¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Susbríbete a nuestra newsletter

Todo lo que necesitas saber sobre el té

¿Aún crees que el rooibos es té rojo? ¿No tienes ni idea de lo que es el rooibos? Te contamos todo lo necesario para que infusiones adecuadadamente: desde el emperador chino Shen Nung hasta las bolsitas de té de marca blanca

Qué bien entra una taza té calentito... /

España es un país eminentemente cafetero, pero cada vez son más quienes se pasan al o, al menos, los que deciden tomarse uno de vez en cuando. El problema viene cuando nos hacen elegir entre una enorme cantidad de productos con siglos de historia de los que, sin embargo, no sabemos prácticamente nada y que, además, suelen tener nombres difíciles de pronunciar. Ahí va una ayudita...

Los orígenes del té

Lourdes March cuenta en su imprescindible Los secretos de la compra que el origen del té se remonta al año 2737 aC, cuando el emperador chino Shen Nung, preocupado por su salud, había ordenado hervir el agua antes de beberla. Pero resulta que, muy cerca del recipiente, había un arbusto, el camellia thea, del que cayeron algunas hojas secas que transformaron ese agua en una infusión. En el libro de medicina Pen Ts'ao, supuestamente firmado por él, se describe por primera vez una bebida llamada T'u que "quita la sed, disuelve el sueño y anima el corazón". Poco a poco fue extendiéndose entre la nobleza, los monjes y los intelectuales y, mucho más tarde, acabó convirtiéndose en una bebida popular.

¿Cuál fue la primera marca de té?

La argentina Victoria Bisogno, fundadora y presidenta de El Club del Té, señala que, según los registros disponibles, la primera compañía que importó un cargamento de té asiático fue la Compañía Holandesa de las Indias Orientales... ¡en 1606!

Diferentes colores, misma planta

El arbusto camellia sinensis suele cultivarse en zonas tropicales, a alturas que van de los 1.200 a los 2.000 metros. Sus hojas siempre son verdes, pero al tratarlas de diferentes formas adquieren distintos colores. El té negro debe su color a que las hojas, después de secarse, fermentan. Y en el caso del té rojo pu-erh, las fermentaciones pueden ser de hasta 60 años, por lo que la planta acaba adquiriendo tonos cobrizos. Para el té blanco y el té verde, en cambio, solo se utilizan hojas solo secas. Y la oxidación hace que el té chino oolong, a medio camino entre el té verde y el té negro, adquiere tonos cercanos al azul.

Actualmente, tres cuartas partes de la producción de té corresponde al té negro, pero en China y Japón se sigue tomando más té verde. La obsesión nipona por el té matcha (un té verde machacado), de hecho, ¡ha llegado hasta las tabletas de KitKat!

Propiedades del té

El té contiene alcaloides con acciones estimulantes y también sustancias tánicas, teína (aunque también los hay desteínados), teofilina, vitaminas del grupo B y sales minerales: calcio, sodio, potasio, magnesio, hierro, cobre, fosfatos y flúor. Si no añadimos leche ni azúcar, una taza de té contiene solo dos calorías, y si nos lo tomamos a la hora de merendar, probablemente nos apetezca una cena más ligera. El té verde es uno de los que más propiedades saludables reúne. Su acción anticancerígena, además, presenta sinergias con la cúrcuma, el jengibre o las setas. Pero tiene efecto astringente y puede dificultar la absorción de hierro o vitamina B1.

Temperatura y tiempo

No hay una fórmula maestra que valga para todas las infusiones. La preparación de cada una requiere un tiempo y una temperatura específica. Si no se cumplen, pueden aparecer sabores desagradables. La argentina Victoria Bisogno, fundadora y presidenta de El Club del Té, señala que "el té verde es el más delicado" porque necesita una infusión de 1 o 2 minutos en agua a 70 u 80 grados centígrados. Si lo infusionásemos con agua hirviendo durante 5 minutos, el amargor resultante hará que sea casi imposible no echar mano de leche y/o azúcar.

¿Un té de menta o de manzanilla?

El Diccionario de la Real Academia de la Lengua recoge cinco acepciones para la palabra té. Las tres primeras hacen referencia a la planta, la hoja y la infusión. La cuarta se centra en lo social: "reunión de personas que se celebra por la tarde y durante la cual se sirve un refrigerio del que forma parte el té". La quinta, por su parte, indica que en América Latina se usa como sinónimo genérico de infusión.

El tamaño importa

Victoria Bisogno, autora de varios libros sobre la cultura del té, explica que "en occidente tomamos el té en grandes tazas, como el mug del desayuno,  que suele medir 8-10 cm de diámetro y 10-13 de alto, mientras que en China, donde lo inventaron, beben té en cuencos muy pequeñitos, de alrededor de 5 cm de diámetro y 2,5 de alto". En el país asiático, además, "la ceremonia china del té utiliza también una tetera muy pequeña", lo cual, desde su punto de vista, simboliza que "lo bueno es escaso, se aprecia en pequeñas cantidades y debe disfrutarse despacito", dándole el tiempo que corresponde. El té, dice "es un alimento para el espíritu".

