Lunes, 08 de Agosto de 2022

Otras localidades

El déficit del Estado se disparó en enero un 1,2 por ciento

Los ingresos se desplomaron por las devoluciones que no hizo Hacienda en diciembre para rebajar el déficit

El maquillaje de las cuentas del año pasado para suavizar el déficit, afloró en enero de este año. El Estado registró en enero un déficit del 1,2 por ciento del Producto Interior Bruto. En dinero, esa diferencia entre los ingresos y los gastos fue de 12.729 millones de euros. Representa un 35 por ciento más del que se produjo en el mismo mes del año pasado. La causa principal está en la caída de los ingresos. Hacienda recaudó en enero un 22 por ciento menos que el año pasado. La explicación es clara: Hacienda tuvo que devolver en enero a los contribuyentes, tanto a empresas como a ciudadanos, gran parte del dinero que no les devolvió en diciembre. Para conseguir que el déficit en 2012 fuese menor, la Agencia Tributaria dejó de devolver por el Impuesto de Sociedades, el IVA y el IRPF, 2.766 millones de euros. El hecho es legal, aunque suponga un truco.

Para conseguir que el déficit en 2012 fuese menor, la Agencia Tributaria dejó de devolver por el Impuesto de Sociedades, el IVA y el IRPF, 2.766 millones de euros. El hecho es legal, aunque suponga un truco. La cifra de devoluciones no realizadas en 2012 se extrae de comparar las que efectuó Hacienda el pasado diciembre de 2012, tan sólo 1.941 millones de euros, y las que había realizado un año antes, que alcanzaron 4.707 millones. De ese modo, Hacienda retuvo en sus arcas un 58 por ciento del dinero que debía haber devuelto. Sólo este hecho ayudó a que el déficit en 2012 fuese un 0,3 por ciento del PIB menor. El caso más claro fue el IVA, del que devolvió en diciembre 1.613 millones menos que en diciembre del año anterior. O el Impuesto de Sociedades: en diciembre pasado tan sólo devolvió 79 millones, supone 759 millones menos que en 2011. En cuanto al IRPF, las devoluciones el pasado diciembre fueron menos de la mitad que un año antes. Ello hizo que en diciembre la recaudación de impuestos registrase un espectacular incremento del 87 por ciento, lo que le llevó al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, a presumir de lo mucho que se había recaudado, algo sólo aparente.

El misterio de esa fuerte subida de la recaudación de impuestos en diciembre, se ha desvelado ahora al conocerse la marcha del presupuesto en enero. La Agencia Tributaria tuvo que devolver en enero casi todo lo que no había devuelto en diciembre. En total las devoluciones sumaron 2.461 millones de euros, lo que provocó un desplome de la recaudación. El IVA y el conjunto de los impuestos indirectos vieron caer su recaudación un 29,1 por ciento. Y eso que este enero el IVA tenía unos tipos impositivos mayores que el año pasado. Con el IRPF, Hacienda recaudó un 9 por ciento menos. Y lo más llamativo estuvo en el impuesto de Sociedades, que el lugar de recaudación aunque fuese pequeña, tuvo un saldo negativo de 1.131 millones.

Además, los gastos del Estado aumentaron con fuerza: un 15 por ciento. Entre otras cosas por el incremento de pagos en inversiones que no se había abonado en ejercicios precedentes.

Rajoy: "No influye en el déficit publico porque se debe a circunstancias extraordinarias"

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?