¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

'Sgt. Peppers Lonely Hearts Club Band', el disco que definió una época

Se cumplen 50 años de uno de los álbumes más importantes de los Beatles y de finales de los sesenta

Los Beatles posan para la prensa en la presentación del disco en casa de su manager Brian Epstein (Londres, 1967) /

El Sgt. Peppers fue todo un acontecimiento en la época. Un acontecimiento lúdico. Aún recuerdo los bigotes, las patillas, las gafas y las gorras de papel recortable que venían en el interior del Long Play para que el comprador se disfrazara como John, Paul, George y Ringo. Los cuatro aparecen en la psicodélica portada dos veces: una en blanco en negro y otra en color. Los Beatles de canciones “pegadizas” y versiones de rockeros americanos como Chuck Berry y los nuevos Beatles, más conectados con el mundo en ebullición que les rodeaba. El de la revolución sexual, el consumo de drogas y el cambio social que cristalizó un año después en el Mayo del 68. El de la emancipación de una juventud que quería avanzar hacia una nueva sociedad y debía romper con sus mayores.

Sgt. Peppers fue uno de los primeros acontecimientos mundiales en la música pop y uno de los primeros discos conceptuales que debían escucharse como un viaje iniciático. Los Beatles debían demostrar que eran capaces de encontrar su propio sonido picados como estaban con un Bob Dylan que acababa de electrificar la música folk y unos Beach Boys que exploraban el futuro de la mano del genial Brian Wilson. Para ello experimentaron en Abbey Road con todos los sonidos, técnicas e instrumentos que tenían a mano.

Portada del mítico disco de los Beatles / BEATLES

Sgt. Peppers incluía otro detalle poco habitual en la época: las letras de las canciones aparecían en la contraportada. ¡Se podían cantar a coro con los ídolos! sin tener que recurrir al "guachi-guachi", lenguaje figurado que reproduce onomatopéyicamente las letras de las canciones en inglés. Un método para aprender la lengua de Shakespeare y llegar a Londres con algún conocimiento para trabajar de camarero. En aquella también emigrábamos.

La experimentación

Hay una razón poderosa para escuchar Sgt. Peppers, su final. A day in the life es una genialidad que abrió muchas puertas a la creatividad musical. Pink Floyd, Queen, U2, Radiohead son algunos de los grupos que se explican desde esta composición sonora. Incluso el que se considera como el mejor disco de The Beatles: el llamado White Album. En cualquier caso, todos los temas -Fixing a hole, Getting better, Lovely Rita, el reprise del Sgt. Peppers, Good Morning Good Mornig- forman parte ya de cultura mundial y siguen sorprendiendo porque no parecen haber pasado los años por sus temáticas y por sus arreglos. Se puede decir que este disco ha envejecido mejor que aquellos a los que acompaña desde nuestra infancia.

Cargando