¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Interior abre una investigación para señalar a quien grabó la conversación

El Ministerio obvia lo importante, el objetivo de la reunión, y se centra en quién grabó la conversación en el despacho del Jorge Fernández Díaz en Madrid

Mariano Rajoy y Jorge Fernandez Díaz, poco antes de su intervención en un foro organizado en Barcelona por 'El Periódico de Catalunya' / /

El contenido no importa pero sí quién grabó esta conversación filtrada al diario Público. El Ministerio del Interior quiere saber quién ha grabado esos audios y obvia lo importante, el contenido de la reunión entre el ministro Jorge Fernández Díaz y el jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña, Daniel de Alfonso, en la que se intentaron forzar investigaciones poco sólidas para incriminar por prevaricación a dirigentes soberanistas de Esquerra Republicana (ERC) y de Convergència (CDC).

El ministro del Interior ha ordenado una investigación a la comisaría de la Policía Judicial, que se va a centrar en quién grabó estas conversaciones en octubre del año 2014 en el despacho de Jorge Fernández Díaz en Madrid y quién las ha filtrado después al diario Público, que publicó este martes la exclusiva.

De las tres hipótesis policiales abiertas ahora mismo en la mesa de los investigadores, la más remota para la Policía Nacional es la posibilidad de que el jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña, David de Alfonso, haya grabado la conversación. De todas formas, como la investigación está abierta tampoco se descarta.

Las dos teorías policiales principales a esta hora son que el teléfono de De Alfonso fuese monitorizado o que la conversación entre ambas partes fuera captada por micrófonos colocados en el despacho de Fernández Díaz.

Para que un teléfono sea monitorizado hace falta que el terminal haya podido ser manipulado, algo que según Daniel de Alfonso podría haber ocurrido porque en las reuniones que mantuvo en el Ministerio del Interior el teléfono siempre se quedó fuera, en la garita de seguridad del edificio. Tampoco se descarta que alguien con acceso al despacho de Jorge Fernández Díaz colocase micrófonos para grabar las conversaciones que se mantenían allí.

El primer dato que la Policía Judicial pide al director adjunto operativo (DAO) en sus diligencias es a instancias de quién se hizo esa reunión en octubre de 2014 y cuántos encuentros tuvieron lugar después para tratar este tema. Se investiga también quién tenía acceso al despacho de Jorge Fernández Díaz en aquella época y quién era el encargado de hacer los barridos telefónicos que periódicamente se llevan a cabo en la sede del Ministerio y en el móvil del ministro.

La investigación se abre ahora pero es prácticamente imposible que se cierre porque han pasado ya dos años desde aquella grabación y los policías que estaban en Asuntos Internos, por ejemplo, han sido relevados tras el caso Nicolay, el del pequeño Nicolás. Si se llega a cerrar, es evidente que no va a ser antes de las elecciones generales del próximo domingo 26 de junio.

Cargando