Sábado, 22 de Enero de 2022

Otras localidades

La UE planea evacuar a los ciudadanos europeos que estén en Siria

Los Veintisiete acuerdan la retirada "temporal" de sus embajadores en el país, mientras Rusia critica la medida y pide que se respete la independencia de los sirios para resolver sus asuntos.- La ONU denuncia el terror en Siria y el uso de artillería contra los civiles

La presión internacional sobre el régimen del presidente sirio, Bashar al Asad, aumenta lentamente como consecuencia, en parte, de la posición equidistante de Rusia. La Unión Europea ha puesto en marcha un plan de contingencia para evacuar a los ciudadanos europeos que estén en Siria, al tiempo que los Veintisiete han acordado la retirada "temporal" de sus embajadores en el país, mientras el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, ha criticado la medida. Rusia pide respeto para la independencia de los sirios al resolver sus asuntos internos, mientras el último balance de muertos en Homs se sitúa en 67 personas, según la oposición, quien también ha denunciado la muerte de 18 bebés por el corte de electricidad en la asediada ciudad del centro de Siria.

Los Veintisiete han acordado que la retirada de sus respectivos embajadores en Siria será "limitada" después de que España, Italia, Bélgica, Países Bajos, Reino Unido y Francia hayan llamado a consultas a sus representantes en el país para protestar por la nueva campaña de bombardeos del régimen de Damasco en Homs, según fuentes diplomáticas europeas.

"Tienen intención de traerlos de vuelta en un periodo breve de tiempo", han explicado fuentes diplomáticas europeas. Así lo acordaron los embajadores de los Veintisiete ante el Comité Político y de Seguridad de la UE en una reunión que mantuvieron este martes.

Además de los Estados miembros que ya han llamado a consultas a sus respectivos embajadores en Siria, se espera que "otros" sigan el ejemplo y hagan lo propio en los próximos días, algo que podría coincidir con el regreso de algunos de los embajadores retirados.

La Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton, ha dejado en manos de los Estados miembros la decisión de llamar a consultas a sus embajadores en Siria, aunque ha descartado retirar al jefe de la delegación de la UE en Damasco, Vassilis Bontosoglou, atendiendo a una petición expresa de la oposición siria y por la necesidad de mantener a gente para saber qué ocurre sobre el terreno.

La UE ya ha avanzado su intención de elaborar "planes de contingencia" para preparar la posible evacuación de ciudadanos europeos y de terceros países de Siria e incluso otros países de la región como Líbano y Jordania, según fuentes diplomáticas europeas. Aunque no hay cifras exactas, se cree que en Siria hay "más de mil" europeos residiendo en este país y "varios miles" en los vecinos Líbano y Jordania, donde la UE prevé reforzar sus respectivas delegaciones.

La UE enviará próximamente misiones de expertos sobre el terreno a Damasco, Beirut y Amán para comenzar a coordinar con las delegaciones europeas un dispositivo de evacuación, que se activaría en caso necesario y además prevé coordinar la asistencia humanitaria para Siria. La UE prevé destinar un nuevo paquete de tres millones de euros para asistir a la población siria.

Contactos con la Liga Árabe y la ONU

Ashton mantiene contactos regulares con los principales socios de la comunidad internacional y la Liga Árabe y la ONU para tratar de avanzar una solución que permita una transición pacífica en Siria en base al plan de la Liga Árabe que prevé que el presidente, Bashar al Asad, ceda el poder al vicepresidente y la creación de un Gobierno de unidad nacional hasta la convocatoria de elecciones. "No se contempla por el momento ni la utilización de medios militares ni una intervención militar" como hubo en Libia, han dejado claro fuentes diplomáticas europeas.

La UE también continuará sus contactos "en los próximos días" con el Consejo Nacional Sirio, uno de los grupos mayoritarios de la oposición siria, junto con la Coordinadora y el Ejército Libre Sirio.

La presentación de una nueva resolución sobre Siria bien en el Consejo de Seguridad de la ONU o en la Asamblea General del organismo, la designación de un enviado especial de la Liga Árabe y de la ONU para Siria o la creación de un nuevo Grupo de Amigos sobre Siria propuesta por Francia se discuten a nivel internacional como formas de contribuir a resolver la crisis.

Además, la Liga Árabe espera decidir a finales de esta semana si suspende definitivamente la misión de observación sobre el terreno en Siria o si la refuerza y la mantiene, han explicado fuentes diplomáticas europeas.

En paralelo a los esfuerzos diplomáticos, los Veintisiete ya han llegado a un acuerdo "sobre el principio" de reforzar las sanciones contra el régimen, que esperan aprobarlas en la próxima reunión de ministros de Exteriores de la UE en Bruselas el próximo 27 de febrero.

Francia ha propuesto congelar los activos financieros bajo jurisdicción europea del Banco Central sirio y prohibir las transacciones comerciales no legítimas con el banco emisor, en línea con lo que los Veintisiete ya han aprobado para Irán. Los Veintisiete están de acuerdo "sobre el principio" de sancionar al banco emisor sirio, pero descartan cortar todo el comercio con Siria para evitar perjudicar a la población, han explicado las fuentes.

Además, estudian prohibir las importaciones y exportaciones de oro, diamantes, fosfatos y otros metales preciosos. La UE, que adquiere el 40% de los fosfatos que exporta Siria en la actualidad y constituye una de sus principales fuentes de exportación, admite que esta prohibición afectaría de forma "bastante fuerte" al régimen, según fuentes diplomáticas europeas.

Los Veintisiete también estudian prohibir los vuelos comerciales a la UE de las aerolíneas sirias, según han confirmado fuentes diplomáticas europeas que admiten "no todos los Estados miembros están de acuerdo sobre esto por el momento" por el impacto negativo potencial para la población siria.

Rusia critica a los países que retiran a sus embajadores de Siria

El ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, ha advertido este miércoles de que la comunidad internacional no debe predeterminar la resolución de la "situación siria" y ha criticado a los países que han retirado a sus embajadores de Damasco.

"Tratar de determinar el resultado del diálogo nacional sirio no es un asunto que le corresponda a la comunidad internacional", ha dicho el jefe de la diplomacia rusa tras reunirse con su homólogo paquistaní, Hina Rabbani Khar.

Lavrov, quien este martes se reunió en Damasco con el presidente sirio, Bashar al Asad, ha insistido en la necesidad de "sentar a la mesa de negociaciones al Gobierno y a todas las fuerzas opositoras de Siria".

"Cualquiera que sea el resultado del diálogo nacional, éste debe ser producto de acuerdos entre los propios sirios y aceptables para todos los sirios", ha recalcado. El ministro de Exteriores ruso aseguró que la decisión de algunos países, incluidos los del Golfo Pérsico, de retirar a sus embajadores de la capital siria no ayuda a crear condiciones para el diálogo.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?