Sábado, 21 de Mayo de 2022

Otras localidades

'ENCUENTROS POR' | #PORLOSJÓVENES

Iñaki Gabilondo: "El paro juvenil revela la enfermedad de todo el tejido social"

La primera edición de 'Encuentros POR' del año 2012 se dedica a los jóvenes y a su problema más acuciante, el desempleo

El paro juvenil en Encuentros POR / El próximo día 7 de febrero a las 19:00 hablaremos sobre el paro juvenil en un encuentro PORlosjovenes. Entra en encuentrospor.com para conocer los invitados que participarán en el evento que dirige Iñaki Gabilondo / CADENA SER

'Encuentros POR' regresa a su cita con los oyentes de la Cadena SER en 2012, y en su primera edición del año se preocupa 'POR el futuro de los jóvenes', amenazado por el paro. Iñaki Gabilondo, director de los encuentros, ha inaugurado la edición de este martes asegurando que "el paro juvenil revela la enfermedad y envenenamiento de todo el tejido social". Según el veterano periodista, que casi la mitad de los jóvenes de 25 años que buscan trabajo no lo encuentren constituye "un profundo fracaso", "un drama nacional", "un problema enorme".

"Las sociedades necesitan una cierta temperatura" -decía Iñaki Gabilondo. "La temperatura que necesita la sociedad para vivir... la da la calentura de la sociedad joven. El frío contagia a toda la sociedad y todos ustedes lo notan, no tengo que decírselo". Con su introducción comenzaba un encuentro que -aseguraba el periodista- "no pretende abarcar el problema, sino iluminar sus distintos aspectos". Más allá de los datos estadísticos, continuaba Gabilondo, "el dato que a mí me impresiona es el que no tendremos. Los millones de sueños fallidos, las ilusiones frustradas, las parejas que no se han podido formar, los hijos que no se han podido tener...".

"Más que una generación perdida es una generación engañada"

El actor Alberto Amarilla ha sido el encargado de realizar el monólogo sobre la situación actual de los jóvenes. "Me siento responsable, el engaño se gestó a través de la codicia y avaricia de todos nosotros. La crisis externa ya existía en otros lugares lejanos y cercanos. A mí también me interesa la crisis interna, me interesa si me va bien y sigo comprando mis deseos. Si por culpa de una crisis social externa a mí no tengo trabajo, entraré en una crisis personal por no poder desarrollarme como individuo. Más que una generación perdida es una generación engañada. Es como los reyes magos, pero el regalo no llega", ha señalado al comienzo. Amarilla se ha preguntado "qué hemos hecho mal los de nuestra formación, cuál es nuestra responsabilidad. Nos dicen que sois una generación inmovilista, pero las personas que yo conozco están por encima de todas estas cosas". También se ha referido al movimiento 15-M, en cuyas acampadas en Sol él participó. "Cuando llegó el 15-M tomamos conciencia de nuestro engaño, generación engañada por ellos y por nosotros". El actor ha incidido en el discurso interno de cada persona y su desarrollo. "Yo también tengo un papel y unas circunstancias que no he elegido, y que tengo que interpretar. Si tengo que actuar, despertar,... lo haré como un actor del siglo XXI. Si los métodos antiguos no me sirven deberé inventarme un nuevo método de comunicación. Reaccionar a la realidad aquí y ahora, con amor, y si no es posible, con humor. Debemos luchar para que todos tengamos un papel en el futuro. Ningún actor está por encima de la obra, porque el espectáculo se corrompe y empobrece y no vendrá a vernos nadie".

"Este planeta está teniendo cambios sísmicos, sociales y personales. La sociedad se modifica y nosotros con ella, para bien o para mal todo dependerá de nuestros ojos. Para cambiar nuestro punto de vista tendremos que desaprender las cosas que nos ha enseñado este sistema. Cómo sé si tengo conocimiento, si soy yo el que habla... cuando hemos estado protegidos por la mamá Estado. Yo soy el Estado", ha proseguido. También ha destacado la labor de los padres al acoger de nuevo a los hijos pero pide cambiar la concepción. "Este país no es una herencia de nuestros padres sino un préstamo de nuestros hijos", recalca al tiempo que insta a "no condenarse en una juventud eterna; si seguimos así, vamos a tener jóvenes de 45 años". No nos condenéis a una juventud eterna. Si seguimos así vamos a tener jóvenes de 45 años Finalmente ha reflexionado sobre el estado general en la juventud. "Quizás estamos demasiado obsesionados con cumplir expectativas que no son las nuestras, de dar un salto hacia delante, cuando a lo mejor necesitamos uno lateral para sentirnos mejor con nuestra propia vida".

