Sábado, 24 de Julio de 2021

Otras localidades

La CSU se distancia de Merkel en las europeas

Horst Seehofer, líder de la CSU, partido hermano de la CDU de Merkel, marca distancias con la canciller al presentar un "Plan para Europa" en el que pide mayores competencias para los estados nacionales

En su programa electoral a los comicios europeos el partido hermano de la CDU dispara dardos envenenados contra la política de la UE. En la formación política liderada por la canciller califican ciertas propuestas de los socialcristianos bávaros como "puro populismo". Las críticas a Bruselas responderían al intento de la CSU de no perder a votantes conservadores que podrían ahora estar seducidos por el partido euroescéptico "Alternativa para Alemania".

El barón bávaro que en la pasada legislatura amagó con romper la coalición si la canciller hacía mayores concesiones a sus socios europeos, recupera a las puertas de los comicios de mayo su discurso crítico con Bruselas. Horst Seehofer, líder de la CSU, partido hermano de la CDU de Merkel, marca distancias con la canciller al presentar un "Plan para Europa" en el que pide mayores competencias para los estados nacionales.

"Nuestro sí a Europa cuenta con un gran pero", dice el secretario general de la CSU Andreas Scheuer. No en vano, los socialcristianos presentan un programa electoral para este 25 de mayo en el que abundan las críticas y escasean los elogios a los logros comunitarios. De los seis capítulos que conforman el documento, solo se puede leer una loa a la UE ("la mayor obra de paz y la histórica misión de la comunidad"), el resto es todo ataque. "Todo lo que incumbe a la gente desde el transporte de cercanías al agua potable, debe estar protegido de la intervención europea", dice el documento para proseguir indicando que "hay que poner fin al sentido único de transferencia de competencias del estado a Bruselas".

Asimismo, la CSU menciona un aluvión sofocante de burocracia proveniente de la capital europea y aliña su discurso con el rechazo a los emigrantes de Bulgaria y Rumanía, a quienes acusa de abusar del sistema de prestaciones sociales de Alemania. "Quien demanda prestaciones sociales injustificadas debe abandonar Alemania y no debe volver a entrar", aseguran los socialcristianos.

En las propias filas de la formación de Merkel se percibe cierta incomodidad con los planteamientos del partido hermano. El jefe de los eurodiputados de la Unión (partido integrado por la CDU de Merkel y la CSU bávara) en Bruselas, Herbert Reul, ha calificado algunas de las propuestas de la CSU como "puro populismo" para a continuación recordar que el partido bávaro también ha hecho mucho por Europa.

A nadie se le escapa que la CSU ha afilado sus críticas coincidiendo con la sentencia del Tribunal Constitucional que derriba el umbral mínimo del 5% para obtener escaños en los comicios europeos, por lo que se abre la puerta a que pequeñas formaciones del país logren representación parlamentaria en la Eurocámara. En este sentido, la formación bávara, teme un desvío de votos hacia los euroescépticos AfD (Alternativa para Alemania), por eso ha aupado al ala dura del partido en vísperas de los comicios europeos. En los actos electorales, ha cobrado protagonismo el vicepresidente de la formación política, el ultraconservador Peter Gauweiler, contrario a la política europea de Merkel y artífice de uno de los recursos interpuestos en el Tribunal Constitucional alemán contra el Mecanismo Europeo de Estabilidad, el fondo permanente de rescate.

Además, la CSU ha desempolvado temas que interesan especialmente al electorado bávaro. "Queremos que Baviera pueda decidir sobre los cultivos transgénicos, la clonación de animales debería estar prohibida", defienden los socialcristianos.

En el ámbito estrictamente económico, la CSU pone límites a la responsabilidad alemana en la UE repitiendo por activa y por pasiva que los bancos y los ahorradores germanos no deben hacerse cargo de las deudas de las entidades financieras de sus socios europeos, recha una unión fiscal europea y exigen un estricto cumplimiento del Pacto de Estabilidad y Crecimiento. Por otra parte, insisten en que se hable más alemán en las instituciones europeas y por eso reclaman que todos los formularios de solicitud de financiación de la UE deben estar también disponibles en su lengua materna.

En la actualidad, la CSU cuenta con ocho eurodiputados en Bruselas. El objetivo de Horst Seehofer es mantener el número de escaños, un resultado que serviría también como un bálsamo que curaría la herida abierta en marzo cuando la formación conservadora consiguió unos resultados mucho peores de lo esperado y para evitar reabrir el debate de su sucesión. Para lograrlo, se sirve de propuestas que seguramente encuentren poco acomodo en Bruselas. La CSU quiere reducir de 28 a 14 el número de Comisarios y forzar a la Comisión Europea a perder su monopolio legislativo. En total, quince hojas de programa europeo en las que dejan claro que su visión sobre la UE es muy diferente a la de la CDU, en cuyas filas la canciller Merkel ha recetado una campaña de marcado carácter europeísta.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?