Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 09 de Abril de 2020

Otras localidades

Felipe VI elige Portugal para su primera visita oficial porque "no podía ser de otra manera"

Felipe VI explicó que esta visita tiene un significado muy profundo para él y para la reina, D. Letizia

El rey de España, Felipe VI, brinda con el presidente portugués, Anibal Cavaco Silva.

El rey de España, Felipe VI, brinda con el presidente portugués, Anibal Cavaco Silva. / EFE

Los reyes han viajado a Portugal en su primera visita oficial desde su proclamación a un país de la Unión Europea. Felipe VI explicó que esta visita tiene un significado muy profundo para él y para la reina, D. Letizia, y que siempre que viajan al país vecino lo hacen con una "profunda alegría y satisfacción", más ahora como reyes.

Los reyes han viajado a Portugal en su primera visita oficial desde su proclamación a un país de la Unión Europea. Felipe VI explicó que esta visita tiene un significado muy profundo para él y para la reina, D. Letizia, y que siempre que viajan al país vecino lo hacen con una "profunda alegría y satisfacción", más ahora como reyes.

En el discurso oficial del brindis antes del banquete oficial que se celebró en el Palacio de Queluz, el monarca español añadió que tenían que venir en primer lugar a Portugal porque "no podía ser de otra manera". "Nuestra relación no es solo la relación de buenos vecinos, sino de países hermanos".

Por su parte, el presidente de Portugal, Aníbal Cavaco Silva, también se mostró satisfecho por la visita de D. Felipe VI y D. Letizia. Los reyes españoles fueron recibidos con honores militares en el Palacio de Belém. Allí, el presidente luso homenajeó la memoria de los anteriores reyes, D. Juan Carlos y D. Sofía por el "legado de excelentes relaciones entre los dos países que han dejado".

Por su parte, Felipe VI también señaló los "vínculos de afecto y amistad" que unen a su familia con Portugal, en concreto, con sus abuelos, los condes de Barcelona, y con sus padres, los anteriores reyes.

Por eso, esta primera visita oficial como reyes sirve, sobre todo, para dejar claro el "compromiso" por parte de Felipe VI de seguir fomentando estas relaciones de proximidad, en todos los niveles. También a la hora de superar las dificultades. De eso habló Felipe VI durante el brindis, en el que recordó que durante los últimos años "las sociedades española y portuguesa han acusado el impacto de una dura crisis económica".

En concreto, Felipe VI señaló el "inaceptable incremento del desempleo" como el principal desafío y obstáculo al progreso de ambos países. Y por eso, al final de su discurso, en el que pronunció algunos párrafos en portugués, el monarca español dijo que "es tiempo de vencer definitivamente los obstáculos y construir juntos la senda compartida del progreso".

Después del banquete en el palacio de Queluz, los monarcas se trasladaron al Parlamento, donde fueron recibidos por la presidenta, Assunção Esteves, y al Palacio de Sao Bento, para reunirse con el primer ministro luso, Pedro Passos Coelho, quien ya había asistido a la comida junto con su mujer. En el banquete estuvieron numerosas personalidades de la sociedad y política portuguesa, como el alcalde de Lisboa, Antonio Costa, la fadista Carminho, la artista Joana Vasconcelos, y la presidenta de la Fundación José Saramago, Pilar del Río, entre muchos otros.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?