Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 15 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Al Ghandour: "Ya he perdonado, y España debería cambiar su opinión sobre mi"

A sus 57 años, el polémico árbitro se refugia de los terrenos de juego en una urbanización de clase alta a las afueras de El Cairo

Al Ghandour: "Ya he perdonado, pero los españoles debería cambiar su opinión sobre mi" / Se declara admirador del nuevo presidente egipcio, Abdel Fatah al Sisi, en el que confía para recuperar la senda de la estabilidad para su país, y cuestiona extrañado sobre las ansias independentistas en Cataluña / CADENA SER

La España de José Antonio Camacho llegaba al Mundial de Corea del Sur de 2002 con la esperanza de hacer algo grande. La juventud de Casillas y Puyol, la sobriedad de Fernando Hierro o un imponente trío atacante formado por Raúl, Valerón y Diego Tristán daban motivos para pensar que la selección podía sobrepasar por fin la barrera psicológica de los cuartos de final, donde esperaba una débil anfitriona. Sin embargo, las lesiones y las dudas que dejaron el partido anterior fueron abonando una nueva decepción, que terminó por ejecutar el árbitro egipcio Gamal al Ghandour.

A sus 57 años se refugia de los terrenos de juego en una urbanización de clase alta a las afueras de El Cairo. En medio de una cuadrícula de calles uniformes, que bien podrían parecer las avenidas de ciertas poblaciones de la costa española, se encuentra su chalé con jardín. Un todoterreno en la puerta hace presagiar más lujos, aunque el interior de la vivienda guarda el aspecto austero del que suele hacer gala una familia media egipcia. "Yo soy un buen musulmán, sé lo que puedo tomar y lo que no", sentencia al preguntarle por aquellas acusaciones de haber recibido sobornos de la FIFA.

Se declara admirador del nuevo presidente egipcio, Abdel Fatah al Sisi, en el que confía para recuperar la senda de la estabilidad para su país, y cuestiona extrañado sobre las ansias independentistas en Cataluña. Aunque confiesa que su verdadera pasión continúa siendo el fútbol, como también lo es para sus hijos, quienes rivalizan entre el Real Madrid y el Barcelona. Por eso se lamenta por la eliminación de España, que achaca al cansancio de la mayoría de sus jugadores y a la larga temporada que han tenido.

Al Ghandour recuerda entonces que los árbitros no siempre son los culpables. Afirma que en el Mundial de Sudáfrica hubo varias decisiones que favorecieron a la selección, que después se alzó con el título. Cuando le quitan el micrófono apunta directamente a la prensa deportiva española y sostiene que si hubiera leído en su país lo que entonces se publicó en España hubiera acudido el día siguiente a los tribunales. Considera aquel partido, de infausto recuerdo para los aficionados, como "el más brillante" de su carrera y señala a los asistentes de Uganda y Trinidad y Tobago como los únicos que se equivocaron.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?