¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

"Besadme el culo" y otras respuestas de las famosas a las críticas sobre el cuerpo de las mujeres

Hilary Duff ha sido la última de una larga fila de artistas en plantarse ante los cánones de belleza imposibles a los que se somete el cuerpo femenino

Estrías, celulitis, culos caídos, tripa, flacidez... Son solo algunos de los cambios que experimentan con el tiempo los cuerpos de las mujeres. Pero en lugar de verlos como algo normal, la sociedad nos ha hecho asimilarlos como defectos a tapar. Por suerte esta tendencia está cambiando y son cada vez más las mujeres que dicen 'no' a la lupa con la que se examina hasta el detalle sus cuerpos.

La última en rechazar la fuerte presión social a la que se somete el físico de las mujeres ha sido Hilary Duff. La cantante y actriz publicó hace unos días en su cuenta de Instagram una imagen suya en bañador y sin filtros para cargar contra todos los que critican su figura. "Sí, tengo defectos", puede leerse en la entrada que subió junto a la instantánea y en la que también instó a chicas, mujeres y madres de todas las edades a "estar orgullosas" de sus cuerpos.

"Chicas, estemos orgullosas de lo que tenemos y dejemos de gastar un tiempo precioso del día deseando ser diferentes, mejores y perfectas", afirmó Duff antes de soltar un "besadme el culo" a todos aquellos que han criticado su físico y "saben cómo arruinar buenos momentos".

La cantante no ha sido la única en cargar contra los cánones de belleza femeninos. Estos ideales sobrepasan la realidad y son casi imposibles de alcanzar para cualquier mujer si no es con ayuda de los retoques digitales. Inma Cuesta fue una de las primeras actrices españolas en denunciar abiertamente esta realidad hace unos años.

En su cuenta de Instagram, la protagonista de La novia denunció cómo su figura y su rostro habían sido modificados hasta el extremo en una sesión fotográfica para la portada de una revista. "Verte y no reconocerte, descubrir que tu imagen está en manos de personas que tienen un sentido de la belleza absolutamente irreal", criticó la actriz.

Cuesta publicó la foto original y la retocada en su cuenta de Instagram para evidenciar los retoques con Photoshop, que habían adelgazado sus brazos y su figura y alisado su rostro. "La foto de la derecha (...) soy yo al completo, sin trampa ni cartón, Inma entera, la de al lado es una invención, es eso que debería ser... los 'cánones' de belleza que 'deberíamos' seguir", lamentó la actriz en el post.

La también actriz y abanderada del feminismo Emma Watson se negó a modificar su anatomía y utilizar un corsé en la versión de carne y hueso del clásico de Disney La Bella y la Bestia, filme en el que interpreta el papel protagonista. Todo por no ofrecer una imagen irreal del cuerpo femenino con la que pudieran identificarse las más pequeñas y derribar así el arquetipo de princesa ofrecido tradicionalmente por la compañía del ratón.

"En la reinterpretación realizada por Emma, Bella es una princesa con carácter. Ella no quería un vestido que la encorsetara o que impidiera que se moviera en cualquier dirección", explicó la diseñadora del icónico vestido amarillo Jacqueline Durran en declaraciones a Entertainment Weekly.

Hace unos días, la actriz Melanie Olivares publicaba una foto en Instagram para celebrar sus "nuevas curvas" y naturalizar los efectos de la maternidad sobre el cuerpo tres meses después de dar a la luz.

Los 'ángeles' también tienen estrías

Victoria's Secret dio el golpe sobre la mesa, cuando descendió al plano de lo terrenal y dejó ver que hasta sus ángeles tienen estrías. La que es considerada una de las factorías de mujeres perfectas permitió hace unos meses la difusión de unas imágenes en las que se mostraba una imagen más real de sus top models.

En concreto, una instantánea de Jasmine Tooks posando con un conjunto valorado en tres millones de euros y donde la modelo aparece sin retocar, dejando al descubierto unas estrías en su muslo izquierdo. Nada fuera de la realidad y que no luzca cualquier mujer en algún rincón de su cuerpo.

Así lo explicaba hace unos días Paris Jackson, la hija del fallecido Rey del Pop en una entrevista a i-D. "No soy simétrica, no tengo una talla cero, como hamburguesas como una loca y montones y montones de pizza. No entro en las prendas de muestra de los diseñadores, tengo cicatrices y estrías, acné y celulitis. Soy humana, ¡no una muñeca! La mera idea de que todos debemos encajar en un mismo ideal de belleza es indignante y ridícula, porque la 'perfección' es una cuestión de opiniones", afirmó la actriz y modelo.

"¿Embarazada? Sí, de una hamburguesa"

Tampoco fallan las publicaciones que especulan sobre posibles embarazos de personajes públicos en cuanto asoma en ellas una ligera tripa. "Úrsula Corberó, ¿EMBARAZADA? Te mostramos todos los signos que delatan a la actriz", recogía una información publicada en mayo de este año por la revista Cuore. La publicación acompañaba el titular de una imagen de la intérprete sentada en la terraza de un bar.

Corberó no se calló y decidió contestar a la revista a través de su cuenta de Instagram: "Sí, estaba embarazada. De una hamburguesa gourmet y unas patatas fritas con mayonesa. Pero ya parí y el postparto ha ido de maravilla. Gracias", afirmó la actriz en un mensaje irónico.

Los rumores sobre la posible llegada de un bebé también acechan a la cantante Rihanna, que en los últimos meses está enfrentando numerosas críticas en las redes sociales por aumentar de peso. Pero a la artista le da igual y ha respondido con humor a sus detractores a través de su cuenta de Instagram, como en este vídeo en el que aparece comprando ganchitos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?