Últimas noticias Hemeroteca

Vox se fundó gracias a la donación de un millón de euros del exilio iraní

El diario 'El País' publica que el Consejo Nacional de la Resistencia de Irán (CNRI) financió al partido desde 2013

El líder nacional de VOX, Santiago Abascal, y el diputado de esa formación, el juez Francisco Serrano / ()

Hace una semana, conocíamos que la campaña de Vox para las elecciones europeas de 2014 tuvo un coste total de un millón de euros, de los cuales, 800.000 provenían del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán (CNRI), un grupo de opositores al régimen islámico de ideología marxista. Los mismos periodistas que publicaron esa información en el diario El País, han seguido investigando la financiación del partido de ultraderecha y han comprobado que en realidad las donaciones del exilio iraní comenzaron antes de los comicios europeos. Desde 2013, Vox recibió donaciones que sirvieron para pagar salarios, fianzas y el alquiler de la sede de la formación en la calle Diego de León de Madrid.

Vox ingresó esas transferencias internacionales en una caja común que sufragó gastos corrientes desde el primer día, según la hoja de cálculo secreta de las donaciones a la que ha tenido acceso El País. El mismo día que Vox se inscribió como partido, el 17 de diciembre de 2013, ya recibió una primera donación de 1.156,22 euros.

El candidato de Vox a las elecciones europeas de 2014, Alejo Vidal-Quadras, fue el nexo de unión entre el grupo iraní y el partido: "Santiago Abascal estuvo al tanto de todo, le expliqué mi relación con el CNRI y le dije que nos financiarían. Le pareció bien. Estaba encantado. No puso ninguna pega", explica el político.

Se recaudó el millón de euros gracias a 35 recaudadores de una quincena de países. La aportación mínima fue de 60 euros y la máxima de 35.560,32, que llegó en febrero de 2014 de un potentado constructor iraní radicado en EEUU. Ninguna de estas aportaciones superaba el límite de 100.000 euros anuales que fija la Ley de Financiación de Partidos de 2012 que también prohíbe las donaciones de partidos u organizaciones extranjeras. Por eso, Vidal-Quadras puntualiza: "Los donativos no vinieron de la organización, sino de simpatizantes del CNRI. De una comunidad en el exilio muy variopinta".

La donaciones del exilio iraní se acabaron cuando Vidal-Quadras dejó el partido en 2015, tras no lograr escaño en el Parlamento Europeo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?