La historia que hay detrás del Tea Party

Hasta la irrupción de Donald Trump, el Tea Party representaba el ala más estridente y antipática del Partido Republicano de EE UU. Pero, ¿a qué se debe el nombre? Pues al Motín del té de Boston, de 1773, cuando un grupo de colonos decidió protestar contra la política fiscal el Gobierno del Reino Unido arrojando al mar un cargamento de té. Muchos historiadores consideran este hecho como un precedente de la Guerra de Independencia, que oficialmente empezó en 1775.

Si quieres molar, toma té

PARA APRENDER...

El Club del Té organiza cursos de formación en Buenos Aires, Madrid y Barcelona, tanto de 'tea sommelier' como de 'tea blending'. Consulta las fechas actualizadas en su página web.

Tomarse un té es barato y saludable porque permite evitar dos de los principales tabús alimentarios de nuestro tiempo: el alcohol y el azúcar. Quizá por eso las empresas del sector hablea de un crecimiento sostenido que ronda el 10 % anual. Las tiendas que venden té a granel han ido proliferando y cada vez más restaurantes y coctelerías incluyen una amplia selección de tés en su carta. No hay datos muy detallados, pero todo apunta a que los 100 gramos de infusiones por persona y año han ido aumentando... y que lo seguirán haciendo.

El té rojo (sudafricano) no es té

En las tiendas de té a granel no suele faltar el rooibos, una planta de origen sudafricano rica en antioxidantes y sin teína que se utiliza para hacer infuisiones y a la que mucha gente también llama té rojo, pero que en realidad no lo es.

¿De dónde viene el té de las cinco?

Según detalla Victoria Bisogno, la tan británica costumbre de tomar el té procede de realeza: "Cuando Catarina de Bragança, princesa de Portugal, se casó con el rey Carlos II, en 1662, llevó a Inglaterra un pequeño cofre lleno de té chino [...]. Catarina comenzó a servir té a sus damas en la corte, con lo que ellas también comenzaron a tomarlo. ¡Catarina había comenzado una nueva moda!".

Ya a mediados del siglo XIX, a la sétptima duquesa de Bedford se le hacía muy largo el tiempo entre el almuerzo de mediodía y la cena, por lo que decidió adelantar a la tarde el té que, hasta entonces, solía tomar antes de irse a dormir. "No fue la primera persona en tomar té entre comidas, pero se escribió sobre ella, por lo que se hizo famosa por afternoon tea y la costumbre se puso de moda", cuenta Bisogno. "Sin embargo, se cree que fue la reina Victoria la que impuso la costumbre de tomar el té a las 5. Durante su reinado (1837-1901), según se dice, entre las 4 y las 6 pm, las calles quedaban desiertas", asegura. Hoy en día, al ceremonia del té de las cinco solo se celebra en grandes hoteles y durante el fin de semana.

El arte del blending

Cuenta Victoria Bisogno que los tea blends son mezclas de distintas infusiones con frutas, hierbas, especias y esencias cuidadosamente seleccionadas y combinadas para obtener una bebida con aroma, sabor y cuerpo especial para cada persona, para cada momento o con un encanto en particular. Ella, de hecho, defiende que el tea blending no solo es un arte sino que requiere "conocimientos, técnicas específicas, pequeños trucos y experiencia". Los blends más famosos son el Earl Grey (té negro con extracto de bergamota), el English Breakfast (generalmente, mezcla de tés negros de Assam, Ceylon, Kenia y, a veces, Keemun), y el Russian Caravan (mezcla de Keemun y Lapsang Souchong).

También se consume muchísimo el Masala Chai, una mezcla de la India compuesta por té negro de Assam y especias como canela, clavo, cardamomo o jengibre. Y en Japón y China se bebe genmaicha, mezcla de té verde de bancha y arroz tostado. Últimamente muchas empresas están apostando por nombres comerciales más cercanos, como Reunión de amigas o Tarde de domingo.

Las marcas más vendidas en España

El último informe de la revista Alimarket sobre tés e infusiones confirma que el consumo de estos productos sigue creciendo en España, con un volumen de ventas que en 2016 rondó los 146 millones de euros. Las cuatro principales empresas del sector son Pompadour (que también recurre a la marca Sir Winston Tea y produce marca blanca), seguida de Martínez y Cantó (marca blanca), Hornimans y Plantafarm. El té de bolsa no es necesariamente peor que el que se vende a granel, pero ahorra el ritual de preparación, que puede ser un deleite en sí mismo.

Las bolsas de té, una obra maestra del diseño

Según leemos en Mateschef, Terence Riley, del MOMA de Nueva York, decidió incluir las bolsas de té en su lista de los 10 pequeños grandes objetos del diseño munidal. "Posiblemente la inventó un individualista inglés amante de las proporciones justas. Cada cosa en su sitio y dispuesta en cualquier momento. La dosis unitaria necesaria e identificada. El ahorro de otros instrumentos auxiliares. La papiroflexia aplicada al packging", dijo al respecto.

Premios Mundiales del Té

El té cuenta con sus propia gala de los Oscar, solo que se llama World Tea Awards y en España llega solo a los que están metidos en el mundillo de las infusiones. En la última edición se premió a Chado Tea Room como Mejor Tienda, a El Club del Té como Mejor Comunidad y Mejor Actividad en Redes Sociales, a T Ching como Mejor Blog, o a Harney & Son como Mejor Marca de Té.

Cargando