Últimas noticias Hemeroteca

Cada hora, más de mil personas cruzan el paso de Libia hacia Túnez

La ONU pide al gobierno tunecino que no cierre la frontera

Mujeres y niños se cuentan entre los refugiados egipcios que esperan su repatriación en la frontera entre Libia y Túnez /

La ONU considera que la situación humanitaria que se vive en el paso de Ras Jdir, en la frontera de Libia con Túnez, es crítica debido a la afluencia masiva de refugiados. Unos 15.000 están saliendo del territorio libio cada día -ya suman en total 140.000, según ACNUR-, y los medios de los que se dispone en el lado tunecino no son suficientes para evacuarlos ni para atenderlos.

Mujeres y niños se cuentan entre los refugiados egipcios que esperan su repatriación en la frontera entre Libia y Túnez / MARÍA JOSÉ AGEJAS

"Es una crisis humanitaria, desde luego", explica a la Cadena SER Feras Kayal, de ACNUR (Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados) "debería haber un lugar para que toda esta gente pase la noche. Está lloviendo, las temperaturas caen y la mayoría tendrá que dormir al raso".

Las condiciones higiénicas en la frontera son pésimas, no hay tiendas de campaña ni instalaciones suficientes, y las autoridades tunecinas han llegado al límite de su capacidad para gestionar esta afluencia masiva. La mayoría de los que atraviesan el paso fronterizo son emigrantes egipcios, y muchos permanecen días en esta región aguardando la evacuación hacia su país.

Del lado libio de la frontera decenas de miles aguardan para entrar. Cuando logran llegar a la valla que separa ambos países muchos han perdido los nervios, y saltan al lado tunecino dejando atrás sus pertenencias, sin saber que, a pesar de su apresuramiento, tendrán que pasar días antes de ser evacuados desde esta región del sur de Túnez. ACNUR ha insistido en la necesidad de que la frontera permanezca abierta.

Gadafi contraataca en Zauiya

El ejército libio asedia en estos momentos por el este y por el oeste la ciudad de Zauiya, a 50 kilómetros al oeste de la capital, con una población de 200.000 habitantes. Esta pasada noche los militares lanzaron un ataque contra esta localidad, que hace días está en poder de la oposición. El ataque, según ha contado a la Cadena SER un opositor desde esa ciudad, no ha provocado víctimas entre la población civil. La oposición, armada con tanques y cohetes, según esta misma fuente, logró repeler el ataque y destruyó al menos un tanque y dos vehículos de las fuerzas leales a Gadafi.

Los habitantes de Zauiya temen una nueva intentona por parte del ejército, ubicado a apenas dos kilómetros del perímetro urbano. La cadena Al Jazeera asegura que el gobierno libio amenaza con bombardear la ciudad. La presencia de tropas se ha incrementado igualmente en otro punto del oeste libio, en Nalut, muy cerca de la frontera con Túnez.

No es el único punto en el que Gadafi está intensificando esfuerzos. También al este de Trípoli ha habido enfrentamientos en las últimas horas en Misrata, la tercera ciudad de Libia, a unos 200 kilómetros de la capital. Esa ciudad continua en manos de la oposición, pero cercada por el ejército. Los militares también han disparado contra un depósito de municiones ubicado a unos 150 kilómetros de Bengasi, capital de la Libia "liberada" por la oposición.

Noticias relacionadas

  • Cada hora, más de mil personas cruzan el paso de Libia hacia Túnez
Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?