ENTREVISTA

Aitor Gabilondo: "'El Príncipe' no puede alargarse más de dos temporadas"

Entrevista con Aitor Gabilondo, creador y productor de la actual serie española de mayor tirón: 'El Príncipe'

Aitor Gabilondo es productor ejecutivo y co-creador de 'El Príncipe' /

Productor ejecutivo, co-creador, coordinador de guiones y guionista. Enumerar los cargos de Aitor Gabilondo (San Sebastián, 1974) en la serie del momento da una ligera idea de la gran responsabilidad e influencia que este productor con alma de guionista tiene en 'El Príncipe'. Una serie que triunfa cada martes en Telecinco y cuyo éxito no hace olvidar a quienes la han levantado la dureza del proceso. Satisfecho por los resultados, Aitor es un hombre que ama su trabajo y que se lo toma muy en serio.

"Cada capítulo de \'El Príncipe\' vale más de medio millón de euros"

"Creo que \'El Príncipe\' no puede alargarse más de dos temporadas, así está pensado"

"Si se alargase, la historia de amor entre Fátima y Morey no seguiría"

"Me encantaría hacer una serie sobre ETA y la sociedad vasca"

Para Aitor Gabilondo, 'El Príncipe' es más que una serie de éxito. Él ya sabía qué es eso. Pasó como guionista por 'El Comisario' y 'Periodistas'. También conoce el fracaso. Pero para él y para César Benítez esta serie es la punta del iceberg de un proceso de asociación que desde 2010 mantiene a los dos como punta de lanza de la productora Plano a Plano. En medio del temporal de la crisis han sorteado los obstáculos del crédito y de las dificultades del mercado apostando por una serie, 'El Príncipe', en la que pusieron sus ganas, su esfuerzo, sus recursos y su talento. El resultado, una buena ficción que marcha con unos datos de audiencia por encima de los 5 millones de espectadores y que no tiene rival.

Aitor pide comprensión para la ficción española. Desea que se juzgue en su justa medida, que no se compare con las excelencias norteamericanas y que no se desprecie por el mero hecho de ser un producto nacional.

Defiende su serie con una especie de pasión sobria entendible sólo sabiendo su origen, Euskadi. Admite con agrado, aunque no las comparta, las dudas del entrevistador sobre algunos de los protagonistas de 'El Príncipe'. A Aitor Gabilondo no le asusta ni el fracaso ni la disparidad de criterios. Como productor, como creador y como una pieza más del engranaje que cada día mueve la máquina de la ficción televisiva española, Aitor solo pide respeto y valoración del esfuerzo que profesionales como él o como su productora hacen para llevar a los hogares esos 70 minutos de entrenamiento que seducen a millones de espectadores.

Sois la serie del momento. Como productor, guionista, creador... ¿Cómo se lleva esa parte del éxito?

Se lleva mejor que el fracaso, la verdad. Pero seamos cautos, los éxitos y los fracasos son muy circunstanciales. La serie tiene buenos ingredientes, ha llegado en un buen momento y ha gustado.

Creo que en Mediaset había mucha sed de tener un éxito [en ficción]. ¿Los ingredientes del éxito? No sabría decirte. Un poco de todo y un poco de suerte, también.

A la gente que dice -que no han sido pocos- que es "otra 'Sin tetas no hay paraíso'", ¿qué les dirías?

Yo creo que la gente que dice lo de 'Sin tetas no hay paraíso' es por la belleza de los protagonistas y por la parte amor-romanticona que tiene. Yo pienso que tiene muchas diferencias. Creo que eso está, pero no es lo único que está.

Tratamos la historia de la búsqueda de un chaval que se ha enrolado en la Yihad. Esa es la espina dorsal de la serie. Esto no se había contado porque ese chaval es español, musulmán español. Eso marca una diferencia.

[En esa comparación] tiene mucho que ver cómo la vendió Mediaset, que para atraer a su público dijo esto. Pero yo pienso que no hay muchas similitudes.

