Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

cerrar

Cultura

CINE | BANDA SONORA

La Cienciología y la guitarra de Radiohead

Jonny Greenwood, guitarrista de Radiohead, vuelve a trabajar en el cine al grabar la banda sonora de The Master de Paul Thomas Anderson

El guitarrista inglés vuelve a trabajar con Paul Thomas Anderson tras colaborar con él en Pozos de ambición y tras grabar la música de la adaptación cinematográfica de Tokio Blues de Murakami.

Radiohead tocará en octubre en Reino Unidos después de cuatro años sin actuar en su tierra natal

A finales de la década anterior Jonny Greenwood figuraba en todas las listas de los mejores guitarristas en activo. El músico, que se incorporó a Radiohead como teclista, se convirtió en pocos años en una de las grandes figuras de la música británica y en un multiinstrumentista apreciado por todos lo que saben del tema. Greenwood es uno de esos músicos que no salen en la portada de NME o que dan jugosas entrevistas hablando de una vida de excesos, más bien es de la clase de artistas que se embarcan en arriesgadas aventuras mostrando una inquietud que va más allá de la del rock star habitual.

Esas inquietudes fueron las que llevaron a Greenwood a empujar a Radiohead a embarcarse en nuevas aventuras sonoras y las que le llevaron a componer una premiada pieza orquestal para la BBC, de la que en la actualidad es compositor residente. Al margen de la música de orquesta, Greenwood ha producido discos de dub y reggae y se ha metido en el mundo del cine como la peculiar y breve aparición que hace junto a Jarvis Cocker (Pulp) tocando en la fiesta adolescente de Harry Potter y el Cáliz de Fuego.

Su reconocimiento en el mundo del cine llegó de la mano del genial Paul Thomas Anderson en la oscura Pozos de ambición para la que Greenwood compuso una banda sonora densa, llena de fuerza y de matices que encaja a la perfección con el clima que Anderson recrea en su obra maestra.

El director quedó tan satisfecho con el trabajo de Greenwood que volvió a contar con él en The Master, una obra tan alabada como criticada y que sin duda será una de esas películas con la etiqueta de "película de culto". Greenwood iba mandando pequeñas partes a Anderson y éste tomaba notas y le sugería direcciones. Así trabajaron hasta que las once piezas compuestas por el guitarrista de Radiohead estuvieron terminadas. El resto de las canciones de la película son piezas de los años 50, época en la que está situada la historia. Los sonidos que el guitarrista crea pueden sonar extraños al escucharlos sin la imagen, es música ambiental concebida para remarcar sensaciones, ideas, sentimientos. Música para situaciones que vuelve a demostrar lo importante que resulta la música en el cine, después de todo, antes de que los actores hablasen ya había música en los teatros.

'La Script': 'The Master' y el guitarrista de Radiohead. 

Escucha el reportaje de Antonio Martíenz con la BSO de 'The Master'.