Sábado, 21 de Mayo de 2022

Otras localidades

Israel anuncia otras mil casas en colonias a tres días de una nueva reunión con los palestinos

El miércoles se producirá el encuentro entre los mediadores israelíes y palestinos

Construcción de viviendas en el asentamiento cisjordano de Al-Karmel, sur de Hebrón

Construcción de viviendas en el asentamiento cisjordano de Al-Karmel, sur de Hebrón / EFE

Israel no detiene el crecimiento de sus asentamientos ilegales ni siquiera ahora que ha retomado el proceso de paz con los palestinos, paralizado durante tres años. A la espera de que el miércoles se produzca una nueva reunión entre las partes en Jerusalén, la primera sobre el terreno tras el encuentro inicial de Washington de pasado 30 de julio, este domingo el ministro de Vivienda, Uri Ariel (del partido Hogar Judío) ha anunciado la construcción de otras mil unidades en Cisjordania y Jerusalén Este, suelo ocupado a los palestinos según Naciones Unidas. Aún se desconoce la ubicación exacta de estas casas y cuándo comenzarán a construirse.

Se suman a las más de 800 autorizadas el pasado jueves, más la legalización de otras 166 viviendas levantadas por los colonos sin permiso inicial. También la pasada semana, Israel incluyó 90 asentamientos en su lista de municipios de ayuda prioritaria, con lo que se beneficiarán de ayudas extraordinarias del Estado que alientan la ocupación.

Ariel, perteneciente a un partido ultraconservador, con amplia base electoral en las colonias, ha emitido un comunicado en el que dice que "ningún país del mundo acepta los dictados de otros países con respecto a dónde puede o no construir", en alusión a la condena de Estados Unidos y Europa de la ampliación de estas villas ilegales, un obstáculo para la paz que impedirá la continuidad territorial de un futuro Estado palestino. "Continuaremos con la promoción y construcción de viviendas en todo el país con el fin de satisfacer las necesidades que de ellas hay", añadió, abundando en la reclamación popular de más promociones de residencias públicas ante las subidas de los precios, que hacen imposible a la clase media acceder a un techo digno, una de las mayores reclamaciones del movimiento de indignados que surgió hace dos años en el país.

De momento no se ha producido una reacción por parte de las autoridades de Palestina, que ya la pasada semana, ante el anuncio de más colonias, acusó a Israel de obrar "de mala fe" y con "falta de seriedad" al afrontar las negociaciones al tiempo que sigue "desafiando" la ley internacional con sus colonias, en palabras de Saeb Erekat, el máximo negociador de la OLP. El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, justo respondió anoche a esas acusaciones- que Erekat incluyó en una carta al secretario de Estado norteamericano, John Kerry-, asegurando que son una "incitación al odio" por parte de los dirigentes palestinos, "aún después del inicio de la reanudación de las conversaciones". Dice que se "envenena" a las nuevas generaciones en el repudio al Estado Israel.

"EEUU no acepta la legitimidad de la continuación de la colonización", valoró entonces la portavoz de Kerry, Jen Psaki. Por ahora no hay reacciones de la Casa Blanca ni de la Unión Europea. El propio Kerry, hace tres días, en una reunión con líderes judíos norteamericanos, mostró su preocupación por la presión a la que estaba siendo sometido Netanyahu por sus colegas de Gobierno más conservadores, que pueden complicar las negociaciones. Hogar Judío, de quien depende Vivienda, apoya con 12 escaños esta coalición, siendo el segundo aliado en importancia.

El anuncio de las nuevas casas en colonias se produce cuando un equipo ministerial israelí está reunido para dar luz verde a la liberación de 26 presos palestinos, arrestados antes de los Acuerdos de Oslo de 1993, primea avanzacilla de los más de cien que serán excarcelados como gesto de acercamiento en este nuevo proceso de diálogo. La ANP recuerda, no obstante, que Israel se comprometió hace 14 años a liberarlos y aún no lo ha hecho. Hoy hay protestas en las calles de Israel contra esta decisión, porque, aunque ancianos, saldrán presos acusados de cruentos atentados contra civiles.

La suelta de presos está prevista para el martes y, ya el miércoles, se producirá el encuentro entre las partes. Casi de inmediato, esta semana entrante, habrá otra cita en Jericó. A todas ellas asistirán Erekat, por la parte palestina, y la ministra de Justicia Tzipi Livni, por la parte israelí. Les acompañará el mediador norteamericano, Martin Indyk.

Las 21:00: Israel y Palestina retoman el diálogo. (29/07/2013)

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?