Contratos precarios y sobrecualificación

Ricardo Ibarra es el presidente del Consejo de la Juventud. Él conoce bien la situación de los jóvenes españoles: "Los más jóvenes no son los que más complicaciones tienen para encontrar trabajo y, además, son los que más rápido lo pierden". Ese es el principal problema: "Ya es no que haya mucho paro juvenil es que los contratos son precarios y casi siempre con trabajos muy por debajo de su formación".

Ricardo define 'trabajo precario' como uno de menor seguridad, menor duración y menor salario que el resto de compañeros. Coincide con Iñaki Gabilondo con la idea de que se ha pervertido la figura del aprendiz: "Ofrecen un primer contrato que es para formarnos pero lo que te encuentras en España es un contrato laboral, en el que a lo mejor ni te van a pagar y que poco o nada te va a servir para tu experiencia laboral".

"Más que una generación perdida es somos una generación frustrada", afirma Ricardo porque, asegura, "los jóvenes ya damos por hecho que tenemos que tener un trabajo precario, que no nos vamos a independizar antes de los 30... y así nos es casi imposible tener un proyecto vital, por no hablar de tener hijos y formar una familia".

Parte de la culpa, según Ricardo, la tiene la administración que "no toma medidas claras para cambiar este sistema" y sugiere dos tipos de medidas. A corto plazo, la administración puede trabajar por los jóvenes emprendedores y dar más bonificaciones a las empresas para contratar a los jóvenes, que haya becas, contratos de formación que sean realmente eso, una transición entre la formación y el empleo. Más a largo plazo lo principal, a juicio de Ricardo, es aportar por una educación de calidad: apostar por una educación no formal (todo lo que se aprende a través de organizaciones juveniles, enseñar a cómo generar proyectos...) en lo que la Unión Europea está trabajando pero "todavía no hay un marco claro", sentencia. El presidente del Consejo de la Juventud también considera fundamental invertir en una educación más diversificada y que se trabaje el I+D+i: "No habrá un cambio hasta que no haya crecimiento productivo", asegura Ricardo que, recuerda que "estamos invirtiendo en la educación de los jóvenes y al final se tienen que ir a otros países para aumentar el tejido productivo de otros países".

Sobre los 'minijobs', Ricardo ve claro el resultado: "Lo que tendremos será jóvenes que no estarán parados pero que tendrán un trabajo precario. Así, dentro de la próxima crisis no tendremos un 50% de paro juvenil, sino un 70%".

Por último, Ricardo señala que "cada vez se tiene menos en cuenta a los jóvenes": "Hay menos espacios de decisión en la empresa, en los centros escolares... y esto genera mucha frustración y mucho desencanto con la política". Y termina preguntándose qué peso tienen los jóvenes hoy en las políticas que les afectan.

Distintos jóvenes, el mismo paro

Luis Gonzalo representa a todos aquellos jóvenes que dejaron de estudiar para incorporarse a la construcción hace unos pocos años y ganar dinero: "Yo ganaba 900 euros al mes, algunos hasta 3.000". Él culpa al sistema educativo porque aunque no aprobaba, pasaba de curso. El trabajo se acabó, se encontró con una letra que pagar y sin ingresos y le tocó volver a casa. Sobre todo, siente desilusión, pero está estudiando fontanería para recolocarse: "Si quieres encontrar trabajo, tienes que ser el mejor de tu rama", dice.

El caso opuesto, aunque también está en paro, es el de Marta Laorden, licenciada en Derecho y ADE, con estudios en el extranjero y experiencia en multinacionales. Se cambió de sector, al de la energía fotovoltaica, y su empresa despidió al 20% de la plantilla. Ahora ha vuelto a España por amor y gestiona a profesores para dar clases a niños. Su queja es que si no encuentras trabajo, "tienes que retrasar toda tu vida personal".

