Domingo, 29 de Mayo de 2022

Otras localidades

Medio siglo sin Marilyn Monroe

Este domingo se cumplen cincuenta años de la muerte de uno de los iconos más grandes de Hollywood

Marilyn Monroe, en una fotografía de archivo

Marilyn Monroe, en una fotografía de archivo / EFE

Única, fascinante, ingenua y pícara, bella, compleja y tremendamente insegura a la vez. Marilyn Monroe es la rubia más explotada de la historia del cine. Una marca que sigue generando noticias, rumores y dinero 50 años después.

Este 19 de mayo se cumplen 50 años del 'Happy birthday, Mr. President' de Marilyn Monroe

La historia de Norma Jean comenzó en 1926. El mismo año en el que Adolf Hitler dirige en Weimar el primer congreso del Partido Nacional Socialista. El mismo año en el que se publica El Castillo, de Franz Kafka y Murmau estrena Fausto. Hija de padre desconocido, su madre Gladys, montadora de cine, sufría de trastornos psicológicos, por lo que su infancia y adolescencia transcurrió entre orfanatos y casas de acogidas.

Con 20 años, durante de Segunda Guerra Mundial, la recomendaron apuntarse en The Blue Book Modeling Agency y así, comenzó la carrera de Marilyn. Norma Jean no fue inmune a la maquinaria de Hollywood, que le hizo algunos cambios a lo Rita Hayworth. "Si soy una estrella, es porque la gente me ha hecho una estrella, no un estudio o una persona en concreto", decía Marilyn.

Millones de fans, cuatro maridos, centenares de amantes, varios abortos y alguna tentativa suicidio conformaron parte de la vida de la actriz más conocida del cine. Una vida similar a la de su ídolo, Jean Harlow (http://www.imdb.com/name/nm0001318/), la actriz norteamericana, sex symbol durante los años 30. La culpable fue su tutora Grace McKee quien acudía a buscarla al orfanato y le enseñó todo lo relacionado con el Star System. Así, Marilyn dominó el arte del maquillaje desde sus días de Norman Jean, a los 10 años, y desde entonces siempre se las arregló para sacar partido a sus defectos. Del mismo modo convirtió un ligero tartamudeo en aquella voz jadeante que enloqueció a los Kennedy.

A pesar de ser la chica favorita del soldado, Marilyn se reconoció en la desdicha, en la falta de amor, en el saberse maltratada o usada por los hombres. "No puedo dormir, no puedo concentrarme, no sé si soy buena o mala en la cama, odio el dolor, no puedo tener hijos, me cuesta tomar decisiones, no puedo mantener una relación amorosa, padezco depresiones, y tomo demasiados tranquilizantes. Bebo, miento, y, con frecuencia, deseo morir, aunque tengo pánico a la muerte y a las cosas muertas. Quiero amar, y, al mismo tiempo, lo sacrifico todo por mi carrera. Soy ignorante, tonta y vulgar, y leo libros y tengo maestros que creen que puedo ser una gran actriz, pero no puedo recordar los parlamentos del guion. Soy una estrella pero las productoras me odian. Creo en el matrimonio y la fidelidad pero me acuesto con otros... Dios mío, qué confusión", escribía en su diario. Marilyn mostraba constante oposición a las exigencias de las compañías cinematográficas y era indisciplinada durante los rodajes. "Es un personaje patético", llegó a decir de ella Billy Wilder.

Antes de trabajar con el maestro Wilder, comenzó su carrera con pequeñas apariciones en cintas como 'La Jungla de Asfalto' (1950) o 'Eva al desnudo' (1950). Pero sería con 'Niágara' (1953) la que la consagraría mundialmente. Se convirtió en una chica experta en comedia, hasta que en 1961 demostró que era capaz de bordar otro registro. Con 'Vidas Rebeldes', la última película que terminó, consiguió meterse en el drama, en el drama de su vida. Un drama que terminó un 5 de agosto de hace 50 años.

Medio siglo sin Marilyn Monroe

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?