¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

final de la EUROPA LEAGUE

El Atlético contará con el aliento de 10.300 aficionados en la final de Lyon

Se han quedado sin vender 1.200 de las 11.554 entradas que tenía el club rojiblanco

Aficionados del Atlético en el partido ante el Arsenal en el Wanda Metropolitano. / ()

La afición del Atlético de Madrid prepara la maleta para asistir a su quinta final europea de la última década. El equipaje va cargado de ilusión por ver otra vez al Atleti levantar un título europeo seis años después de la final de Bucarest y sacarse la espina clavada de las dos finales perdidas en la Liga de Campeones.

Las dos veces que los madrileños jugaron la final de la segunda competición europea se llevaron el título y con esa confianza se desplazará la marea rojiblanca a Lyon, una ciudad de infame recuerdo tras la Recopa de Europa perdida en 1986 y que será recordada en forma de mosaico este miércoles antes del partido.

En total, 10.300 aficionados animarán al equipo desde la grada. Se han quedado sin vender 1.200 localidades de las 11.554 que tenía el club para repartir a sus aficionados.

Los motivos por los que no se han agotado son múltiples: desde la forma de vender las entradas de forma personal y nominal que dificulta el acceso de terceras personas, a la forma escalonada que ha hecho que muchos no se atrevieran a cerrar un desplazamiento por miedo a no tener entrada, el temor a la violencia que se pueda general entre los radicales de los diferentes grupos ultras o al hecho de jugarse en miércoles y no poder escapar de la rutina.

También hay quién se lo piensa más a la hora de volver a una final de la Europa League tras jugar dos de Liga de Campeones y aspirar a ver a su equipo ganar la competición que le falta.

Los más rápidos ya han llegado a Lyon con tiempo suficiente para disfrutar de una nueva localidad que puede entrar en la historia rojiblanca pero la gran mayoría se desplazarán entre el martes y el miércoles. Vuelos chárter, vuelos regulares con escala en otro país, travesía en autobús o en coche particular, son muchas las opciones elegidas para cubrir los 1.200 kilómetros que separan Madrid de Lyon.

El objetivo de todos es el mismo: regresar con el otro título europeo que mantenga al Atlético en la cumbre del fútbol continental.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?