Para evitar el paro, son muchos los jóvenes que se van al extranjero, y menos los que optan por el autoempleo. Luis Martín, periodista, se fue a Londres. Allí trabaja en una tienda, algo que según dice, no aceptaría hacer aquí: "En España sólo buscaría algo de lo mío". Alfonso Tordesillas, en cambio, abrió en Madrid la librería 'Tipos Infames'. El periódico inglés 'The Economist' le puso como ejemplo de las trabas burocráticas españolas para abrir un negocio. "Llega un momento en el que no pides que te ayuden, sino que no te pongan más trabas".

"No se aprovecha el talento"

Adelaida de la Calle, presidenta de la Conferencia de Rectores, asegura que es un grave error que las empresas no apuesten por el capital humano: "Da horror que no se aproveche el talento, porque talento hay". Se niega a aceptar que la universidad no esté implicada en su entorno social: "No ha habido una época de mayor contacto con el universo empresarial", dice, pero sí nota el desánimo de los estudiantes, sobre todo a medida que van progresando en la carrera: "Cuando llega a quinto, el estudiante siente pánico porque no sabe qué pasará".

Manuel Marín, expresidente del Congreso y presidente de la Fundación Iberdrola, ha esbozado las líneas maestras de los planes de formación y empleo que desarrolló durante su etapa. "Crecimiento, competitividad y empleo han sido las líneas para romper las barreras de los estados miembros en Europa. Era un gran progreso tener un joven europeo, cosmopolita y universal. La libre circulación era un valor", ha comentado quien fue impulsor del programa Erasmus. Ha reconocido que estamos "ante un fracaso colectivo" y que fue un error buscar el pleno empleo a través del abandono escolar (caso de la construcción). Aboga por reconstruir esa épica del trabajo comprometido y denuncia que el principal engaño de España es la economía sumergida, "de la que nadie quiere hablar". Marín admite que "van a llegar momentos duros y hay que intentar adaptarse, y para eso la formación es básica", aunque pide que sea con un desarrollo grupal de la solidaridad.

Juncal Garrido: "El que no ha fracaso nunca es que no ha hecho nada"

Juncal Garrido es headhunter de la consultora Russell Reynolds. Su trabajo consiste en seleccionar a los mejores profesionales para desempeñar puestos de dirección: "Parte del proceso es entender bien qué ha hecho y ver qué referencias tiene" y añade que se valora mucho el liderazgo de la persona y la influencia horizontal. La trayectoria laboral se mira con lupa: "Que esa persona haya pasado por unas experiencias que le hayan aportado, es necesario conocer el valor que haya añadido a las empresas que haya estado", matiza Juncal. Y no sólo habla de éxito: "El que no ha fracaso nunca es que no ha hecho nada".

"Estamos compitiendo en un mercado global", asegura. "Tener una mente abierta, conocer varios mercados, haberse movido... si eso no lo hace cuando acaba su preparación, no lo va a hacer luego". A Juncal le sorprende el inmovilismo geográfico de los españoles: "Muchas veces hay inmovilismo hasta a cambiar de ciudad". Y advierte: "Si seguimos con esta mentalidad la cosa va a ir peor seguro porque estamos compitiendo con una sociedad que esta dispuesta a trabajar todos los días, con una sonrisa... todos los puestos de trabajo que se generarían migrarían a Europa del este".

Joaquín Lorente, publicista y escritor, ha desarrollado su discurso en torno a quién crea puestos de trabajo, quién proporciona riqueza productiva o quién riqueza de servicios. "Los medianos, que empezaron pequeñitos, con coraje y valentía se hicieron grandes y crearon puestos de trabajo. El discurso es falso porque el discurso debería haber sido cómo creamos nuevos empresarios que creen nuevos puestos de trabajos. La única que puede crear trabajo es la sociedad civil con su valentía y coraje. ¿Dónde están ahora los empresarios?", ha señalado. También, para concluir, ha matizado que "en el empresario, el estudio es muy importante para ganar aptitud, pero cuando sales a competir, lo más importante es la actitud".

Noticias relacionadas

  • Iñaki Gabilondo: "El paro juvenil revela la enfermedad de todo el tejido social"
Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?