Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

Deportes

Análisis:EL REAL MADRID, NUEVO AMO DE LA LIGA

Mourinho completa su póker de ligas en el Real Madrid

Suele decir que en el fútbol lo arriesga todo. Es por ello que o le odias o le amas. Y mientras tanto, los números le avalan. José Mourinho ha hecho historia logrando cuatro Ligas en cuatro competiciones diferentes: con el Oporto ganó dos Ligas lusas (02-03 y 03-04); en Inglaterra con el Chelsea (04-05 y 05-06); en Italia con sus dos Scudetto en el Inter (08-09 y 09-10), justo antes de aterrizar en el Bernabéu, dónde ha logrado su primer campeonato liguero

El precedente más inmediato lo encontramos en el mito Giovanni Trapattoni, actual seleccionador de la República de Irlanda, quien había logrado el título nacional en Italia, Alemania, Portugal y Austria. Y en el ex técnico austriaco, Ernst Happel, que igualó el logro en Holanda, Bélgica, Alemania y Austria

FOTOGALERIA: Marcelo celebra su gol con una voltereta

EFE / El defensa brasileño del Real Madrid, Marcelo Vieira (c), celebra su gol, el segundo de su equipo, junto al centrocampista alemán Mesut Özil (i) y el centrocampista portugués Fabio Coentrao (d)

José Mourinho nunca pasa desapercibido, mezcla estudiada entre arrogancia, irreverencia, inteligencia y control. Mucho control.

José Mourinho nunca pasa desapercibido, mezcla estudiada entre arrogancia, irreverencia, inteligencia y control. Mucho control. Mide sus palabras milimétricamente, rehusando por completo la fortuna en sus gestos, en sus comparecencias, en su juego. Delega en Karanka cuando lo considera oportuno, cuando no, comparece. Conservador en lo ideológico, metódico y estratega, es, básicamente, un obseso del fútbol. Nació en Setúbal, Portugal, el 26 de enero de 1963. Su padre, Felix Mourinho, era un portero que llegó a jugar en la selección portuguesa en 1972. José tuvo temprana devoción por el balón. Lo intentó como futbolista en los juveniles del Leiria y en los del Belenenses. Pero lo suyo era dirigir. Así que se introdujo en el mundo del fútbol desde abajo, como aprendiz del club lisboeta, con su padre como entrenador, ayudando en la tarea de seguimiento de equipos rivales.

En 1992 empezó su consagración como asistente de Bobby Robson en el Sporting de Lisboa, en 1994 en el Oporto y en 1996, en el Barcelona, como traductor. Desde la sombra aprendió el oficio del entrenador, absorbiendo las lecciones de sus maestros con excepcional meticulosidad. El FC Barcelona prescindió de sus servicios en julio de 2000, cuando Lorenzo Serra Ferrer se hizo cargo de la dirección técnica del club. La destitución, en septiembre de 2000, del alemán Jupp Heynckes al frente del Benfica, le permitió a Mourinho ocupar por vez primera el puesto de primer entrenador de un equipo. La experiencia duró solo dos meses y medio, ya que en diciembre de ese mismo año renunció por las discrepancias con el presidente de la entidad Manuel Vilarinho.

Tras esta breve tentativa, un modesto le sirvió de trampolín en la liga portuguesa, el Uniao de Leiría, con el que finalizó la temporada en quinta posición de la Liga lusa. Así, el Oporto se fijó en él tras la renuncia prematura de Octavio Machado en enero del 2002. En poco más de dos años logró todo con el club: dos Ligas (2002-03 y 2003-04), la Copa de Portugal 2003 y la Supercopa de Portugal 2003, mientras que en competiciones continentales ganó la primera Copa de la UEFA en la historia del club al derrotar en la final al Celtic, el 21 de mayo de 2003, y la Liga de Campeones del 26 de mayo del año siguiente contra el Mónaco.

Al llegar en 2004 al Chelsea se definió como 'The Special One', 'El Especial'. Y demostró que lo era. Dio a los 'blues' la Premier en sus dos primeros años (2004-05 y 2005-06), que completó con las Copas de la Liga en los años 2005 y 2007, la Community Shield de 2005 y la FA Cup de 2007. Nunca exento de polémica.

En 2008 la telaraña 'mourinhista' cayó en el avispero del 'Calcio'. Se estrenó en el Inter hablando en italiano, demostrando que sabía todo del club, jugando con los periodistas. Sus diferencias con Abramovich habían provocado su cese pactado del Chelsea el 20 de septiembre de 2007. En sus dos primeras temporadas en el Inter, logró los dos títulos de Liga, la Copa de Italia de 2010, la Supercopa de Italia de 2008 y la Liga de Campeones 2010. Puso Italia patas arriba: "El fútbol italiano no me gusta, y al Calcio no le gusto yo", llegó a declarar.

En 22 de mayo de 2010, poco después de alzar con la Liga de Campeones frente al Bayern, anunció a la plantilla que dejaba el equipo y ponía rumbo al Real Madrid. El resto de la historia ya la saben. Mourinho ha conseguido su primer campeonato en la Liga Española. Otro más para su laureado y polémico palmarés.

Disfruta de los goles que han convertido al Real Madrid en campeón de la Liga BBVA.