Habláis de un tema muy espinoso como es el yihadismo. Especialmente, ¿qué cuidados habéis tenido al escribir los guiones?

Para no caer en maniqueísmos es fundamental dar a cada personaje los mejores mecanismos de defensa que podamos imaginar sobre este tema. Y luego que el público saque sus propias conclusiones.

Para mí -y me gusta que me hagas esta pregunta- ha sido decisivo el hecho de ser vasco. Ser de San Sebastián y haber vivido los años más sangrientos de ETA siendo adolescente me ha venido muy bien.

Aunque el conflicto de ETA y el yihadismo no se parecen, sí que yo -que he estudiado en una Ikastola y he tenido compañeros que se enrolaron en ETA- he oído muchas veces la pregunta "¿Cómo es posible que un chaval de 16 ó 17 años que nunca le ha faltado de nada en casa, acabe en ETA? ¿Qué ha pasado?". Con esto en la cabeza es con lo que yo he escrito 'El Príncipe'. Me ayudó a entender a las familias que aparecen en la serie.

"Ser vasco y vivir los años duros de ETA me ha ayudado a escribir 'El Príncipe'"

En 'El Príncipe' vemos que los personajes pertenecen a muchos colectivos muy definidos como musulmanes, policías, narcotraficantes... Sin embargo, no se abusa del tópico. No hay ningún gran malo ni ningún gran bueno, todos los personajes tienen sus aristas. ¿Qué tópicos están rompiendo los personajes y las tramas de 'El Príncipe'?

Creo que el mayor de todos es que se puede ser musulmán o moro -llámalo como quieras- y ser una familia normal y corriente. Como son una minoría, la población en general tiene una visión de lo que sale en la prensa: que son delincuentes. Pero esa no es la única realidad. Hay delincuentes, pero también hay familias integradas completamente. Esa es la norma.

De hecho, nosotros tenemos varios actores que son árabes o de origen árabe y que son personas normales y corrientes.

Nos han criticado en redes sociales que, por ejemplo, la madre de la familia musulmana fume. Nosotros lo hicimos porque nos lo dijeron los propios musulmanes de la serie: muchas mujeres musulmanas fuman a escondidas de sus maridos. Nos pareció un rasgo que jamás senos habría ocurrido y que ellos nos lo han aportado.

Hemos tratado el conflicto, no su condición de árabes o musulmanes.

¿Cómo llegáis a situar la trama en el barrio de 'El Príncipe'? ¿Fue primero la idea de hacer este tipo de serie o la idea vino al conocer esta barriada?

César y yo que habíamos hecho 'El comisario', queríamos hacer una serie policiaca porque pensamos que en la televisión siempre debe haberla. Sus personajes se juegan la vida en cada capítulo, son series de vida y muerte.

Queríamos deslocalizarla un poco. Investigando en la prensa llegamos a ese barrio. Me quedé alucinado. Un barrio muy cerrado, casi un gueto en el que la Policía se tenía que infiltrar para poder entenderlo. Eso nos dio la pauta.

¿Cuesta vender una serie hoy en día?

Muchísimo. Muchísimo... Es un milagro de la naturaleza. Piensa que al año se hacen cuatro series nuevas... Es muy difícil colocar una idea en una cadena de televisión. Es difícil que apuesten por ti, 'El Príncipe' cuesta un montón de dinero y lo quieren rentabilizar y más en eta época. Nosotros jugamos la baza de presentar algo distinto. Jugó a nuestro favor.

Supongo que para vosotros, como productora de ficción, es una buena noticia que Mediaset se haya dado cuenta de que con series puede arrasar en el prime time, ¿no?

Para nosotros es la mejor noticia posible. Ellos se habían especializado mucho en realities. Dentro de las cadenas, hay sectores que ven la ficción como algo caro y lento. Un programa lo preparas en mes y medio. Levantar una serie cuesta 9 meses, como poco. Y son productos muy caros y de difícil rentabilidad.

Hay sectores en las cadenas que lo ven con reticencia. Nosotros creemos que son productos que gustan y fidelizan al espectador.

