¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Yihadismo

La Policía alerta de que Dáesh recluta a jóvenes marroquíes para recuperar Al-Andalus

Los últimos informes policiales advierten de que España vuelve a ser señalada como objetivo del grupo terrorista

Operación contra el yihadismo en Valladolid y Murcia en septiembre / ()

Policía y Guardia Civil alertan en sus últimos informes policiales de situación de la amenaza terrorista de una campaña que ha iniciado Dáesh para captar a jóvenes marroquíes y reclutarlos para las filas del grupo terrorista. No es la primera vez que el Estado Islámico recluta a jóvenes marroquíes del norte de Marruecos y en concreto de zonas como Castillejos, Tánger y Tetuán, pero estos informes ahora preocupan porque el objetivo es recuperar Al Andalus.

Según las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado la campaña de reclutamiento se ha iniciado este otoño y todavía se desconoce que alcance ha tenido. Es una de las claves ahora mismo: saber cuántos combatientes han aceptado la oferta del grupo terrorista que en otras ocasiones ha ido acompañada de incentivos económicos que en algunos casos superan los 1.000 dólares mensuales por persona. El reclutamiento se está haciendo a través del aparato propagandístico de Dáesh por medio de las redes sociales y desde zonas de conflicto como Siria e Irak. El grupo terrorista pide gente joven a los que se dirigen como compatriotas de Marruecos necesarios para unirse a la Yihad y recuperar Al Andalus.

La Policía teme que finalmente un gran número de jóvenes marroquíes decidan incorporarse a Dáesh teniendo en cuenta que la parte económica es importante para estos jóvenes desempleados que viven prácticamente de lo que sacan del "menudeo" con el tráfico de hachís. El grupo terrorista ISIS (Estado Islámico) ha perdido posiciones en Siria, pero los expertos antiterroristas no terminan de cuantificar el dinero con el que cuentan. Hace dos años, el sueldo medio mensual de un combatiente procedente de Europa o Marruecos llegaba a los 1.400 dólares. Como adelantó la SER, según el informe policial que recogía estos datos sobre fuentes de financiación y gastos del Estado Islámico, los combatientes extranjeros recibían al mes casi 700 dólares más que los autóctonos, los que residen en los países en conflicto. Además, si estaban casados recibían un bono de pareja de 100 dólares más y si tienen niños, 50 dólares por cada niño.

La radicalización de jóvenes marroquíes y su posterior traslado a Siria para engrosar las filas terroristas preocupa a los servicios de inteligencia españoles y a los de Marruecos. En las últimas horas se ha conocido un auto del juez Eloy Velasco en el que se destapa la existencia de una organización en Marruecos con miembros en España, dedicada a captar objetivos para el autodenominado Estado Islámico y que califica a España como "país opresor".

Los últimos informes policiales elaborados en el último trimestre de este año advierten además de que España vuelve a estar amenazada. Así lo recogen los últimos vídeos difundidos por las productoras oficiales de DAESH. Los territorios mencionados vuelven a ser Córdoba, Sevilla, Granada, Ceuta, Melilla y Játiva.

Entre los últimos vídeos publicados está uno titulado Vengaremos a la España de Fernando, lo juro y lleva el logo de la productora Al Waffa Media, vinculada a Dáesh. Se amenaza a España y a sus ciudadanos y en este caso concreto se realiza un llamamiento a los musulmanes de todo el mundo para que lleven acciones violentas contra españoles. España siempre ha sido objetivo y por tanto escenario recurrente en estos vídeos.

Finalmente, estos informes policiales de balance de amenaza terrorista recuerdan otro colectivo de riesgo contra el que sigue luchando la policía: el conjunto de individuos radicalizados que permanecen en sus países de origen y que pueden activarse ante un llamamiento de la organización terrorista para la comisión autónoma de un ataque terrorista. Según la inteligencia policial, existe una alta probabilidad de la transformación de estas estructuras logísticas en estructuras operativas con capacidad de cometer un atentado en el territorio en el que viven.

Cargando