¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

OBITUARIOMuere el fiscal general del Estado, José Manuel Maza

Cárcel y multas para cuatro comerciantes de Irún por vender productos falsificados

Un juzgado de Donosti impone condenas de hasta un año y tres meses de cárcel, y multas de hasta 3.200 euros, a cuatro comerciantes que vendían productos falsos en sus tiendas: tendrán que indemnizar a varias marcas por cada falsificación

Ropa falsificada intervenida hace un año en Crevillente (Alicante) /

Una jueza ha decidido condenar a los dueños de cuatro tiendas de Irún por vender falsificaciones de productos de algunas de las primeras marcas de moda y complementos: penas de hasta un año y tres meses de cárcel, y multas de hasta 3.200 euros, además de tener que indemnizar a marcas como Chanel, Reebook, Nike, Bulgari o el Real Madrid a razón de quince euros por cada falsificación incautada. 

Los registros tuvieron lugar hace ocho años, y los agentes de Policía Nacional registraron seis tiendas, ubicadas en la avenida Iparralde y el centro comercial Behobia de esta misma localidad gipuzkoana. En la operación fueron incautados más de 2.500 artículos: bolsos, camisetas, carteras, cinturones, bufandas, llaveros e incluso varias equipaciones del club blanco. Productos que, según la titular del juzgado de lo penal número 5 de Donosti, o bien "eran idénticos o susceptibles de ser confundidos con los productos de las marcas originales", o "tenían logotipos, signos, formas y dibujos, iguales o casi iguales a los de las marcas originales, pero no habían sido fabricados por éstas".

Una venta que se traduce en cuatro condenas por delitos contra la propiedad industrial: la más alta, de un año y tres meses de cárcel, es para un hombre reincidente, con otros dos acusados condenado a seis meses de prisión. Además, entre los cuatro acumulan multas que suman en total 8.820 euros. 

Las falsificaciones "no reducen la venta"

La sentencia también especifica que algunas marcas deben ser indemnizadas a razón de 15 euros por cada artículo falsificado, pero también carga contra las marcas que han pretendido ser indemnizadas con miles de euros cada una. "Ninguna de estas marcas han acreditado fehacientemente los importes de sus reclamaciones", afirma, criticando que el único informe pericial aportado ni siquiera examinó los productos incautados y se limitó a buscar precios de referencia en internet. 

Avenida de Irún donde se realizaron varios registros en 2009 / Google Street View

La magistrada también niega que cada producto falsificado deba ser pagado al precio del producto original. "Debe decirse que el perjuicio real de la marca no puede venir representado por el precio de cada uno de los productos originales, pues la venta de los productos falsificados no suple, ni reduce las ventas de los productos originales". Y pone un ejemplo: "Es decir, ni una persona que compra un bolso de Chanel auténtico compraría un bolso de imitación por 20 euros, ni viceversa".

Fuentes del caso afirman que varios acusados han recurrido su condena ante la Audiencia Provincial. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?