Jueves, 27 de Enero de 2022

Otras localidades

Masterchef

"Ha sido un error muy grande": Masterchef expulsa a dos de sus concursantes por sorpresa

Ambas cometieron una serie de fallos que les impide continuar en el programa

Así ha sido la doble expulsión. / RTVE

Adrianne y Mónica han sido las dos expulsadas de la segunda gala de MasterChef 8. Todo ello como consecuencia de dos errores de bulto que han llevado al jurado a expulsar no solo a una de ellas, como viene siendo habitual en cada gala, sino a las dos. Mientras que la primera no presentaba lo que le exigían en la prueba de eliminación, la otra entregaba un plato "incomible", tal y como explicaría el jurado al final del programa.

Tras perder la prueba de exteriores, el equipo azul se enfrentaba a una prueba de eliminación en la que tenía que ejecutar un plato aprovechando las vísceras de pescado repartidas por Alberto, quien le propuso el mayor de los restos a Michael tras acusarle de no saber trabajar en equipo. Desde tripas de bacalao o hígado de rape hasta espina de boquerón o escamas de salmonete, entre otros.

Adrianne olvidó el producto principal

A continuación, y después de presentar la prueba al resto del equipo, el jurado abrió las puertas del supermercado por primera vez para que los concursantes cogieran todo tipo de ingredientes para completar su plato. Mientras que los cocineros y cocineras seleccionaban los ingredientes que iban a utilizar, Samantha Vallejo-Nágera les recordó que tenían que coger el producto principal cuanto antes. A pesar de que la mayoría de ellos le hicieron caso, Adrienne optó por salir sin el  hígado de rape que le había tocado. Todo ello porque Mónica le recomendó que no lo cogiera todavía, algo que descolocó a la concursante.

Por esa misma razón, y tras volver a la cocina, la belga tuvo que improvisar un plato sin su ingrediente principal. A pesar de que el jurado valoró la creatividad y el buen hacer de la concursante, quien logró elaborar un plato a partir de setas que emulaba el rape, el chef Jordi Cruz le explicó que no había cumplido con la parte esencial de la prueba: "Presentamos un objetivo que hay que intentar cumplir". 

De tripas corazón

A continuación llegaba el turno de Mónica y de su plato, bautizado De tripas corazón para la ocasión. Después de explicar que se sentía mal por la recomendación que le había hecho a su compañera, y reconocer que no sabía muy bien cómo utilizar las tripas de bacalao en su plato, los jurados probaron el plato y llegaron a la conclusión de que no se podía comer: "Es querer hacer un guiso y no entenderlo. No te lo puedes comer".

Por todo ello, y después de enfrentarse en la decisión final contra José Mari, el jurado decidió expulsar a ambas por los graves fallos cometidos en sus platos. Mientras que la primera hacía una receta sin su ingrediente principal, la segunda presentaba a cabo un plato que, bajo el punto de vista del jurado, no se podía comer bajo ningún concepto.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?