¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Batalla contra el machismo invisible

Explotación sexual, prostitución, violaciones y acoso son también formas de violencia machista. 1.600 profesionales se dan cita en FIbes para combatir todas las manifestaciones del patriarcado

La legislación española limita la violencia de género al ámbito de la pareja o expareja, pero existen múltiples formas de violencia machista, y la mayoría permanecen invisibles.  Sus víctimas también.

Víctimas como las 1.500 niñas que viven en riesgo de mutilación genital en Andalucía o las 5.700 mujeres explotadas sexualmente que han pedido ayuda al Instituto de la Mujer en los últimos dos años. O como los hijos de mujeres maltratadas, que según la Macroencuesta de Violencia contra la Mujer 2015, presenciaron las agresiones en un 63,6 por ciento de los casos.

Formas de violencia de género son, igualmente, las violaciones, el acoso, el abuso sexual, la discriminación laboral o los falsos mitos sobre el amor que imperan entre las adolescentes que persiguen la sumisión de la mujer.

Más de 1.600 profesionales se dan cita en el VII Congreso sobre Violencia contra las Mujeres organizado por la Junta que busca visibilizar todas estas realidades y mejorar las herramientas para combatirlas.

La consejera para la Igualdad, María José Sánchez Rubio, ha inaugurado esta mañana la cita, que reúne a los expertos hasta mañana martes en el Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla. Sánchez Rubio ha pedido cambios en la legislación nacional que reconozcan estas nuevas realidades y un Pacto de Estado contra la violencia machista. .

"Cortar la cadena de errores"

El asesinato machista de Estefanía, la víctima de Olivares a la que una jueza denegó la medida de protección semanas antes de que su marido la matase a puñaladas, ha sido objeto de trabajo en la mayoría de las mesas del congreso.

Numerosos expertos han urgido a subsanar "errores en la detección del riesgo". La propia consejera ha insistido en la necesidad de analizar los fallos para evitarlos en el futuro. La fiscal delegada de Violencia de Género en Andalucía, Flor de Torres, propone que la evaluación del riesgo pase a ser responsabilidad de los órganos judiciales. Actualmente está en manos de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado.

El patriarcado sutil instalado en la adolescencia

El Instituto Andaluz de la Mujer ha atendido en lo que va de año a 400 víctimas de la violencia machista que tienen entre 14 y 22 años. Los mitos del amor romántico al servicio de la sumisión de la mujer están instalados en un alto porcentaje de las adolescentes, que en la mayoría de los casos ignoran que son víctimas. Las nuevas tecnologías han ofrecido a los agresores nuevas formas de control y dominación. Los expertos coinciden en que la lucha debe empezar en la escuela.

Escucha la edición especial de La Ventana Andalucía desde el Congreso de Violencia contra la Mujer.

Fe de errores


 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?