¿Cuánto vale cada episodio de 'El Príncipe'?

Cada capítulo vale más de medio millón de euros. Es una serie cara.

¿Tenéis el mejor reparto posible?

Tenemos el mejor reparto de entre lo que podíamos encontrar en España.

¿Es el reparto que la productora eligió o Telecinco hizo alguna modificación?

Nosotros hemos propuesto y ellos han elegido. Coronado, no. Coronado fue una propuesta de Telecinco que nos la hizo cuando vieron 'No habrá paz para los malvados' antes de estrenarse. Y es un lujo contar con él. Todos los demás fueron por cásting.

¿No fue un poco prematuro que ya desde el primer o el segundo capítulo explotase la historia de amor entre Morey (Álex González) y Fátima (Hiba Abouk)?

El romance se ve venir desde la carátula... Bueno, esto es un debate muy largo que tuvimos y creo que podríamos haberlo mejorado. Nosotros queríamos enseñar que Morey hace cualquier cosa por su misión y si se tiene que liar con esta tía, se lía con ella. No era amor, sino misión. Lo que pasa que luego termina enamorándose de verdad. Ese era nuestro propósito.

Lo que ocurre es que quizá no se ha entendido así y se piensa que fuimos muy rápido.

Viendo los capítulos de la primera temporada, si nos dicen que va a ser una miniserie de 10 episodios, nos lo creemos. Un caso central y todos pendientes de darle resolución. Salvando las distancias, como 'True Detective'. ¿Cuál sería el número óptimo de temporadas para 'El Príncipe'?

Yo pienso que 'El Príncipe' no puede alargarse más de dos temporadas. Así lo pensamos desde el principio.

¿Y si te lo pidieran? Con todos los empleos que mueve una serie...

[Piensa] Si me lo pidieran... [Dilata su respuesta], creo que la historia de amor entre Fátima y Morey no seguiría aunque siguiera la serie.

"Los bancos han sido un enemigo importante para 'El Príncipe'"

¿Se duerme mejor como guionista o ahora que eres guionista y productor?

[Ríe] Se duerme mejor como guionista, pero yo no lo sabía hasta que me he embarcado en esto. La verdad es que se pasa mal. No solo por el contenido, por los guiones... Yo llevo 20 años escribiendo y eso lo tenía dominado.

Pero todos los departamentos de una cadena presionan mucho, no solo el de ficción. También el económico, el jurídico. Nosotros también hemos tenido muchas dificultades con los bancos. Financiar un proyecto de una serie no es nada fácil en estos años. Hemos estado a punto de no poder hacer la serie, no tanto por Telecinco, sino por los bancos.

¿Los bancos han sido el mayor enemigo de 'El Príncipe'?

Han sido un enemigo muy importante. Nos ha costado mucho encontrar financiación para la serie. Nos da mucha rabia. Cuesta mucho levantar un producto y que no te financien.

¿En la televisión de España se podría hacer una serie sobre los bancos, el lado oscuro de la política...?

Yo creo que sí. Las televisiones son menos miedosas de lo que pueda parecer desde fuera. Las televisiones sólo quieren un éxito, como sea y con lo que sea.

Cuando la realidad ya se ha impuesto muy claramente y los programas la han triturado -como lo que hace Évole-, ya sí se puede hacer una ficción. Una ficción tiene que guardar una equidistancia entre el lugar común y el lugar poco común.

Si la prensa nos hace ese trabajo, como con el yihadismo, de poner el problema en el imaginario del público entonces se puede hacer la ficción.

¿Te hubiera gustado o te gustaría hacer esa gran serie sobre la sociedad vasca con ETA como telón de fondo?

Sí, me encantaría. Y creo que se hará algún día. A mí me encantaría hace una serie que se titulara 'ETA' y contara los 40 años de la banda.

Y si cuando presentasteis 'El Príncipe' con el tema del yihadismo hubieras presentado lo mismo pero con el tema de ETA, ¿crees que habrían comprado esa serie en alguna cadena?

Creo que no. Creo que todavía no es el momento, pero creo que llegará

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?