Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 26 de Mayo de 2020

Otras localidades

Impeachment Donald Trump

El presidente de EEUU será juzgado en el Senado por abuso de poder y obstrucción al Congreso

La Cámara de Representantes da luz verde al impeachment contra Trump; tercera vez que ocurre en la historia del país

Donald J. Trump.

Donald J. Trump. / MICHAEL REYNOLDS / POOL (EFE)

En enero de 2020 se cumplirán tres años de la presidencia de Donald Trump y se celebrará, previsiblemente, un juicio político en su contra, el tercero en la historia de Estados Unidos. Esta madrugada, la Cámara de Representantes ha ratificado los dos cargos por los que los demócratas acusan a Trump: abuso de poder y obstrucción al Congreso.

Todos los congresistas republicanos, los 197, han votado en contra, evidenciando la polarización de este proceso de impeachment que, salvo sorpresas, morirá en el Senado, tal y como pasó con Andrew Johnson y Bill Clinton, los otros dos presidentes que se han sometido a un juicio político anteriormente.

En el centro de este proceso de impeachment está la llamada entre Donald Trump y el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelensky, el pasado mes de julio. Trump le pidió el “favor” de investigar al exvicepresidente Joe Biden y a su hijo, reteniendo a cambio 400 millones de dólares en ayuda militar, así como investigar una supuesta conspiración (sobre la que no hay evidencias) entre Kiev y los demócratas para interferir en las elecciones presidenciales de 2016.

Tanto los republicanos como la Casa Blanca niegan delito alguno y acusan a los demócratas de “fabricar” un caso contra el presidente con un objetivo partidista. Lo argumentan demostrando que la ayuda militar finalmente se entregó al gobierno ucraniano a principios de septiembre, después de que el Comité de Inteligencia empezara a investigar a raíz de la denuncia de un informante anónimo, agente de la CIA.

Los próximos pasos del 'impeachment'

Los líderes del Senado de ambos partidos, el republicano Mitch McConnell y el demócrata Chuck Schumer, se reunirán en los próximos días para acordar los términos en los que se celebrará el juicio político.

El presidente de la Corte Suprema, John G. Roberts, presidirá el impeachment en el Senado. El presidente Trump será convocado para que comparezca y aborde los cargos. Si no aparece, se procederá como si se hubiera declarado no culpable.

Un grupo de congresistas demócratas serán designados a modo de fiscales. Los abogados del presidente articularán su defensa. Tanto republicanos como demócratas pueden llamar a testigos para interrogarlos públicamente.

Una vez finalice el juicio político, el Senado deliberará a puerta cerrada aunque votará públicamente sobre la destitución del presidente. La condena necesita una mayoría de dos tercios. Es decir, al menos 20 senadores republicanos tendrían que votar a favor y eso, a día de hoy, es improbable que ocurra.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?