Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

España

La Policía carga contra los mineros a su llegada al Ministerio de Industria

El enfrentamiento entre antidisturbios y manifestantes se salda con ocho detenidos (seis de ellos 'antisistema', según la Policía) y 76 heridos

Agentes antidisturbios detienen una valla lanzada por participantes en la manifestación que se desarrolló hoy en Madrid en apoyo de la minería del carbón / EFE

Los integrantes de la marcha se han mostrado muy satisfechos por el apoyo social que han conseguido en las últimas jornadas, en especial en la entrada nocturna a Madrid, aunque se encuentran escépticos por una posible rectificación del Gobierno.

La Policía ha detenido a ocho personas en el transcurso de una carga frente al Ministerio de Industria al final de la 'Marcha Negra' de los mineros del carbón, mientras que más de 70 personas han tenido que ser atendidas por contusiones leves.

Seis de los ocho detenidos son conocidos de la Policía como participantes habituales en actos 'antisistema', algunos con antecedentes. Los otros dos arrestados durante la carga policial son mineros, según fuentes policiales.

Los mineros encontraron a su llegada el Ministerio blindado por más de 15 furgones policiales y agentes antidisturbios que ante el lanzamiento de petardos y piedras han respondido con pelotas de goma.

Según fueron llegando a Industria, los manifestantes se han concentrando alrededor de las vallas que rodean el perímetro de seguridad alrededor del Ministerio y han lanzado petardos al grito de "El enemigo está dentro" y "No somos terroristas, somos mineros"

Multitudinaria manifestación

Desde las 11 de la mañana, alrededor de 200 mineros acompañados de miles de simpatizantes y líderes sindicales han recorrido el Paseo de la Castellana de la capital en la manifestación convocada para protestar por los recortes en el carbón.

Al inicio de la marcha, los manifestantes dieron una larga ovación en apoyo a los cientos de mineros llegados a pie desde las cuencas mineras y situados detrás del cordón de la cabecera.

La marcha, que se inicia un día después de la multitudinaria llegada de las marchas mineras a la capital española, en la que se han congregado miles de personas, se inició con grandes explosiones de petardos y un fuerte olor a pólvora. Al frente de ella se han colocado la columna de mineros que se ha desplazado a pie desde Asturias, León y Aragón hasta Madrid y tras ellos se han situado los secretarios generales de UGT y CCOO, Cándido Méndez e Ignancio Toxo, así como a los responsables de minería de estos sindicatos.

También se han sumado a la manifestación los alcaldes de las cuencas mineras asturianas, que han estado encerrados tres días en sus ayuntamientos, mientras que continúan su encierro los trabajadores de las minasde varias comunidades mineras.

Después del recibimiento de la 'Marcha negra'

Apenas ocho horas después de que finalizase en la Puerta del Sol la marcha nocturna del carbón, los mineros, respaldados por familiares y simpatizantes, emprendieron el recorrido hasta el Ministerio de Industria, a cuyas puertas exigien que se retiren los recortes al carbón.

Con una pancarta en la que se reivindica el futuro de la minería y coreando gritos de "a por ellos, oé", los mineros han iniciado una manifestación que cuenta con el respaldo de algunos políticos de la oposición, que no les acompañarán en la marcha porque consideran que deben estar en el Congreso durante la comparecencia del presidente del Gobierno.

Los mineros denuncian el recorte del 60% de las subvenciones para este año, que provocará, según lamentan, el cierre de las minas del carbón.

La de estos días es la tercera 'Marcha Negra' del sector minero. La primera se realizó en 1992 y la segunda, en 2010, si bien en este último caso la protesta concluyó en León.

Fuerte despliegue policial

Ante posibles altercados, la sede del PP de la calle Génova se encuentra protegida por diez furgones policiales distribuidos a lo largo de la vía en previsión de la celebración de la manifestación.

Los mineros, ataviados con camisetas negras y portando banderas de sus comunidades autónomas, han utilizado mayoritariamente esta calle para descender hacia la plaza, punto de inicio de la marcha. A su paso por el edificio han irrumpido en gritos como 'Rajoy, cabrón'.

A la espera de recibir la confirmación de la Delegación de Gobierno, la intención de los convocantes es instalar una tarima en el carril central del Paseo de la Castellana, a la altura del Ministerio de Industria, desde la que los líderes sindicales lanzarán sus mensajes finales al término de la protesta.

La cabecera de la manifestación estará presidida por los eslóganes 'Sí a la reactivación de las comarcas mineras' y 'No al cierre de la minería del carbón', ya utilizados por los mineros que han participado en la 'Marcha Negra'.

El minero Carlos Luna: "Esperamos que, por lo menos, el Gobierno se siente a negociar". 

Aguirre: "Yo habia oído 20.000 personas y me sigue pareciendo modesto".