El PP volvería a ganar las elecciones y Podemos cae al cuarto lugar

Ciudadanos continúa su imparable ascenso en un escenario de empate a cuatro

El Partido Popular sería hoy el partido más votado de celebrarse unas elecciones generales, seguido del PSOE. Como tercera fuerza se situaría Ciudadanos, que mantiene un imparable ascenso y deja en cuarta posición a Podemos. La fuerza de Pablo Iglesias ha retrocedido más de cinco puntos en apenas un mes.

En cualquier caso, según el ObSERvatorio elaborado por MyWord para la Cadena SER, la situación sigue siendo prácticamente de empate a cuatro en un panorama que no deja de fluctuar.

E. L.

El PP ganaría las elecciones con un 22% de los votos. Mantiene el mismo porcentaje que en el ObSERvatorio del mes de marzo, y sigue casi 23 puntos por debajo de los resultados que obtuvo en las elecciones generales de 2011.

El PSOE obtendría hoy un 21% de los votos. Sube ligeramente, casi 2 puntos respecto al ObSERvatorio de marzo, pero se sitúa aún muy por debajo –7,7 puntos– del voto que tuvo en 2011.

Ciudadanos es la fuerza emergente de los últimos meses y puede resultar decisiva. De seguir a este ritmo, a la hora de forjar futuros pactos, hoy le votaría un 19,4% de ciudadanos.

Y Podemos comienza a notar la presión de la competencia y una visión más crítica y exigente de los electores. Pasa al cuarto puesto después de haberse mantenido en la primera posición durante varios meses. Hoy serían el cuarto partido más votado, con 17,9% de los votos. Sufren una caída del 5,5% respecto al mes de marzo.

¿De dónde salen los votos de Podemos y Ciudadanos?

Podemos sigue alimentándose de antiguos votantes del PSOE y de los huérfanos: los que recuerdan haber votado en blanco, nulo, los que se abstuvieron o los que no saben decir qué hicieron.

Un 26,4% de los votantes de Podemos viene del PSOE; un 21,6%, de Izquierda Unida, un 22,2% son los llamados huérfanos; casi un 8% procede de UPyD; y hasta un 7% son antiguos votantes del PP.

Ciudadanos rebaña la mayor parte del apoyo del PP, un 36%. Del PSOE se lleva casi un 20%; de UPyD, casi un 19%; y otro 19%, de entre los votantes huérfanos.

El PP solo retiene a un 46,7% de sus antiguos votantes. El PSOE aún lo tiene peor: solo mantiene la fidelidad de un 32,5% de los suyos.

La economía, según los encuestados

Según los datos del ObSERvatorio, el gobierno no puede agarrarse a los mejores datos macroeconómicos para sacar pecho. Apenas un 14% de los consultados relaciona esta mejoría con las políticas llevadas a cabo por el Gobierno. Un 38,6% cree que es fruto de la coyuntura económica, y casi un 17% la achaca simplemente al propio ciclo económico.

E. L.

Un 35% de los consultados cree que, si hubiera gobernado otro partido político, la situación económica habría sido la misma. Otro 30% cree que la salida de la crisis habría llegado antes con otra formación al frente.

Solo un 20% cree que, de estar en el gobierno otro, hoy no estaríamos saliendo de la crisis.

E. L.

¿A quién eligen los españoles para afianzar la economía?

Un 25% no ve capacitado a ninguno de los partidos para amarrar esta mejora. A continuación, un 17,2% cree que ciudadanos, el partido de Albert Rivera, sería el más capacitado para consolidar la recuperación. En segundo lugar, un 16,5% confía en Podemos para esta tarea. Un 15,9% considera al PP como el más adecuado. Y, en último lugar, un 10,5% ve al PSOE como el más apto para ese cometido.

E. L.

¿Quién es el más capacitado para luchar contra la corrupción?

Según los datos del ObSERvatorio de abril, la mayoría cree que el partido que mejor puede hacer frente a la corrupción es Podemos. Así lo cree un 28%. Le sigue Ciudadanos, con un 20%. Está claro que los españoles confían más en los nuevos, en los que no tienen esqueletos en el armario, para hacer frente a este problema.

Solo el 7% de los encuestados cree que el PP sería el más apto para combatir este problema. Curiosamente, sitúan al PP por delante del PSOE: los socialistas son los más indicados para acabar con la corrupción solo para el 5,5% de los encuestados.

Y, curiosamente, incluso entre los votantes del PP la opción favorita es Ciudadanos. Un 35% de ellos se decanta por el partido de Albert Rivera para limpiar la política española, mientras que solo un 29% elige a Rajoy. Lo mismo pasa con los votantes del PSOE, que prefieren a Podemos o a Ciudadanos antes que a Pedro Sánchez.

E. L.

¿En quién confían los españoles para luchar contra la desigualdad?

Igualmente, los encuestados confían antes en los partidos nuevos que en los tradicionales. Un 31,7% sitúa a Podemos en la primera posición. Un 16,%, a Ciudadanos. Muy por detrás, el PSOE es el elegido por el 12% de los encuestado y el PP, por el 7,8%.

De nuevo, aquí el PSOE tiene un problema: ni siquiera los suyos lo consideran el más apto para hacer frente a la desigualdad y la pobreza. Un 43,5% de votantes socialistas prefiere a Podemos para reducirlas, frente a solo un 31% que confía en los socialistas.

E. L.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?