Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 01 de Abril de 2020

Otras localidades

Otro verso suelto

José Antonio Monago, presidente de la Junta de Extremadura, se ha convertido en la voz más rebelde de los barones del PP

El presidente de Extremadura, José Antonio Monago, ha anunciado su intención de reformar la ley electoral para promover la implantación de listas abiertas

El presidente de Extremadura, José Antonio Monago, ha anunciado su intención de reformar la ley electoral para promover la implantación de listas abiertas / GOBIERNO DE EXTREMADURA

Ya su elección fue inusual: Izquierda Unida, con la abstención de sus tres diputados autonómicos, logró para Monago la presidencia de la Junta: así se convirtió en el primer presidente de derechas en Extremadura. Aunque decir de derechas es decir mucho. Él mismo lo dice: "Con nosotros no valen las etiquetas".

Con sus actos, este pacense de 47 años, bombero de profesión, ha querido reforzar su imagen pública de extremeño, por encima de todo. Y también por encima de las decisiones de su partido, que ha contravenido repetidamente.

Pongamos algunos ejemplos. Tras la subida del 21% de la subida del IVA cultural, Monago declaró estar en contra. Ante la advertencia de María Dolores de Cospedal de que la norma era de obligado cumplimiento, replicó: "No me doy por aludido". Y prometió buscar las fórmulas para compensar la subida del impuesto. La paga extra de los funcionarios en Navidad le enfrentó también al gobierno de Rajoy. La propia Soraya Saénz de Santamaría le llamó a capítulo en plena rueda de prensa del consejo de ministros. Pero Monago se encontró de repente con un regalo: el Tribunal Constitucional falló a favor del cobro de un impuesto regional a los bancos, una reclamación de tiempos del PSOE que le cayó a él en las manos. Con los 240 millones conseguidos, Monago pudo pagar a los funcionarios, eso sí, bajo el subterfugio de adelantar la paga de julio.

Por lo demás, el presidente extremeño se ha empeñado en ser el primero en recortar el déficit autonómico. "Solo nos falta ir en alpargatas", ha declarado. Y por eso se ha vuelto el principal acusador del gobierno catalán, al que compara, por su insolidaridad, con Merkel respecto al resto de Europa. "Un país que hace los deberes y ahora el problema es que un señor dice que como no hay pacto fiscal, encima dos huevos duros. Quiero la independencia". Cuando Monago reclamó para Extremadura el AVE, y Xavier Trías dijo que eso sería "un desastre", el extremeño le espetó: "Ten collons y dímelo a la cara". Está grabado.

José Antonio Monago ha pedido listas abiertas, se ha puesto de perfil cuando el PP ha apoyado a algún sospechoso de corrupción y es siempre la voz que los periodistas buscan cuando finaliza una reunión de barones del PP. En Extremadura esta notoriedad de "outsider" recuerda a la de otro presidente, Rodríguez Ibarra, con el que Monago tiene buena relación. Hace pocos días, en una sesión solemne de la Cámara extremeña, un ex-diputado de Izquierda Unida saltó de su escaño y le tiró a la cara billetes falsos mientras gritaba: "Bla, bla, bla".....y es que quienes le critican dicen que Extremadura no es gobernada por Monago, sino por un gabinete de imagen. Y es que Extremadura puede presumir de haber reducido su déficit del 4,6% al 0,7% de su PIB en un solo año, pero sigue siendo una de las regiones con mayor paro de España. Y eso no hay equipo de comunicación que lo pueda maquillar.

Monago: "Vamos a bajar el IRPF al 90% de los extremeños"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?