Los sindicatos exigirán a CEOE un salario mínimo en convenio de 1.000 euros

UGT y CCOO plantearán una subida para el resto de salarios de en torno al 3%

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, durante su participación en un desayuno informativo en el que ha analizado los retos y propuestas del sindicato para 2018. / ()

Las negociaciones para un acuerdo salarial general para 2018 comienzan en unos días (el primer encuentro de los negociadores sindicales y patronales será el día 11), y UGT y CCOO ya tienen preparada su propuesta inicial. Según ha explicado el líder de UGT, plantearán que los salarios mínimos fijados en convenio alcancen este año los 1.000 euros brutos al mes en 14 pagas, y que el resto de salarios suban “en torno a un porcentaje” que ambos sindicatos anunciarán conjuntamente en los próximos días. Fuentes sindicales avanzan que esa cifra se situará alrededor del 3%.

La fijación de este porcentaje se orienta a evitar el bloqueo en la negociación del año pasado, cuando se pusieron sobre la mesa bandas salariales que resultaron ser incompatibles entre sí: los sindicatos planteaban subidas de entre el 1,8% y el 3%, y la patronal entre el 1,2% y el 2,5%. Según Álvarez, el método de la cifra única es “más razonable: proponemos una recomendación que pueda ser mejorada en aquellas empresas y sectores que se encuentren en mejor situación, mientras que por abajo está el límite de 1.000 euros”. Aunque no hay una cifra clara de cuál es el salario mínimo medio de convenio, está por definición algo por encima del salario mínimo general, que este 2018 está en 736 euros en 14 pagas tras el acuerdo alcanzado entre el Gobierno y los agentes sociales a finales de 2017.

Álvarez ha explicado que “hasta ahora no había recomendación, sino un tope máximo: los acuerdos de los últimos años hablaban de subidas ‘hasta’ un dígito. El año pasado, los sindicatos planteábamos que esa fórmula no estaba ni de lejos de acuerdo con las necesidades de los trabajadores ni con las posibilidades económicas del país: al final, siempre quedábamos muy por debajo del dígito fijado. Ahora, lo que planteamos es un mínimo (los 1.000 euros) y fijar la fórmula general de manera más abierta, con una cifra de referencia en la que se tengan en cuenta indicadores como la inflación, la necesaria recuperación de poder adquisitivo de los trabajadores y la evolución de la productividad”.

Para Álvarez, conseguir un acuerdo con la patronal a partir de estas premisas será difícil: “creo que sin movilizaciones, lograr el acuerdo será una tarea casi imposible; pero nuestra fórmula nos permite enganchar con muchos trabajadores y trabajadores en torno a esa ‘cifra mágica’ de los 1.000 euros, con la que se pueden sentir muy identificados para luchar por conseguirlos”.

A finales de diciembre, sindicatos y empresarios acordaron reunirse quincenalmente para tratar de fijar, en los primeros meses del año, un acuerdo sobre salarios y otras materias laborales con las que orientar a los negociadores de los convenios en las empresas y en los sectores. Tras el encuentro del día 11, el siguiente se celebrará el 25 de enero.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?