Martes, 18 de Enero de 2022

Otras localidades

Un valenciano impone un nuevo récord Guinness tras 33 horas cortando jamón

Noé Bonillo se ha entrenado durante meses con una máquina que simula el movimiento repetitivo que ha tenido que ejecutar para cortar 30 jamones

Hasta ahora la marca estaba en posesión de Fran Alonso, quien logró permanecer en Tenerife 24 horas y 54 minutos horas cortando jamón.

Hasta ahora la marca estaba en posesión de Fran Alonso, quien logró permanecer en Tenerife 24 horas y 54 minutos horas cortando jamón. / GETTY

El valenciano Noé Bonillo ha batido este martes el récord Guinness de mayor tiempo cortando jamón al alcanzar las 33 horas seguidas sacando lonchas en la tienda de productos españoles del centro de París para la que trabaja. Bonillo, de 26 años, inició su reto el lunes a las 9.13 y terminó ayer martes, visiblemente emocionado, a las 18.13, tras haber cortado 30 jamones, de los que salieron 92,685 kilos.

"Ha sido muy bonito", ha explicado el cortador el cortador, quien reconoce que se agobió un poco durante los últimos minutos por "las ganas y la ilusión de disfrutar del récord que ya sabía que iba a conseguir". Hasta ahora la marca estaba en posesión de Fran Alonso, quien logró permanecer en Tenerife 24 horas y 54 minutos horas cortando jamón.

"De momento tengo este récord, no me planteo todavía nuevas metas", ha dicho el jamonero, quien tras su hazaña tendrá un día de vacaciones y el certificado de haber logrado un récord Guinness, que no incluye ninguna aportación económica.

Todo el jamón cortado se donará a las hermanas benedictinas del Sagrado Corazón de Montmartre para que personas sin recursos puedan disfrutarlo durante estas Navidades.

Bonillo ha contado en todo momento con el apoyo de su familia, de su entrenador personal, Ángel Serrano, y del dueño de la tienda Les Grands d'Espagne, José Luis Bilbao, quien lo reclutó para abrir su comercio hace tres meses.

Para prepararse para la proeza, el cortador se entrenó desde principios de verano con una máquina que simulaba el movimiento repetitivo que ha tenido que ejecutar. Con la ayuda de un jamonero que permite un giro de 360 grados e intercalando las manos que utilizaba para trabajar, ya que es ambidiestro, Bonillo ha superado tramos de hasta 5 horas sin pausa.

Aunque tenía derecho a descansos de 5 minutos por cada hora, su estrategia ha consistido en acumularlos para poder disfrutar de parones de 20 minutos, especialmente por la noche.

Más recetas y noticias gastronómicas | Gastro, en Facebook | @GastroSER, en Twitter | Opinión gastronómica, en Tinta de Calamar | Blog de Recetas

Play Gastro #30: caquis, chocolate suizo y queso de los Valles pasiegos

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?