Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 15 de Noviembre de 2019

Otras localidades

''La imagen de que el euro está en peligro le viene muy bien al capital financiero alemán''

Vicenç Navarro, economista, politólogo y catedrático de Políticas Públicas de la Universidad Pompeu Fabra y de la Universidad John Hopkins de Baltimore, explica en 'A Vivir' las claves de la situación económica

El catedrático de Políticas Públicas de la Universidad Pompeu Fabra califica de frívolas las alertas sobre la salud de la moneda única y señala que "España, ahora mismo, es una colonia alemana".

El euro no está en peligro, los que están en peligro son los ciudadanos: "Podría hacerse una política alternativa; la suma de los PIB de Francia, Italia y España es mucho mayor que el Producto Interior alemán, pero las estructuras de poder de esos países no quieren enfrentarse a la alemana y salir del euro". A los que manejan el poder no les conviene: "Tanto la banca como la patronal consiguen lo que siempre han deseado: bajar salarios, quitar el estado del bienestar, que no haya protección social. Ellos dicen que no son responsables, que viene de Bruselas". Frivolidad por parte de los gobernantes y victimismo por parte de Alemania: "Hay un gran movimiento de capitales desde la periferia europea a Alemania, porque su bono público es el mas seguro después del estadounidense. A Alemania le viene muy bien esta situación: los 100.000 millones de euros que da para rescates no es por ayudar, sino porque Alemania al final los volverá a recibir". Juega con la expulsión de Grecia o España, pero no le conviene que estos países se vayan del euro porque quieren cobrarse la deuda que le deben: "España, ahora mismo, es una colonia alemana". A su sector exportador también le conviene porque los demás no pueden competir con él.

La pregunta ahora es, ¿cómo se ha llegado a este punto en el que Alemania parece controlar todo? La explicación está en la historia: "Después de la caída del muro de Berlín, la idea de que Alemania surgiría de nuevo reunida atemorizó mucho a los países aliados que la habían enfrentado dos veces en el siglo XX. Para integrar esa Alemania post-nazi a la Europa democrática, se decidió hacer desaparecer la moneda alemana, el marco, y que fuera sustituida por una europea, el euro. El euro surge como un mecanismo de integración de Alemania en la Unión Europea". En esta creación de una moneda común Alemania puso dos condiciones: la primera, que el banco central que gestionara el euro estuviese bajo la influencia del Bundesbank, y la segunda, el Pacto de estabilidad, por el cual se forzaría a los estados miembros a no tener un déficit público mayor al 3% del PIB.

El mecanismo de un banco central debería ser el siguiente: cuando los intereses de la deuda pública suben mucho se imprime dinero y se compra esa deuda, así los intereses vuelven a bajar y se protege al Estado de la especulación de los mercados financieros. Según esto, "En Europa no hay un banco central, porque el BCE lo que hace es prestar dinero a unos intereses muy bajos a la banca privada, así esta compra deuda pública a unos intereses de 6 y 7% y hacen el negocio del año. El Banco Central Europeo es un lobby de la banca y del Bundesbank".

Lo peor de todo es que ni siquiera en Alemania están bien: "Sus clases son víctimas del sistema, la estructura de poder de Alemania gobierna a costa de su propia clase trabajadora y a costa de las clases populares de los países periféricos. Eso nos convierte en una colonia de esa estructura de poder".

Vicenç Navarro: "El Banco Central presta intereses muy bajos a la banca privada, es un lobby de la banca privada y del Bundesbank"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?