Últimas noticias Hemeroteca

Ter Stegen salva un punto para el Barcelona en San Mamés

El Athletic fue muy superior en la primera parte y tuvo la mejor ocasión del partido en los últimos minutos

Paradón de Ter Stegen a Susaeta / ()

en 30 segundos

Ter Stegen evitó la derrota del Barcelona contra un Athletic rebelde que encarnó el equipo que todo equipo león quiere ver en su feudo. San Mamés fue un fortín y un muy poco inspirado Barcelona contribuyó a ello.

El crack

Ter Stegen. Hizo dos paradas que bien merecen estar entre las mejores de la temporada no ya de LaLiga sino de Europa para salvar un punto para los suyos

La clave

La inoperancia del Barcelona en el centro del campo con un Coutinho desconocido y un Vidal que está perdido en el juego blaugrana. Más de media hora de la segunda parte fue un dominio aplastante del Barcelona, que no fue capaz de hacer ni una ocasión de peligro en este tiempo.

El Athletic había conseguido 15 de 21 puntos posibles desde la llegada de Garitano con el equipo en descenso y este domingo volvió a demostrar las razones. Lo hizo además desde el minuto uno, con un inicio arrollador, mostrando una intensidad mucho mayor que la del Barcelona.

En el minuto 10 Yuri tuvo la primera del partido en sus botas tras un jugadón por la izquierda que finalizó con un disparo lleno de potencia, que se marchó muy cerca de la portería. Tan solo seis minutos después llegaría una de las paradas de la noche, obra de Ter Stegen, con una mano cambiada al remate de Susaeta que aparte de dejar una foto para recordar, puso a San Mamés en pie.

La tendría pocos minutos después Suárez, en la más clara del partido para el Barcelona. Centro medido que Messi que remata defectuosamente el uruguayo cuando estaba en una posición muy ventajosa para hacer gol. En ese momento el partido estaba loco y las ocasiones llovían. La siguiente, dos minutos después, estuvo en las botas de Raúl García, que hicieron una obra de arte elevando el balón desde el suelo para crear una chilena dentro del área que obligó a intervenir a Ter Stegen. A estas alturas nadie podía creerse que el partido siguiera a cero y más después de la de Messi, que dio al larguero en el 25'. La jugada fue anulada por fuera de juego, pero Iturralde González explicó en Carrusel Deportivo que de haber sido gol, el VAR lo habría otorgado a pesar del pitido de Del Cerro antes de que el balón impactase en el travesaño.

Había sorprendido Garitano dejando fuera Muniain e Ibai y metiendo doble lateral con Balenziaga y Yuri, pero tras la primera parte nadie podía por más que aplaudir su planteamiento, que fue muy superior al del Barcelona. Una más tuvo Raúl García desde dentro del área, pero Sergi Roberto desvió su remate fuera. 

Tras el paso por vestuarios nos encontramos un panorama absolutamente diferente.

El dominio del Barcelona en los primeros 20 minutos de la segunda contienda fue aplastante. Hizo desaparecer al Athletic del partido y creó una atmósfera que todo parecía indicar acabaría con un par de goles blaugranas. Solo hubo un equipo en el campo y el Barcelona se pudo mostrar y demostrar. Pero lo que este domingo demostró es que al equipo le falta para hacer el juego que quiere. Vidal y Coutinho no se enteran de la película que quiere rodar el equipo y Suárez se sintió muy solo con un Messi muy intermitente -el partido hizo imaginar que los problemas físicos que arrastra el argentino aún están patentes-. El Barcelona mimó y mimó el balón, pero no fue capaz de transformar la absoluta posesión ni en una sola ocasión de gol.

ficha técnica

0 - Athletic: Iago Herrerín; De Marcos, Yeray, Iñigo Martínez, Balenziaga; Dani García, Beñat (Beñat, m.56); Susaeta (Muniain, m.62), Raúl García, Yuri; y Williams (Kenan Kodro, m.89).

0 - Barcelona: Ter Stegen; Sergi Roberto, Piqué, Lenglet (Vermaelen, m.87), Semedo; Busquets, Rakitic, Vidal (Aleñá, m.63); Messi, Luis Suárez y Coutinho (Dembélé, m.75).

Árbitro: Carlos del Cerro Grande (Comité Madrileño). Expulsó a De Marcos, en el minuto 91, por doble amonestación. Además, mostró tarjeta amarilla al local Dani García (m.52) y a los visitantes Lenglet (m.72) y Busquets (m.78).

El Athletic olió sangre y el planteamiento de Garitano terminó por salir a flote. Lo hizo con la entrada de Muniain en la zona de 10 para enganchar con el solitario Williams. Los otros ocho de campo siempre por detrás del balón, para ofrecer opción de contra a sus compañeros. 

Y lo cierto es que mereció ganar el partido con estos contraataques. Fueron tres claros. En el 64' lo orquestó Muniain y lo terminó San José con un disparo potentísimo que se fue por muy poco, previo pase de Yuri. Pero fue en el 81' cuando sucedió la acción que determinó el devenir del partido. Jugada de calidad y velocidad de Muniain por la derecha, que deja tirada a la defensa y pone un balón extraordinario a Williams. El delantero lo convierte en un balón de gol con un control delicioso y remata desde el área pequeña casi cantando gol, sin imaginar lo que va a ocurrir. Ter Stegen aparece rodilla en suelo con una manopla, la derecha, inimaginable, para mantener las tablas. 

Tendría una más el Athletic pero Williams no aprovecharía el buen pase de Muniain con un remate demasiado centrado para el portero que había enfrente. Ya en el 92' De Marcos fue expulsado por doble amarilla al cortar un contraataque con la mano, lo que le hará perderse la cita de la próxima jornada contra el Huesca.

Reparto de puntos que pone al Real Madrid a seis puntos de un Barcelona que preocupa y que emerge al Athletic de Garitano, cuyo planteamiento le hizo poner contra las cuerdas al líder.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?