy se ha hecho mayor.

Si bien estas cinco son las películas que parecen tener más probabilidades de llevarse la codiciada estatuilla, no hay que olvidar que los designios de Hollywood pueden ser impredecibles, y a lo mejor es alguna de las otras cinco nominadas, las que parecen contar con menos apoyos , la que consigue dar la sorpresa de la noche.

Las posibles sorpresas

En 2009, la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas estadounidense decidió que era el momento de ampliar el número de candidaturas a Mejor Película a diez -no era la primera vez, entre 1933 y 1943 también eran una decena las películas que optaban al galardón-. Esto hace que, irremediablemente, se establezcan dos subcategorías bastante diferenciadas: las que cuentan con más probabilidades de llevarse el galardón a ojos de crítica y público, y las que no tienen tantas posibilidades. Sin embargo, estas últimas pueden tener un golpe de suerte y acabar convirtiéndose en la sorpresa de la noche. Y en esta edición de los Oscar, estas posibles ganadoras inesperadas son:

-Origen: una historia de ciencia-ficción, que convierte la mente en el escenario de los crímenes más sofisticados, y con unos efectos especiales de infarto. El director, Christopher Nolan, muy conocido por ser el que se ha encargado de hacer resurgir al hombre murciélago con Batman Begins y El Caballero Oscuro y por películas de culto como Memento, apuesta por una película arriesgada pero con un reparto brillante encabezado por Leonardo DiCaprio. Nominada en numerosos premios y categorías, lo cierto es que Origen sólo está consiguiendo ganar aquellos relacionados con la parte técnica.

-The Fighter: basada en una historia real, la cinta recoge la vida de dos hermanastros, Dicky Eklund y Micky Ward que, a pesar de dedicarse ambos al boxeo, vivirán experiencias muy distintas; el primero, interpretado por un demacrado Christian Bale, conocerá la fama y lo perderá todo por su afición a las drogas. Por el contrario, su hermanastro Micky Ward, al que da vida Mark Wahlberg, es incapaz de alcanzar la fama y las continuas derrotas en el ring le hacen replantearse su vida. Dato curioso: La película está dirigida por David O. Rusell en sustitución de Darren Aronofsky, el cual prefirió dirigir Cisne Negro, una de las favoritas a hacerse con el Oscar a Mejor Película.

-127 horas: nuestra compañera María Guerra definió esta película como un "videoclip con bajones", y estableció similitudes con Buried, pues aquí también nos encontramos ante un protagonista atrapado y cuyas probabilidades de morir van aumentando por minutos. Ese personaje es Aaron Ralston, un aventurero que tuvo que enfrentarse a una de las decisiones más terribles de su vida tras cinco días atrapado bajo una roca. Dicen las críticas que, en esta ocasión, Danny Boyle se ha quedado muy lejos de lo conseguido con la oscarizada Slumdog Millionaire, y que la mayor virtud de la cinta es la actuación de James Franco.

-The Kids Are All Right: la aparición del padre biológico de los hijos de una pareja lesbiana formada por Nic (Annette Bening, nominada a Mejor Actriz) y Jules (Julianne Moore) pondrá patas arriba a la familia. ¿El problema? Tratar el tema de la homosexualidad. Fueron muchos lo que acusaron a la Academia de conservadora cuando, en 2005, y en un giro inesperado por todo el mundo, el Oscar que parecía indiscutiblemente destinado a Brokeback Mountain recayó en manos de la película independiente Crash. Sin embargo, las buenas críticas que avalan a la cinta pueden hacer caer los muros de los prejuicios.

-Winter's Bone: basada en la novela homónima de Daniel Woodrell, Winter's Bone cuenta la historia de Ree, una joven de 17 años que, si tenía poco con cuidar a una familia hundida en la miseria y una madre discapacitada, ahora tendrá que luchar contra su desaparecido padre, el cual ha ofrecido el título de la casa en la que viven Ree y su familia a cambio de conseguir la libertad provisional. Cabe destacar que en su palmarés están el Gran Premio del Jurado al mejor drama y el Premio al Mejor Guión del Festival de Cine de Sundance, cuna de la filmografía independiente.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?