Miércoles, 27 de Enero de 2021

Otras localidades

Dos policías asesinan a dos negros en EEUU en 48 horas

Alton Sterling, 37 años, disparado el martes en un aparcamiento en Luisiana.

Philando Castile, 32 años, disparado en la madrugada del miércoles durante un control de tráfico en Minnesota.

La novia de Castile, Diamond Reynolds, graba lo que sucede minutos después de los disparos. / Keyse Pulliam / Youtube

Alton Sterling y Philando Castile son los nombres de los dos ciudadanos negros asesinados por policías blancos en los últimos días. El último de ellos, Castile, fue disparado en la madrugada del miércoles, en Minnesota, horas después de que el departamento de justicia de Estados Unidos iniciará la investigación sobre la muerte de Sterling, en Luisiana.

Castile estaba conduciendo cuando fue parado por la policía por llevar una de las luces traseras rotas. Su novia, sentada en el asiento del copiloto, grabó todo lo sucedido inmediatamente después de los disparos en un vídeo que ha hecho público. En el vídeo se ve a Castile inconsciente y cubierto de sangre. Mientras, el policía continúa apuntándole con la pistola en lo que parece un ataque de pánico. 

Su novia, Diamond Reynolds, trata de mantener la compostura y graba toda la conversación. No deja de repetir, "Dios mío, por favor dime que no está muerto. Por favor, dime que mi novio no se ha ido así". El policía le insiste en que mantenga las manos a la vista, "si, señor, las mantendré donde están", dice.

El vídeo continúa hasta que Reynolds y su hija de cuatro años, que vio todo desde el asiento trasero, están en el coche de la policía. Allí Reynolds explica todo lo sucedido. Cuenta cómo los policías preguntaron a su novio por el carné de conducir. Él, mientras se llevaba las manos al bolsillo para sacarlo, explicaba al  policía que tenía un arma de fuego con licencia. La reacción del policía fue dispararle cuatro veces. "Le disparó sin ningun motivo", dice Reynolds en el vídeo. Su hija trata de tranquilizarla: "No te preocupes mamá, estoy aquí contigo".

Mientras, en Luisiana, cientos de manifestantes protestaban por el asesinato de Sterling del martes pasado. Un dependiente de una tienda de comida grabo cómo tenía lugar el asesinato en un aparcamiento cercano. Uno de los policías, creyendo que Sterling portaba un arma, le disparó cinco veces. Mientras, el otro le sacaba algo de su bolsillo: Sterling no tenía ninguna pistola. Sí tenía cinco hijos.

Los manifestantes piden el procesamiento de los policías, protestan por la continúa brutalidad de los policías blancos contra los negros. Según un estudio realizado por "The Guardian", la policía ha asesinado a 1.134 personas tan solo en 2015, la mayoría de ellos son negros. Según el estudio, los negros tienen nueve veces más posibilidades que los blancos de morir a manos de la policía. Demuestra, además, que el 32% no llevaban armas. A pesar de las protestas, el número de negros asesinados a manos de la policía estadounidense continúa aumentando.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?