Martes, 20 de Octubre de 2020

Otras localidades

CONSEJO DE MINISTROS CONSEJO DE MINISTROS María Jesús Montero: "Trabajamos para la revisión del precio de las mascarillas"

Una treintena de detenidos por introducir hachís en la Península desde Melilla

La Guardia Civil ha intervenido más de media tonelada de hachís, 22 vehículos de gama alta, así como 124.000 euros en efectivo y dispositivos electrónicos

La Guardia Civil ha desarticulado dos organizaciones que introducían hachís desde Melilla a la Península, para su posterior distribución en Europa, para lo que usaban embarcaciones y vehículos con dobles fondos, en una operación que se ha saldado con 36 detenidos y 4 imputados.

La operación se ha desarrollado en Melilla, Madrid, Almería, Algeciras, Granada, Barcelona, Valencia y Amsterdam (Holanda), donde se afincaban los líderes de una de las organizaciones desarticuladas. Además de las detenciones, se han intervenido más de media tonelada de hachís, 22 vehículos de gama alta, una embarcación deportiva, una moto acuática, así como 124.000 euros en efectivo y dispositivos electrónicos.

En el marco de la operación, efectuada en colaboración con Europol, se han efectuado registros en Melilla, Málaga, Almería, Aranjuez (Madrid) y en Holanda, país que, junto con Alemania, era uno de los destinos finales de la droga.

La operación se inició en agosto del 2013, cuando los agentes interceptaron en Melilla importantes cantidades de droga en varios vehículos de alta gama con sofisticados dobles fondos en los que las personas que transportaban la droga viajaban en familia y con sus propios hijos de corta edad para no levantar sospechas.

A raíz de estas interceptaciones, se pudo constatar la existencia de varias personas que disponían de infraestructura en Holanda, donde practicaban dobles fondos en vehículos para trasladarlos posteriormente a Marruecos y cargar la droga.

Una vez que los vehículos llevaban la droga intentaban pasar con ellos por el puerto de Melilla o bien desde Ceuta o Tánger, donde embarcaban con destino a Algeciras para distribuir posteriormente la droga en Holanda y Alemania.

Además de los dobles fondos, se hacía uso de una embarcación que se encargaba de llevar el hachís hasta el mar de Alborán donde se pasaba a otra embarcación encargada de llevarla hasta el puerto de Almería, donde era trasladada en vehículos a una nave para su distribución.

Uno de los procedimientos practicados en los dobles fondos consistía en accionar el botón de la calefacción de la luneta trasera mediante la consola del vehículo. Para llegar hasta él había que accionar primero el botón de la calefacción y posteriormente presionar un mando a distancia para abrir la parte trasera del asiento donde se encontraba el doble fondo habilitado, siendo imposible su detección y apertura si no se seguía la secuencia.

Además, contaban con importantes medidas de seguridad a la hora de usar comunicaciones telefónicas, utilizando para ello un lenguaje convenido para el envío y traslado de la droga.

También disponían de vehículos lanzadera y cambiaban constantemente de ruta para no ser detectados, al tiempo que ocultaban el dinero obtenido por la venta de la droga en los dobles fondos de los vehículos a los que se tenía que acceder de forma electrónica o manual, según los casos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?