El editorial de Pepa Bueno

Trato de favor o desmadre

El nivel de hartazgo es muy alto en España y el nivel de exigencia muy alto también porque el listón lo han puesto los propios partidos, el suyo entre otros, cuando estaba en la oposición.

Lo que diferencia a unos de otros es la claridad con la que se responde políticamente a la utilización ventajosa de las instituciones públicas. Sea por acción, omisión o ignorancia. Ignorancia, por otra parte intolerable en un cargo público, responsable precisamente de que todos los ciudadanos accedan en las mismas condiciones a los servicios que son de todos. Si todos los alumnos de aquel master recibiron un mail de su directora eximiéndoles de ir a clase, no hubo trato de favor sino desmadre en la Universidad. Si no todos los alumnos recibieron ese mail Montón hizo el master en situación de ventaja evidente. Teniendo en cuenta además que la dispensa para no ir a clase en un master presencial hay que solicitarla y no se hizo. Y solo el Ministerio de Educación puede concederla.

Pero es que su situación se complica por horas. Eldiario.es publica esta mañana que alguien se metió en la web de la universidad y manipuló las notas de la ministra cuatro meses después de que acabara el curso y con las actas ya cerradas. Según esta información, le cambiaron un "no presentado" por un "aprobado" en noviembre de 2011, a pesar de que ella insiste en que el curso lo terminó en junio de ese año.

Nos dicen que en el PSOE hay preocupación, y también en parte del gobierno. Lo raro sería que no la hubiera. La política es mucha veces injusta y a veces se truncan carreras prometedoras por torpezas no bien valoradas cuando ocurrieron. Pero el nivel de hartazgo es muy alto en España y el nivel de exigencia muy alto también porque el listón lo han puesto los propios partidos, el suyo entre otros, cuando estaba en la oposición.

Temas relacionados

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?