Domingo, 07 de Junio de 2020

Otras localidades

Sudáfrica, primeras impresiones

Pepa Bueno y el equipo de enviados de la SER a Sudáfrica nos cuenta las últimas noticias desde la muerte de Nelson Mandela

Pepa Bueno y el equipo de enviados de la SER a Sudáfrica nos cuenta las últimas noticias desde la muerte de Nelson Mandela / RAFA PANADERO

Un equipo de enviados especiales de la Cadena SER formado por Pepa Bueno, Rafa Panadero, Daniel de la Fuente y Emilio Arellano ha viajado a Sudáfrica para contar cómo vive el país la muerte del que fue su presidente y uno de los hombres más influyentes del siglo XX, Nelson Mandela .

Más información

Es casi verano, pero el verde, frondoso, intenso, lo inunda todo y le quita dramatismo a la pobreza evidente de Soweto. Casas bajas, modestas, pequeñas, y a la entrada, chabolas. Pero es muy poco lo que vemos porque Soweto es tan grande que no se abarca en una visita. Y menos hoy que hemos llegado a mediodía, casi desde el aeropuerto, y todos los focos los tenemos en la Casa de Mandela, una vivienda sencilla, convertida ahora en una especie de museo, y en la que vivió hasta caer preso en los 60. Hoy está rodeada del afecto y el cariño de los vecinos que cantan canciones, bailan, suman más y más gente y recorren entre sonrisas y cánticos calle arriba, calle abajo. "Queda mucho por hacer...", viene a decir cualquiera de ellos cuando se le pregunta "pero Madiba consiguió lo más difícil". Alguno va un poco más allá: "Nos dio la dignidad y el voto. Pero la riqueza sigue igual de mal repartida". Me llama la atención el número y la fuerza de las mujeres, dirigiéndolo todo. Están ellos, ellas y en un número casi equivalente, estamos nosotros, los periodistas. Una legión de todas las nacionalidades que tiene ya señaladas las mejores terrazas y que se afana por grabar una canción aquí, un testimonio allá. Entre tanto foco y el mucho merchandising, una teme que todo sea un poco ficticio, pero enseguida se tiene la plena de impresión de que no. Hay verdad y orgullo entre estos ciudadanos negros que hoy lloran al líder muerto a la par que celebran con alegría los 20 años de dignidad recobrada.

Desplazarse es complicado, Soweto está a 25 kms de Johannesburgo, hay grandes atascos por la cantidad de personas que quiera sumarse a los homenajes. De manera que entre llegar, estar y salir casi se nos va el día. Aún podemos pasar por el elegante barrio de Sandton, una belleza en lo alto, donde se adivinan tras los muros y los árboles casas hermosas. En una de ellas vivió Mandela sus últimos años, desde que fue Presidente. Hoy la calle está cortada por la policía y sólo se puede acceder andando. Hay centenares de flores a la entrada y cuando nos vamos siguen llegando personas, negras y blancas, a depositar más. Pero llegan cada uno por su lado, es difícil encontrarlos mezclados. Vemos sí, alguna pareja mixta, pero en general aquí y en toda la ciudad, en un primer vistazo, comparten espacios pero cada uno con los suyos. Nos dicen que donde se da una convivencia más estrecha y real entre negros y blancos es en la Universidad. Y nos proponemos ir para allá el lunes.

Pepa Bueno: "Se vive un homenaje cercano, familiar y muy cariñoso en los escenarios en los que transcurrió su vida"

Eduardo Galeano: "Hay mucha hipocresía. Convierten ahora a Mandela en santo cuando lo consideraron un terrorista durante 60 años"

Hora 25: El legado de Mandela. Segunda parte

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?